ATENCIÓN

Coronavirus: seis puntos para entender por qué se recomienda tener "distancia social"

El gobierno tiene sobre la mesa la opción de definir la cuarentena general obligatoria, pero mientras tanto ha exhortado a la población a mantener distancia. Acá los argumentos.

Cuarentena o distanciamiento social. Foto: Pixabay
Cuarentena o distanciamiento social. Foto: Pixabay

"¿No vas a venir al almuerzo familiar?". "No hay que hacer la cuarentena; mejor que nos contagiemos todos rápido así pasamos todo esto de una vez". "¿Qué puede pasar, un resfrío y fiebre?". El gobierno confirmó 79 casos de coronavirus en cinco departamentos, pero afirmó que hay otros 392 sospechosos. Y las frases de los que se resisten a mantener el distanciamiento social o cuarentena se repiten en una parte de la sociedad pese a que el gobierno exhorta en cada conferencia a respetarla. 

Para evitar el contagio se han tomado medidas como el cierre de la educación durante dos semanas, cierre de fronteras con Argentina y suspensión de los vuelos desde Europa, postergación de espectáculos públicos, cierres de centros comerciales y la paralización de todos los espectáculos deportivos. Además, tanto en el ámbito público como privado, se incentiva a que todos los que puedan trabajen desde sus casa.

El gobierno tiene sobre la mesa la idea de declarar la "cuarentena general" por el coronavirus, pero mientras tanto la cuarentena o guardar el distanciamiento social es voluntario. 

¿Por qué es tan importante hacer la cuarentena o cumplir con el distanciamiento social? Si sos de las personas que se resisten o querés tener argumentos para concientizar a otros sobre los peligros que puede generar el Covid-19 acá te dejamos algunos.

1

Crecimiento exponencial

El coronavirus tiene la particularidad de mostrar un crecimiento exponencial. Esto es, los casos se multiplican por cada contacto. Las estimaciones del número de contagios del coronavirus varía entre 1,4 y 6,5 aunque con un promedio de 3,3 contagios por persona. Pablo Brenner ingeniero, empresario y experto en tecnologías de la información explicó días atrás en números lo que implica este número reproductivo:

En este sentido, la distancia social o evitar el contacto cercano con otras personas es clave para disminuir drásticamente el contagio y el crecimiento exponencial de la enfermedad. El gobierno confirmó 79 casos de coronavirus en cinco departamentos, pero dejó en claro que hay otros 392 sospechosos que podrán confirmarse o no en los próximos días según la velocidad de procesado de muestras en los laboratorios. También planteó que hay muchos casos asintomáticos o síntomas leves.

El Washington Post publicó gráficos que muestran la diferencia de expansión del virus en este sentido si se toman medidas de distanciamiento o no. En color marrón se muestran los contagiados por coronavirus que son menos en la medida que más se aplique el distanciamiento y más si no se hace. En verde figuran así las personas sanas y en rosado las recuperadas.

Diferencias en contagios de coronavirus según distanciamiento. Foto: Washington Post
Diferencias en contagios de coronavirus según distanciamiento. Foto: Washington Post
2

Cuantos más años, peor es el panorama

Si tenés padres o abuelos la cuarentena también es por ellos. Si son ellos quienes se resisten a hacer este distanciamiento social un dato a poner sobre la mesa es que el gobierno advirtió que la población de riesgo son aquellas personas mayores a 60 años y/o aquellas que tengan problemas respiratorios, por ejemplo, quienes tienen EPOC (Enfermedad pulmonar obstructiva crónica), una de las principales secuelas que sufren los exfumadores. También influye que puedan tener enfermedades como diabetes, problemas cardíacos y presión arterial alta.

¿Por qué tienen mayor riesgo? La evidencia de países como China o Italia que han tenido brotes sugiere que las muertes se concentran en la población más veterana. En China, donde el virus pegó primero las estadísticas marcan que la tasa de mortalidad ha sido superiores en los adultos mayores de 50 años. La estadística se repitió en Italia, otro de los focos donde el coronavirus ha impactado. Según consigna en un informe de la revista Forbes, la tasa de mortalidad de los adultos mayores de 80 oscila entre el 15% y 18% (uno de cada seis personas). Incluso las personas de 50 años tienen tres veces más probabilidades de morir que las de 40 en China. En Italia, según las cifras del Wall Street Journal, tres de cada cinco pacientes que murieron a causa del coronavirus tenían más de 80 años. Uno de cada tres muertos tenía más de 70. 

La tasa de mortalidad de las personas infectadas por coronavirus es de aproximadamente un 3,5% según la Organización Mundial de Salud, pero esta cifra según el propio organismo puede estar sobreestimada porque es posible que los casos leves no sean detectados por los actuales sistemas de vigilancia. La tasa varía además por países según las edades tomando en cuenta que cada uno tiene una composición etaria diferente y el estado de salud según la edad también varía de región en región.

3

Solidaridad y problemas sanitarios

El coronavirus no hay forma de frenarlo por ahora, pero sí de mitigar su contagio. Por lo que evitando el contagio masivo también se colabora con que los servicios de salud no colapsen. En Uruguay el Ministerio de Salud Pública dijo que contará con recursos extrapresupuestales para afrontar una hipotética situación de crisis sanitaria en caso de avance del coronavirus en nuestro país. De hecho hay hoteles como el Enjoy de Punta del Este que ofrecieron sus instalaciones para que opere como sanatorio. El Banco Interamericano de Desarrollo ofreció también un software que permite, en tiempo real, conocer la disponibilidad de camas libres en todos los departamentos. Pero el Sindicato Médico del Uruguay planteó su preocupación porque se estima que va a haber un aumento importante de los pacientes que requieran ventilación mecánica en las unidades de terapia intensiva y eso requiere todo lo que va alrededor: respiradores, camas y los recursos humanos que lo asistan. Se estima que hay 950 camas de CTI en todo el país, pero solo 700 son para adultos. Hay que tener en cuenta que más allá del coronavirus hay pacientes oncológicos o con cardiopatías y otras afecciones utilizándolas. 

4

¿Y si nos enfermamos todos?

Cada país toma una estrategia para combatir la enfermedad. En Uruguay como en otros países de América Latina se eligió la estrategia de favorecer el distanciamiento social para mitigar casos y no impactar bruscamente en los servicios de salud. Médicos han respaldado esta estrategia. Hay países como el Reino Unido que plantearon una estrategia diferente. Allí fue la de que la población se inmunice lo más rápido posible. El tema es que en ese período la asistencia médica y especialmente de CTI puede registrar picos altos que pueden llegar a hacer colapsar los servicios de tratamiento intensivo, como ocurrió en Italia, por ejemplo. En Reino Unido hay más de 2.600 casos confirmados de coronavirus y 103 fallecidos.

5

Más allá de todo, la economía

El contar con la población enferma frena la actividad económica. El análisis que se maneja a nivel del gobierno es que los dos primeros trimestres del año serán de caída del Producto Interno Bruto (PIB), lo que configuraría una recesión. Para esto maneja varias medidas. Son varias las empresas que ya han hecho envíos al seguro de paro en este sentido.

6

Quedarse en casa y cumpliendo las recomendaciones

Es de gran importancia que las personas que cumplan una cuarentena de 14 días (el recomendado si venis de una zona de riesgo o tuviste contacto con alguien infectado) o más cumplan además las recomendaciones de no salir para no exponer a otros. Se deben seguir las recomendaciones de lavarse bien las manos, evitar los contactos con otras personas, estornudar o toser sobre el codo y no compartir utensilios de cocina ni mate porque son agentes transmisores. Asimismo, de ser necesario, el MSP también insiste en que los pacientes soliciten un médico a domicilio. Los científicos evalúan cómo es que se contagia de persona en persona pero lo cierto es que virus similares lo hacen a través de las gotas que se emanan al toser o estornudar. Las gotas pueden caer sobre otras personas, sobre superficies o quedar en el ambiente y ser inhaladas. Por eso es importante mantener la distancia, que la recomendada es de dos metros.

Por otra parte, también se exhorta a que mantengan un buen cuidado de la higiene en sus casas. Es clave ventilar, mantener los pisos limpios, sanitizar los pestillos de las puertas con alcohol así como las superficies con las que estamos en contacto.

Esto implica también no visitar el supermercado, el gimnasio, la peluquería o la iglesia. Es recomendable que los insumos que necesiten para el hogar se los soliciten a otra persona o que alguien se los realice vía web y se los envíe a su casa. Lo mismo si tienen que pagar cuentas del hogar.

En el caso de la población de riesgo se recomienda si pueden tener un baño exclusivo así como que cada uno tenga sus utensilios de cocina, toalla propia y que las visitas sean las indispensables y no niños.

LA YAPA

Hijos y nietos, a la carga

Muchos abuelos pueden subestimar esta situación y exponerse a un posible contagio. Es por ello que resulta imprescindible que los hijos y nietos insistan en que se cumplan estas recomendaciones y los ayuden a pasar la cuarentena los más rápido y mejor posible. También es importante recomendarle a los abuelos que solo se guíen por los recomendaciones establecidas por el MSP y lo que leen a través de medios confiables y no por cadenas virales que les llegan por medio de WhatsApp.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados