Consejos de salarios

Esfuerzo para destrabar negociación

A instancias del Pit-Cnt, el Poder Ejecutivo convocó para el próximo jueves por la tarde a una reunión del Consejo Superior Tripartito para destrabar las conversaciones salariales tripartitas.

Milton Castellano, director del Instituto Cuesta Duarte. Foto: Ariel  Colmegna
Milton Castellano, director del Instituto Cuesta Duarte. Foto:archivo El País

Las cámaras empresariales se opusieron al llamado. Milton Castellano, director del instituto "Cuesta Duarte" de la central sindical, dijo a El País que solamente el 40% de las mesas instaladas (son poco más de 190 en total) han cerrado y señaló que preocupa que no lo hayan hecho varios grupos claves para la temporada turística como el transporte interdepartamental, la hotelería, los restaurantes además de prácticamente todo el comercio y el sector metalúrgico.

Las cinco principales cámaras empresariales se retiraron de las conversaciones salariales tripartitas molestas con el gobierno y ahora están a la espera de que este laude los aumentos a pagar.

Por su lado, el director de Trabajo, Jorge Mesa, ya había dicho al semanario "Búsqueda" que el gobierno quería "ir cerrando" los grupos.

Fernando Ferreira, el presidente del sindicato de la bebida, comentó a El País que en el Pit se percibe que esta ronda ha sido más lenta que otras anteriores y señaló que en su gran mayoría, las mesas que cerraron lo hicieron ubicándose en el sector intermedio que implica ajustes anuales de 7,5% y 7%, por debajo de la inflación que en los últimos doce meses se ubica en 8,01%. Pocos grupos como el de la banca privada y los de la mayor parte de la bebidas se ubicaron en el sector dinámico, para el cual los ajustes aconsejados por el gobierno son 8,5% en el primer año de vigencia del convenio y de 8% en el segundo. "Incluso en los sectores clasificados como dinámicos pueden llegar a tener pérdida", dijo Ferreira.

Por su parte, Castellano se quejó de que hay "escasa voluntad" de acordar de parte de las empresas. "No queremos el conflicto. El escenario es complicado. Hay sectores muy sensibles que no acordaron y deben hacerlo con retroactividad a julio y se acumulan aguinaldos y eventualmente salarios vacacionales. Los sindicatos no están planteando locuras pero las empresas sin dudas están más duras. Esta ronda tiene como fundamento mantener lo que se tenía, mejorar condiciones de trabajo, no va a tener consecuencias sobre el salario real", reconoció Castellano. Hay indicios, entonces, de que en muchos casos los sindicatos dieron prioridad al mantenimiento del empleo sobre el salario.

La actual es la ronda de conversaciones tripartitas con más trabajadores involucrados desde que se crearon los Consejos de Salarios en 1943.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)