LA CRISIS POR LA PRESIDENCIA DEL MERCOSUR

Con reparos de Uruguay, buscan quitar poder de veto a Venezuela

Presidentes de Argentina, Brasil y Paraguay se reunieron en Río de Janeiro.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Mauricio Macri en los Juegos Olímpicos. Foto: AFP

El viernes la ciudad de Río de Janeiro abrió los Juegos Olímpicos, histórico acontecimiento que convocó a jefes de Estado de varios de los países que participarán de la justa deportiva. Entre ellos estaban el anfitrión Michel Temer, Mauricio Macri de Argentina y Horacio Cartes de Paraguay. Los tres aprovecharon para reunirse brevemente para discutir cómo evitar que Venezuela asuma la presidencia del Mercosur, informó ayer sábado el diario O Estado de São Paulo.

Según el periódico, Temer, Macri y Cartes debatieron la aprobación de un "downgrade" para Venezuela que le sacaría el poder de veto en el bloque.

La breve reunión fue realizada en el Palacio de Itamaraty en Río de Janeiro, al margen de una recepción ofrecida por Temer a 37 jefes de Estado y de Gobierno que horas después asistieron a la ceremonia inaugural de los Juegos Olímpicos en el estadio Maracaná.

"Es preciso esperar el día 12, fecha en la que Venezuela presente todos los requisitos necesarios. Los cancilleres van a conversar con los embajadores para verificar qué hacer. Hay una pequeña resistencia por parte de Uruguay", dijo Temer al fin de la reunión, citado por O Estado.

Uruguay entregó la presidencia pro tempore del Mercosur el 30 de julio, al cumplirse los seis meses que le correspondían. Como es rotativa por orden alfabético, le correspondería asumir a Venezuela, pero Argentina, Brasil y Paraguay se oponen debido a la inestabilidad política y económica del gobierno de Nicolás Maduro.

Una opción a estudio es que Argentina asuma la presidencia del bloque. Otra es que la presidencia sea ejercida por un consejo de embajadores, propuesta argentina que se analizó el jueves en Montevideo.

La Cancillería venezolana izó el viernes en Caracas la bandera de Mercosur para simbolizar el inicio de su período en la presidencia rotativa del bloque.

Argentina, Brasil y Paraguay alegan, además, que Venezuela no ha adecuado su legislación a la del bloque regional, al que ingresó en 2012.

La crisis en el Mercosur se agravó en la última semana por las acusaciones de Maduro a los gobernantes de Argentina, Brasil y Paraguay.

Maduro dijo que Venezuela es perseguida por una "triple alianza de torturadores", en referencia a Argentina, Brasil y Paraguay. "Nos persigue la oligarquía paraguaya corrupta y narcotraficante", agregó.

El canciller paraguayo Eladio Loizaga echó leña al fuego, y en evidente alusión a la postura de Uruguay favorable a entregar la presidencia del Mercosur a Venezuela, lo que lo ha llevado a quedar aislado, dijo que "si no podemos avanzar los cuatro, avanzaremos tres". Loizaga señaló al diario O Globo que "esta crisis fue generada porque Uruguay entendió que era el momento de cerrar su mandato, aun sabiendo que no había consenso para que Venezuela asumiese". Y fue más allá: "si alguien no está cómodo (en el Mercosur) se puede ir, nadie se va a quedar enojado".

Para el excanciller uruguayo Didier Opertti, con sus insultos Maduro se deslegitimó para ejercer la presidencia del Mercosur. "Desde que ingresó, Venezuela no ha sido más que un problema. Ingresó ilegítimamente, por la ventana. Y se mantuvo desatendiendo sus compromisos democráticos y comerciales. Uruguay hizo un esfuerzo por aplicar de manera cristalina las normas. No puso ninguna condición para traspasar la presidencia y asumió un costo político. Pero Venezuela se deslegitima totalmente e insiste con un discurso violatorio de las mínimas reglas de educación y respeto", dijo Opertti a El País.

El secretario de Estado norteamericano, John Kerry, que lideró la delegación estadounidense en la apertura de los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro, dijo el viernes que es necesario mostrar más compromiso democrático con Venezuela para evitar "un desastre humanitario".

"En vez de ver cómo se desarrolla un desastre humanitario, esperamos ver un compromiso democrático más fuerte y un cumplimiento urgente de las necesidades humanitarias del pueblo" venezolano, dijo Kerry tras reunirse con su homólogo brasileño José Serra.

Kerry destacó asimismo "la importancia de un referendo justo y oportuno, y la liberación de presos políticos y el respeto por el Estado de Derecho y por las libertades de expresión y reunión" en Venezuela.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)