Interna sindical

Una nueva corriente del Pit-Cnt es más crítica con el gobierno

La alianza entre Joselo López, Read y los municipales quiere ser el 40%.

Acercamiento: Richard Read y Joselo López, distanciados en algún momento, impulsaron el acuerdo sindical. Foto: archivo El País.
Acercamiento: Richard Read y Joselo López, distanciados en algún momento, impulsaron el acuerdo sindical. Foto: archivo El País.

En lucha". El nombre que seguramente adoptará la nueva alianza sindical producto del entendimiento entre municipa-les montevideanos de Adeom, los públicos de COFE, el sindicato de la bebida y otros gremios, da la pauta de lo que será la forma de actuar de por lo menos el 30% de la central sindical en esta etapa poscongreso del Pit-Cnt. La corriente quiere además coordinar con el llamado "grupo de los ocho" y si lo logra, el peso de las corrientes más críticas en la central sindical del gobierno se incrementará todavía más y rondaría el 40%.

La corriente será presentada el 21 de junio en un acto en el que hablarán Joselo López, de COFE; Valeria Ripoll, secretaria general de Adeom; Fernando Ferreira, presidente del sindicato de la bebida (FOEB) y Martín Pereira, sindicalista de la salud pública. Los cuatro integran el secretariado ejecutivo del Pit-Cnt y comparten algunas posturas básicas: la central debe reivindicar siempre su independencia de clase, distanciándose de cualquier alineamiento con el gobierno; los gremios más pequeños deben mantener su incidencia a través de la Mesa Representativa y debe evitarse la burocratización de la organización sindical. Esta corriente recibe también el apoyo de muchos municipales del interior.

Fernando Ferreira, presidente del sindicato de la bebida y cercano al histórico dirigente Richard Read que impulsa el agrupamiento, dijo a El País que el grupo está satisfecho por haber incorporado al sindicato municipal —que tiene alrededor de 6.400 afiliados— porque había llegado a barajar la idea de abandonar el Pit por considerar que no le daba suficiente apoyo en sus movilizaciones. Destacó que ha habido "un salto en la calidad" de las medidas que adoptan los municipales porque ahora el gremio pone mayor cuidado en no afectar a la población. Ferreira, quien integra el Partido Socialista de los Trabajadores, explicó que se busca rescatar los principios de la "vieja CNT, de unidad en la diversidad, autonomía y democracia sindical".

Una columna vertebral del nuevo movimiento es COFE, cuyo referente, Joselo López (del sindicato del INAU), hace años que marca diferencias con los sindicalistas comunistas y de la moderada "Articulación" por considerarlos demasiado cercanos al gobierno. Habitualmente pide medidas más duras que la mayoría. De todas maneras, el acercamiento de Read con López es llamativo, porque el primero había cuestionado al sindicalista de INAU luego de que la Justicia investigase a trabajadores del organismo por golpear a internos. En la filmación que mostraba la golpiza aparecía López mirando lo que ocurría, aunque no participaba.

Algunos puntos unen a Read y López como, por ejemplo, las críticas al gobierno venezolano, al que "Articulación" y el Partido Comunista se han rehusado a condenar una y otra vez. Read también ha criticado mucho al gobierno nicaragüense de Daniel Ortega, otrora ícono de la izquierda uruguaya. De hecho, Read sostiene que lo que debe definir al movimiento sindical es ser clasista, no ser de izquierda.

El polo de López y Read su-ma ahora a Adeom y a su secretaria general, Valeria Ripoll, habitualmente muy crítica de la gestión municipal del intendente Daniel Martínez.

Ripoll dijo a El País que "hay muchas cosas con las que no estamos de acuerdo, hay trabajadores que no se sienten representados" por las corrientes mayoritarias. Cuestiona la postura de comunistas y "Articulación" de que el gobierno y el movimiento sindical forman parte del mismo bloque social y político de los cambios. "Nos diferencia la caracterización del momento y del gobierno. Hay grandes diferencias. Respetamos la mayoría que tienen, pero no lograron en el congreso la mayoría que pensaban que iban a tener. Aunque ahora la corriente mayoritaria se pronuncia más porque es imposible para nadie en el Pit-Cnt defender esta Rendición de Cuentas", señaló.

Para Ripoll, la Mesa Representativa del Pit-Cnt debe ser el órgano más jerarquizado de la central, por lo que se opone a disminuir su número de miembros, como pretendían las agrupaciones mayoritarias, para avanzar hacia una estructura de federaciones por ramas de actividad. Si se hiciera eso "podría llegar a generar un fraccionamiento, un lugar paralelo" para la acción sindical, dice Ripoll.

La sindicalista opinó que hay un riesgo de que el Pit-Cnt se burocratice y marcó que no está de acuerdo en que existan las figuras de presidente y secretario general. "El Pit-Cnt no es una central, es una convención y un plenario", sostuvo.

Adeom critica cercanía sindical al oficialismo

Para la secretaria general de Adeom, Valeria Ripoll, "la gota que derramó el vaso" fue la falta de apoyo de la mayoría del Pit-Cnt a su gremio cuando por cuatro veces concurrió al secretariado de la central a denunciar que la intendencia montevideana amenazaba con declaratorias de esencialidad. Ripoll dice que no pretendían el apoyo del Secretariado Ejecutivo a medidas puntuales de Adeom, pero sí que fuera "contundente" con cualquier posible esencialidad y admitió que se sintió defraudada.

Ripoll es dura con el intendente montevideano Daniel Martínez y entiende que el Pit-Cnt no debería definir sus estrategias en función de ayudar las chances electores del oficialismo. "La limpieza en Montevideo es un caos. La responsable de que no se levante la mugre es la administración. Cada diciembre es igual al otro por más que no haya medidas del sindicato", sostuvo. La sindicalista cuestiona también que el servicio privado de recolección en Montevideo sea más eficiente que el público y refuta los cálculos de la comuna en ese sentido.

EL ESCENARIO

Unanimidad en rechazo a rendición

El presidente del Pit-Cnt, Fernando Pereira, siempre destaca las mejoras que, a su juicio, han logrado los trabajadores durante el gobierno frenteamplista, pero la semana pasada debió asumir un rol claramente crítico, luego de que el gobierno difundiera su propuesta de Rendición de Cuentas. Pereira recordó a El País que todos los partidos y la organización Eduy21 coinciden en que las transformaciones educativas necesitan un presupuesto al menos equivalente al 6% del Producto Interno Bruto y que la propuesta oficial que- da lejos de ese porcentaje (5,1%). "Nos vamos a reunir con todas las bancadas. Haremos todo lo que esté a nuestro alcance, sin ahorrar ninguna tarea. Vamos a tratar de que haya una modificación. Vamos a hacer el gesto más político que puede hacer el Pit-Cnt que es un paro general", señaló.

"Por quinto año consecutivo no hay un vintén de aumento para la salud. No se crean cargos nuevos para escuelas que se están construyendo. Hay 100 escuelas sin auxiliar, por lo que las maestras deben cocinar y limpiar. Creemos que no se tomaron medidas para obtener recursos financieros", sostuvo.

El Pit-Cnt criticó al gobierno porque (como ha ocurrido otras veces) abrió la instancia de negociación con los sindicatos públicos muy poco tiempo antes del vencimien-to del plazo constitucional que tiene el Poder Ejecutivo para presentar el proyecto de Rendición de Cuentas (30 de junio).

Pereira cree que se debe considerar subir los impuestos a los sectores más pudientes para obtener recursos para incrementar las partidas a la educación y la salud y para el Sistema de Cuidados (algo que el gobierno explícitamente descartó). Y recuerda Pereira que ya el actual gobierno modificó su promesa de no aumentar los impuestos cuando introdujo cambios al Impuesto a la Renta de las Personas Físicas. Propugna cambios al IRAE, al Impuesto al Patrimonio y a la tributación sobre las herencias.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)