DOS SINIESTROS AÉREOS EN 24 HORAS

Rescataron el avión caído en La Mansa

La aeronave que patrullaba Punta del Este durante la Operación “Verano Seguro” fue retirada por el ROU 21 y buzos de la Armada.

Foto: Ricardo Figueredo
Los tripulantes no sufrieron heridas graves, fueron dadas de alta el viernes. Foto: Ricardo Figueredo

A las 5:30 de ayer arribó a la bahía de Maldonado el balizador ROU 21 Sirius junto a un equipo de siete buzos de la Armada que fueron los encargados de retirar la aeronave que amerizó de emergencia el viernes en las aguas de la playa Mansa, luego de haber sufrido problemas con el motor. El buque había partido desde Montevideo a las 21:00 del viernes, llegó a Maldonado luego de 9 horas de viaje e inmediatamente comenzaron las tareas de salvamento que requirieron unas tres horas.

"Cuando supimos del accidente, un equipo de buzos de la Armada que presta servicios normalmente en la boya de José Ignacio fue a evaluar técnicamente cuál era la situación y cómo iban a proceder a retirarla", explicó a El País el comandante de la flota Ricardo Della Santa. Entonces vieron que la mejor forma de sacar la aeronave sin dañarla era izarla con una grúa mediante un buque.

En un principio se había manejado también la posibilidad de sacar la aeronave por la playa y después reflotarla pero por la posición en la que había quedado —estaba invertida— se iba a dañar mucho. A su vez ese operativo hubiera requerido introducir camiones, maquinaria y una grúa en la playa, lo que complicaba aún más las cosas y afectaba el área natural.

El procedimiento.

El avión, que pesa unos 1.100 kilos, se encontraba hundido a casi 100 metros de distancia de la costa y a unos tres metros de profundidad. Por eso, lo primero que hicieron los buzos fue colocar unas "peras de flotación" y, una vez que lograron llevarlo a la superficie, unas lanchas lo remolcaron hasta el Sirius que, con una grúa, lo levantó y lo colocó sobre la cubierta.

A las 10:30, tres horas después de haber comenzado los trabajos, el buque partió con la aeronave hacia Montevideo, arribando a la capital cerca de las 17:00 horas.

"Lo descargaron en el área naval del puerto de Montevideo y pasó a estar a cargo de la Fuerza Aérea", contó Della Santa. A continuación se le retirarían las alas para facilitar su traslado y se lo colocaría en una chata para llevarlo hasta sus instalaciones.

Una vez allí los especialistas de la Comisión Investigadora de Accidentes de Aviación (Ciada) analizarán la aeronave para determinar exactamente cuál fue la causa del accidente.

El avión fue rescatado casi en su totalidad, lo que facilitará la investigación. Lo único que no se pudo recuperar fue una de las puertas, que se estima pudo haber sido arrastrada por la corriente.

Durante la noche del viernes, antes de ser rescatada, para evitar que la aeronave accidentada se moviera, se la aseguró mediante cables a tierra.

El hecho.

En horas de la tarde de ese día, la aeronave T-41D matrícula FAU 603 que se encontraba patrullando la zona en busca de algún incendio durante la operación "Verano Seguro", sufrió un problema técnico y la tripulación debió realizara un amerizaje en la costa de Punta del Este. Pero no fue nada sencilla la maniobra: de un lado había dos enormes cruceros de casi 200 metros de largo y más cerca de la costa se encontraban los bañistas disfrutando de la tarde.

El aterrizaje debió realizarse con mucho cuidado y en un lugar no tan profundo para que los tripulantes pudieran salir a flote. La mano experimentada del joven piloto hizo que la aeronave no impactara de lleno en el agua pero al amerizar de forma "sucia" se dio vuelta apenas tocó la superficie del mar. A pesar de ello, el piloto John Carreño, el copiloto Germán Soboredo y un bombero lograron abandonar la aeronave por sus propios medios, siendo asistidos por Guardavidas que se tiraron al agua para rescatarlos, así como por Personal de la Armada Nacional que se acercó hasta el lugar.

Una vez en la costa, fueron atendidos por el personal del hotel Serena, ubicado a la altura de la parada 24 de la playa Mansa. Posteriormente se los trasladó al Sanatorio Mautone y finalmente un helicóptero de la Fuerza Aérea los llevó al Hospital Policial, en Montevideo, para otros controles de rutina. Fueron dados de alta el mismo día del accidente.

La aeronave FAU 603 ya había sufrido un accidente similar en 2012, cuando debió hacer un aterrizaje forzoso en un campo cercano a la localidad de San Ramón, Canelones.

OTRO AVIÓN SE PRECIPITÓ AYER EN AERO CLUB DE CANELONES

Un piloto con varias fracturas

Otro accidente aéreo se registró en la mañana de ayer, en Canelones, a la altura del kilómetro 100 de la Ruta 11, dentro del predio del Aero Club de Canelones. En este caso, en la aeronave —por tratarse de un monoplaza— viajaba únicamente el piloto, quien debido a la caída sufrió múltiples fracturas en ambas piernas y en el brazo derecho.

Un helicóptero de la Fuerza Aérea con personal médico se dirigió enseguida hacia el lugar para realizar el rescate del hombre, que estaba atrapado en la cabina. Fue trasladado de inmediato en helicóptero al Hospital Policial, a donde arribó cerca de las 11:00 de la mañana. Luego de realizarse los exámenes correspondientes, el paciente fue derivado al Hospital Central de las Fuerzas Armadas, en donde se le realizarán las intervenciones quirúrgicas necesarias para su recuperación.

De acuerdo a los especialistas, la víctima de 35 años e integrante de la Fuerza Aérea que no estaba en ejercicio cuando ocurrió el accidente, "no corre peligro de vida".

El piloto, según la Fuerza Aérea, se encontraba realizando una actividad privada y deportiva en el avión, un Minimax ultraliviano experimental, cuando se precipitó en la pista.

El siniestro, según manifestó el propio piloto, ocurrió luego de que la aeronave sufriera un desperfecto, provocando que de improviso perdiera el dominio y comenzó a descender sin control, en caída libre.

La Comisión Investigadora de Accidentes e Incidentes de Aviación (CIAIA) del Ministerio de Defensa Nacional se encuentra evaluando las causas del siniestro.

Dentro del Aero Club de Canelones, que tiene 72 años de vida, se genera el 80% de la actividad aerodeportiva del país. Todos los años, para festejar su aniversario, realizan un "Aero Show", donde se pueden ver vuelos de bautismo de aviones y helicópteros, demostraciones de la FAU y paracaidismo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)