FRIGORÍFICOS

PUL asegura que reabrirá su planta dentro de un mes

El sindicato cree que su cierre temporal se debe a la poca faena.

140 trabajadores de PUL fueron enviados al seguro de paro. Foto: Darwin Borrelli.
Foto: Darwin Borrelli

El sindicato del importante frigorífico exportador PUL, de Cerro Largo, cree que la planta retomará su operativa a un ritmo normal dentro de un mes. Su presidente, Guzmán Rivero, dijo a El País que prácticamente todo el personal de la empresa, unas 600 personas, está o gozando de la licencia anual (alrededor del 70%) o en seguro de paro. La decisión se debe a la falta de ganado para faena y es un tipo de medida habitual en los grupos como el brasileño Minerva (que controla también los frigoríficos Carrasco y Canelones) que tiene la capacidad de direccionar ganado a sus otros establecimientos. La aguda falta de agua en algunas zonas del país durante el verano es un factor que incide para que haya habido una merma en el ganado para faena. "Es la operativa normal de las empresas que tienen varios frigoríficos como Marfrig (también brasileño) o Minerva. Paran una planta fuera de zafra, se manejan así. Es algo normal. No nos había pasado todavía aunque en los otros dos frigoríficos pasa normalmente. Es una realidad que se venía venir. Lo atribuimos a una falta de ganado preparado y a los precios. Es un tema de la coyuntura del negocio", señaló el sindicalista. La reapertura se realizaría con todo el personal, aseguró Rivero.

Por otro lado, PUL continúo ayer con las tratativas que mantiene con el sindicato en el Ministerio de Trabajo para negociar un nuevo convenio. Rivero dijo que el sindicato pretende mejoras diferenciales para el personal de limpieza y mantenimiento. El convenio en el frigorífico PUL venció hace dos años. En julio del año pasado hubo un envío al seguro de paro de menor cuantía, que abarcó a 140 personas. El sindicato argumentó en ese momento que se trataba de una medida antisindical. Ese mismo mes un acuerdo dejó sin efecto el envío.

Por otro lado, en la ronda de tratativas salariales que recién comenzó, los sindicatos de la industria de la carne plantearon con claridad que entienden que este rubro debe considerarse como un sector "dinámico". Por ese motivo, las empresas deberían acceder a otorgar incrementos en términos reales.

En la industria cárnica trabajan alrededor de 12.000 personas, de las cuales al menos la mitad está agremiada.

Actualmente su histórico gremio, la Foica, está dividido entre el Foica-Ciudad Vieja y Foica-Cerro. En la denominada Foica-Cerro es muy fuerte la presencia de sindicalistas del Partido Comunista.

Tanto los frigoríficos del grupo Minerva como Marfrig tienen un fuerte sesgo exportador y están habilitados en los principales mercados.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º