CAMBIOS EN LAS CONSULTAS MÉDICAS

Cuestionan presencialidad con personal sin vacuna

Ayer se retomaron las consultas en tres especialidades: medicina general, pediatría y ginecología.

La presencialidad será en medicina general, pediatría y ginecología. Foto: Shutterstock
La presencialidad será en medicina general, pediatría y ginecología. Foto: Shutterstock

Ayer fue un día de múltiples inauguraciones en el sector de la salud. La más notoria fue el comienzo del proceso de vacunación, pero además, este lunes se retomó la presencialidad de las consultas médicas en algunas áreas de especialización.

A partir de marzo las consultas presenciales son obligatorias en medicina general, pediatría y ginecología, con un mínimo de tres paciente por hora que se intercalarán con otros a través de telemedicina. Las autoridades esperan que el resto de las consultas vuelvan a ser presenciales en los próximos 120 días.

La secretaria ejecutiva del Sindicato Médico, la infectóloga Zaida Arteta, dijo ayer que cree que el momento para retomar las consultas presenciales no es el adecuado. “Es algo muy importante poder controlar y ver a las personas presencialmente, pero hubiese aspirado a que la presencialidad estuviera cuando se hubiera avanzado la vacunación al personal de salud”, señaló en el programa radial Doble Click (Del Sol).

Algo similar expresó el presidente de la Coordinadora de Instituciones de Asistencia Médica Colectiva, Carlos Cardoso, quien dijo a El País estar de acuerdo con que se retomaran las consultas, aunque advirtió que es necesario tener en cuenta la observación que le comunicaron por escrito al MSP ya que el organismo “esperaba que estuviera en proceso el plan de vacunación fundamentalmente del personal de salud”.

Desde el Sindicato Anestésico Quirúrgico (SAQ) celebran la vuelta de la presencialidad más allá de que el personal de la salud no esté vacunado, y explican que “el problema de la vacuna” es que no se sabe “exactamente cuándo” le tocará al servicio sanitario.

Telemedicina

Al comienzo de la pandemia hubo una reducción significativa en las consultas presenciales y la mayoría de las instituciones apostaron a las consultas por teléfono o videollamada. En junio se estableció un aumento en la presencialidad con un máximo de tres consultas por hora.

Ya en noviembre, con la llegada de la primera ola, el Ministerio de Salud Pública emitió una nueva norma para los departamentos con más casos de COVID-19 con la que se exhortó a retomar la telemedicina como primera herramienta.

La vuelta a la presencialidad se resolvió después de que el Grupo Asesor Científico Honorario lo recomendara y advirtiera que “si bien la telemedicina ha sido una herramienta útil y posiblemente quede como modalidad complementaria a la asistencia presencial, su uso tiene muchas limitantes”.

SMU define su posición

A pesar de que la secretaria ejecutiva del Sindicato Médico haya manifestado sus opiniones personales sobre las consultas presenciales, el presidente del SMU, Gustavo Grecco, prefirió no opinar al respecto.

Según supo El País, se discutirá el asunto mañana en la sesión del comité ejecutivo del SMU.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error