CONFLICTIVIDAD

Sector Tránsito de la Intendencia de Montevideo se declaró en conflicto

Luego de una asamblea que duró varias horas, los funcionarios decidieron declararse en conflicto por la privatización del examen médico para obtener la libreta de conducir.

Inspectores municipales. Foto: Darwin Borrelli
Inspectores municipales. Foto: Darwin Borrelli

Los funcionarios del Departamento de Movilidad Urbana de la Intendencia de Montevideo decidieron ayer, luego de una asamblea que duró varias horas, declararse en conflicto por la privatización del examen médico para obtener la libreta de conducir. Como primera medida, la asamblea fijó un paro general para el sector el próximo jueves, que abarcará la expedición de libretas, el servicio de inspectores, el monitoreo de las cámaras de tránsito y los trámites de empadronamiento que se hacen en la calle Pedernal, entre otras áreas.

Fuentes municipales dijeron a El País que la privatización de las certificaciones médicas es “una decisión del Congreso de Intendentes para todo el país”. También indicaron que Adeom planteó la idea de tomar más personal para hacer la tarea y disminuir el atraso que existe en la entrega de libretas a causa de la pandemia. “Pero es difícil tomar más funcionarios para una situación puntual, porque es gente que después se queda”, agregaron las fuentes.

El miércoles, tras reunirse con Adeom, la intendenta electa, Carolina Cosse, declaró que no es partidaria de que la evaluación psicofísica de los conductores sea realizada por empresas privadas.

La secretaria general de Adeom, Valeria Ripoll, dijo ayer a El País que el paro del próximo jueves incluirá una concentración de trabajadores en el Palacio Municipal.

"Perjuicios".

Por su parte el presidente de Adeom, Eduardo Vignolo, señaló que las empresas privadas cobran $ 2.200 por el certificado médico para obtener la libreta y que en la intendencia el costo es de $ 500.

Ripoll agregó: “Lo que nos enteramos ahora es que las empresas que dan los certificados empezaron a agendar para dentro de un mes. O sea que si siguen demorando, revertir esto va a ser cada vez más difícil”.

“También están atendiendo gente mayor de 75 años, pero si al llegar tienen problemas de salud, los mandan para la intendencia. Y generalmente estas personas tienen algún problema de visión o de salud. O sea que más que solucionar, esto complica”, destacó la secretaria general del sindicato.

Según informó la IMM, el objetivo de la privatización es “brindar soluciones a los atrasos originados por la emergencia sanitaria”. Fuentes de Adeom aseguraron que son “miles” las libretas atrasadas.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados