SALUD

El BSE medirá aptitudes físicas con tecnología de punta antes de dar de alta a accidentados

Fue inaugurado un nuevo hospital con tecnología inédita en América Latina y Centroamérica.


Rodolfo Vázquez, subgerente general del BSE, frente al nuevo hospital. Foto: Leonardo Mainé
Vázquez enseña la piscina para los pacientes que están en proceso de rehabilitación. Foto: Leonardo Mainé
EvalTech, que mide la capacidad funcional de los pacientes, es un equipo único en América Latina y Centroamérica. Foto: Leonardo Mainé
Boxes de emergencia: donde los pacientes son trasladados luego de una intervención quirúrgica. Foto: Leonardo Mainé
Jaula de suspensión: se utiliza para rehabilitar a pacientes con politraumatismos. Foto: Leonardo Mainé

En su reciente recorrida durante la inauguración del nuevo hospital del Banco de Seguros del Estado (BSE) ubicado en la Avenida José Pedro Varela y Bulevar José Batlle y Ordóñez, el presidente Tabaré Vázquez mostró su chapa de exboxeador amateur.

El mandatario estrenó este martes el “Evaltech”, la estrella del nuevo centro de salud, que realiza una evaluación completa de la capacidad funcional de los trabajadores accidentados con informes automatizados, recreando -por ejemplo- la fuerza que debería realizar un obrero de la construcción sobre un andamio. Vázquez de 79 años, tiene en sus dos brazos, la fuerza de un joven de 20.

Ubicado en el corazón geográfico de Montevideo, entre el Instituto Nacional de Ortopedia y Traumatología (INOT) y el Antel Arena -a metros de lo que será la nueva Jefatura de Policía de Montevideo- por el nuevo hospital se espera que pasen alrededor de 1.800 personas por día, entre las consultas ambulatorias y las de emergencia.

El centro de salud que sustituirá en 60 días al viejo hospital del Centro inaugurado en 1951, abarca cuatro especializaciones: traumatología, cirugía reparadora, cirugía general y rehabilitación. Tiene un Departamento de Emergencia equipado con shocks rooms en los que rápidamente se pueden realizar desde cirugías de mano y tendones hasta atender grandes heridas.

También tiene boxes de emergencia equipados con ecógrafos portátiles, radiología digital y cuenta con cuatro blocks quirúrgicos, uno de ellos de muy alto nivel, denominado “Block quirúrgico inteligente integrado nivel 2” en el que se puede encontrar un arco en C (dispositivo especializado de imágenes de Rayos X), un ecógrafo, una máquina de anestesia, una torre de endoscopía y un electro bisturí armónico (ultrasónico).

Sin embargo, toda la atención se la lleva el área de Rehabilitación del nuevo centro de salud que tiene cinco pisos. El Evaltech es sin lugar a dudas, la vedette del área, si no lo es de todo el centro de salud. Es que se trata del primer dispositivo de este tipo ya no solo en América Latina, sino también en Centroamérica.

Instalaciones del nuevo hospital del Banco de Seguros del Estado. Foto: Leonardo Mainé
El gimnasio, que también forma parte del Departamento de Rehabilitación del Hospital del BSE. Foto: Leonardo Mainé

Según informaron técnicos de la empresa que ganó la licitación del servicio a El País, el sistema permitirá por ejemplo, recrear la fuerza o movimiento que debe realizar un trabajador en su empleo y medir la capacidad o incapacidad para realizar el mismo. Sin este estudio, es imposible que se otorgue el alta médica dado que permitirá a los especialistas que hoy son entrenados, determinar si el trabajador está en condiciones o no de llevar a cabo su labor sin dolor o molestia.

Pero esta no es la única estrella, también lo es la piscina de rehabilitación, la sala de fisioterapia, la jaula de suspensión para pacientes politraumatizados y el llamado laboratorio de marcha que es el primero para adultos en Uruguay.

El subgerente general, Rodolfo Vázquez, que junto a El País recorrió todas las instalaciones del hospital, indicó que el viejo que funciona en Julio Herrera y Obes y Mercedes “planteaba varias carencias”, por ejemplo, está situado en el centro de la ciudad “con una “accesibilidad muy dificultosa para las ambulancias”.

Instalaciones del nuevo hospital del Banco de Seguros del Estado. Foto: Leonardo Mainé
Sala del block quirúrgico inteligente integrado a nivel 2 del nuevo hospital. Foto: Leonardo Mainé

Además, señaló que cuenta con salas de internación con un solo baño para entre seis y ocho personas.

En 2010 el BSE adquirió los terrenos que le pertenecían al Ministerio del Interior para edificar la gran estructura que le significó a la institución una inversión de US$ 40 millones. El edificio de cinco pisos que cuenta con dos patios interiores, y un helipuerto que comparte con el Hospital Policial , podrá recibir a 125 pacientes en sus salas de internación y además cuenta con 25 camas en el piso superior en el que se podrán alojar 25 personas.

Al ser consultado sobre las razones por las que el nuevo hospital está ubicado en Montevideo y no en el centro del país, Vázquez respondió que “lo que genera calidad en la atención médica, es cuando vos permitís a un equipo de salud ver muchos casos de la misma patología, con mucha frecuencia”.

Por otro lado, Vázquez apuntó que no solo se apunta a brindarle atención a los trabajadores accidentados, también se le brindará a politraumatizados en general dado que “tenemos nivel excelente en rehabilitación, fundamentalmente en lesión medular, rehabilitación de amputados, y traumatismo encéfalo craneano y traumático grave, en eso tenemos nivel de expertos”, añadió el médico epidemiólogo.

“Hoy si un uruguayo tiene la desgracia de tener una lesión medular que no fue en un accidente de trabajo, si tiene dinero se sale a rehabilitar al exterior, en el Uruguay las posibilidades son pocas, si te pasó eso en un accidente de trabajo te rehabilitas en el BSE a nivel internacional, lo que ofrecemos es que todos los uruguayos tengan la posibilidad de asistirse cuando tiene una desgracia de ese tipo”, agregó.

El martes pasado cuando Vázquez recorrió las instalaciones junto a las autoridades del BSE, el ministro de Salud Pública, Jorge Basso y el de Interior, Eduardo Bonomi, manifestó que nunca antes había visto una instalación médica y equipamiento como este. Por su parte, Basso indicó según recoge Presidencia que “Uruguay nunca tuvo nada similar en la historia de la medicina, en el área de la rehabilitación”.

Deliveries y rurales son los más siniestrados
A partir del 1° de enero los deliveries deberán estar registrados. Foto: archivo El País.

De acuerdo a las últimas cifras que publicó el monitor de accidentes laborales del BSE (informe del último año móvil a marzo), se registraron 35.000 siniestros en Uruguay en el último año. Según contó el subgerente del BSE, la cifra bajó con respecto a años anteriores y los motivos son multifactoriales entre los que se destacan la labor de los gremios y empresas y la nueva ley de responsabilidad penal empresarial. “El sindicato de la construcción trabajó mucho en prevención, de hecho a disminuido mucho la accidentalidad en la construcción y también tuvo peso la ley de responsabilidad penal empresarial”, explicó. Actualmente, los trabajadores que más se lesionan son los deliveries tras la explosión de las apps como fuente laboral. Los siguen los trabajadores del sector rural “con gran peso de la forestación”, seguidos por los obreros de la construcción. Una pequeña parte, apenas un 6%, son siniestros de tránsito de personas que tuvieron el accidente cuando trabajaban.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)