FERNANDO GIL

Obispo de Salto internado por tumor

El obispo, ordenado en setiembre del año pasado tras ser nombrado por el Papa dos meses antes, es oriundo de Argentina.

Obispo de Salto, Fernando Miguel Gil. Foto: Iglesia Católica
Desde el Obispado salteño se ha informado que Gil padece un tumor cerebral. Foto: Iglesia Católica

El obispo de la Diócesis de Salto, Monseñor Fernando Gil, se encuentra internado en un centro asistencial de salud en Buenos Aires, al cual ingresó para su atención a su arribo de un viaje a Italia tras reunirse con el Papa Francisco, junto a otros prelados de su jerarquía que fueran ordenados en los últimos meses.

Desde el Obispado salteño se ha informado que Gil padece un tumor cerebral y se encuentra en el sanatorio Austral del vecino país. Allí se le practicará una intervención quirúrgica en las próximas horas para determinar la entidad de la lesión que tiene.

Según supo El País, el obispo adelantó su viaje de retorno desde Roma al notar un quebranto en su estado de salud luego de realizar consultas con médicos del Vaticano. Decidió viajar a Buenos Aires porque en la clínica Austral trabaja su médico de cabecera y también por razones familiares.

Un comunicado difundido por la Diócesis de Salto, firmado por el vicario general, presbítero Carlos Silva Guillama, dice lo siguiente: “Nos estamos comunicando con él diariamente y nos ha reiterado que desea ardientemente regresar cuanto antes a la diócesis. Porque na-da es imposible para Dios (Lucas 1) pedimos una vez más oraciones por su salud”.

El obispo, ordenado en setiembre del año pasado tras ser nombrado por el Papa dos meses antes, es oriundo de Argentina. Sin embargo, posee una estrecha vinculación familiar en Uruguay y hasta antes de su designación por la máxima autoridad eclesiástica se desempeñaba como párroco en la Iglesia en Merlo, en la Provincia de Buenos Aires.

Su tío, el obispo Daniel Gil, también fue Obispo de la Diócesis de Salto hasta setiembre de 2006. A ese cargo renunció al cumplir 75 años y permaneció hasta sus últimos días en el departamento. Cuando era joven, Gil lo visitaba en esta ciudad.

El obispo fue ordenado sacerdote de 1983. En 1986 obtuvo la licenciatura en Teología y luego se doctoró en Historia de la Teología por la Universidad Gregoriana de Roma.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)