MELO 

Investigan la muerte por desnutrición de una bebé en Cerro Largo

Falleció antes de ingresar al hospital de Melo. Su hermana gemela está internada en el Pereira Rossell de Montevideo.

Puerta de ingreso al Hospital de Melo. Foto: Néstor Araújo
Cuando la madre llegó con sus bebés, una de las dos gemelas ya había fallecido. Foto: Néstor Araújo

Viernes por la tardecita. En Melo, la capital de Cerro Largo, no había más de 11°C cuando la madre llevó a sus bebés gemelas a la urgencia del hospital departamental. Hacía rato que respiraban mal, estaban con las manos y los pies fríos. No demoró más de 20 minutos en llegar. Pero cuando ingresó al centro de salud, una de las dos pequeñas ya estaba muerta.

A la otra chica, a la sobreviviente, la trasladaron a Montevideo con un “cuadro agudo de deshidratación”. Ahora se encuentra “estable”, internada en la unidad de infectocontagiosos del Pereira Rossell -porque es una de las pocas áreas con aislamiento- y la acompaña una cuidadora del Instituto del Niño y Adolescente del Uruguay (INAU).

Es que la madre está en Cerro Largo a disposición de la Justicia. La joven de 19 años es montevideana, pero en las últimas semanas estaba viviendo en el barrio El Fogón, uno de los más carenciados de Melo. Un “amor”, la “falta de trabajo” y la “reducción de los restos de su padre en el cementerio local”, son las versiones que maneja la Fiscalía sobre por qué abandonó la capital del país y se fue a tierras melenses con dos bebés tan pequeñas, de bajo peso y que habían nacido antes de término.

El último control pediátrico registrado en el sistema de ASSE data del 29 de julio, en una policlínica de Montevideo. Según las sugerencias médicas, por las características y edad de las niñas, las consultas debían realizarse cada quince días co-mo máximo.

Aparicio Machado, jefe departamental de INAU en Cerro Largo, informó a El País que las autoridades manejan la hipótesis de desnutrición y deshidratación como causantes de muerte de la pequeña. De confirmarse, en una segunda pericia forense que está en curso, la madre podría ser formalizada por no asumir la responsabilidad de la patria potestad.

Sin embargo, los técnicos explicaron que la desnutrición no siempre es la consecuencia de la falta de alimento. Sucede que a veces puede haber una patología secundaria que impida asimilar correctamente el alimento. O bien puede ocurrir que se haya nutrido a las bebés con leche de vaca -desaconsejado a esa edad-, lo que puede derivar en una diarrea aguda y, a las pocas horas, la deshidratación.

La desnutrición, de hecho, no es un problema de salud en Uruguay. En el último informe de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación se establece que menos del 2,5% de la población uruguaya está subalimentada. Ese porcentaje se redujo a la mitad desde comienzos del milenio. Eso ubica a Uruguay dentro de los países de la región con menor prevalencia de subalimentación (en un podio compartido con Cuba y Brasil).

Hospital Melo
Hospital de Melo. Foto: Néstor O. Araujo

La subalimentación comprende a aquellas personas cuya ingesta diaria de calórica no cubre sus necesidades. La desnutrición, en cambio, implica que el niño está por debajo de lo esperado en peso y talla en base a la curva “normal” de desarrollo.

En este sentido, en Uruguay hay 0,8% de niños desnutridos, cuando Naciones Unidas fija en 2,3% el porcentaje “tolerable” de desnutrición infantil.

La fiscal Letizia Siqueira, quien está a cargo de la investigación en Cerro Largo, espera el informe forense. A priori, todo parecería indicar que ocurrió una infección intestinal y pulmonar con deshidratación.

Mientras transcurre la pesquisa, el INAU deberá determinar si hay alguien en el entorno familiar que asuma las responsabilidades del cuidado de la niña sobreviviente. El Instituto había tomado conocimiento del caso cuando le fuera informado por la jueza de Familia.

De no encontrarse referentes que brinden esas garantías de cuidado, el INAU es quien se hace cargo hasta que la Justicia disponga.

La madre ya declaró ayer en la tarde y la clave es la segunda pericia forense.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados