La situación financiera de Maldonado

En seis meses, FA dejó un déficit por US$ 50:

Enrique Antía heredó una gestión con US$ 100 millones en rojo.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
La situación financiera de la Intendencia condiciona a Enrique Antía. Foto. R. Figueredo

Casi la mitad del déficit de US$ 100 millones que tiene la Intendencia de Maldonado corresponde a los últimos seis meses de la anterior gestión del Frente Amplio. Luis Eduardo Pereira, director de Hacienda de la Intendencia de Maldonado, dijo a El País que la administración de Enrique Antía (Partido Nacional) heredó una situación financiera complicada, porque durante la gestión del Frente Amplio "la deuda fue aumentando paulatinamente" al punto de que hoy la comuna tiene un déficit acumulado de unos US$ 100 millones. La mitad de este déficit se registró en la primera mitad del año, es decir en los últimos seis meses de la administración del Frente Amplio.

Según Pereira, la recaudación de enero y febrero de 2016 se destinará a cancelar esta deuda, por lo que "el sobrante de caja será mucho menor".

"Además la administración anterior asumió una serie de compromisos cuyo pago deberemos afrontar inexorablemente a partir de febrero o marzo próximos", agregó.

Entre estos compromisos, mencionó deudas por equipamiento, obras viales, de infraestructura, todo lo cual implicará unos US$ 15 millones, según el director de Hacienda de Maldonado. "Del mismo modo, habrá que abonar el saldo de la autopista y una serie de deudas con otras instituciones, así como atrasos con proveedores, para lo cual se necesitarán unos US$ 38 millones adicionales", explicó. Según Pereira, "para honrar como es debido los compromisos contraídos, según la tradición de nuestro país, esto nos llevará a tomar deudas más grandes y por períodos más prolongados, solo la amortización más intereses de deuda con los proveedores heredados implicarán una erogación de US$ 50 millones, que de otra manera serían destinados a obras y otros fines sociales".

"Con un escenario de esta naturaleza, queda muy claro que debemos manejarnos con extrema prudencia y una enorme restricción financiera, fruto, a mi juicio, de un irresponsable endeudamiento y una total falta de planificación financiera por parte del gobierno saliente", afirmó el funcionario.

Antía encomendó dos auditorías sobre la situación de la Intendencia de Maldonado. Una privada y otra al Tribunal de Cuentas.

El director de Hacienda dijo que estas auditorías "nos permiten ver que el gobierno anterior gastó mucho y mal dejándonos un rojo de casi US$ 100 millones".

Pereira informó que a diciembre de 2014 los auditores del Tribunal de Cuentas confirmaron una deuda acumulada por US$ 45 millones, y que ese déficit se ha duplicado durante el primer semestre de 2015, "afectado especialmente por deudas en un rubro infrecuente como el caso de US$ 29 millones en juicios y demandas".

"El pasado gobierno izquierdista no puede administrar absolutamente nada en ningún rubro existente en el planeta; ha quedado suficientemente demostrada su incapacidad, desconocimiento e ignorancia, sin entrar a emitir ningún juicio de valor sobre algunas cuestiones donde existen fundadas dudas sobre la rectitud en la administración de los dineros públicos", afirmó Pereira.

Antía envió a la Junta Departamental un proyecto de fideicomiso por US$ 80 millones. Sin embargo, no tiene los votos para aprobarlo.

"La izquierda nos bloquea con sus votos en contra", dijo Pereira.

Presupuesto "muy austero" y bajo presión de los acreedores.


El proyecto de presupuesto quinquenal que el intendente Enrique Antía enviará a la Junta Departamental de Maldonado antes del 8 de enero, será "mucho más austero" de lo que se esperaba. El director de Hacienda, Luis Eduardo Pereira, dijo a El País que tienen analizando algunas alternativas de financiamiento para el presupuesto desde hace unas cuantas semanas, "porque somos previsores y los gobiernos deben tener siempre pensada más de una opción".

"Resulta lamentable que los que nos metieron en este lío, despilfarrando el dinero sin hacer nada —basta ver el estado de los museos, las terminales de ómnibus, el edificio central, el parque de maquinaria vial— ahora nos niegan sus votos boicoteando la propuesta", sostuvo Pereira sobre el proyecto de fideicomiso que el intendente Antía envió a la Junta Departamental pero que el Frente Amplio no vota.

"Es bueno recordar que para este período de gobierno se habían previsto US$ 50 millones para amortizar las deudas heredadas y sus intereses, pero ahora con la actitud de la izquierda nos hace partir de menos US$ 130 millones", afirmó.

"Lamentablemente en estos cinco años una parte muy importante de nuestro tiempo la insumirá mantener el foco central en la gestión financiera; en ciertos casos estaremos sometidos a los avatares del corto plazo en los mercados, y es factible que los acreedores nos exijan cancelaciones anticipadas de deudas y esto nos impida hacer ciertas obras, pero estamos seguros que nuestra administración logrará sus objetivos como siempre lo hizo, por su capacidad técnica, su vocación de servicio y su enorme experiencia en administración gubernamental", sostuvo Pereira.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados