VERANO 2018

Reclamo de propietarios de tiempo compartido

Acción judicial contra empresa que proyecta construir 4 torres sobre las ruinas del ex Hotel Las Dunas

El antiguo hotel 5 estrellas será reemplazado por decenas de apartamentos. Foto: R. Figueredo
En el lugar se levantará el exclusivo edificio The Collette  y saldrá a la venta a partir de los 8.000 dólares el metro cuadrado. Foto: Ricardo Figueredo

Un centenar de propietarios del sistema de tiempo compartido que funcionó en el demolido complejo del Hotel Las Dunas, en Manantiales, exige a los actuales dueños del proyectado edificio The Collette la indemnización que entienden justa por el daño causado. Los propietarios reclaman por sus derechos ante la justicia civil y no descartan adoptar otras medidas como actos de protesta frente al obrador del terreno donde se construirá el edificio.

Se trata de propietarios argentinos y uruguayos que compraron semanas bajo la citada modalidad de hospedaje en Las Dunas a principios de los 90.

En el complejo coexistían una oferta de hotelería y otra de tiempo compartido que funcionaron hasta pocos años, cuando el edificio y su terreno fueron rematados por decisión judicial.

En el lugar se levantará el exclusivo edificio The Collette cuya construcción demandará dos años y medios y que saldrá a la venta a partir de los 8.000 dólares el metro cuadrado.

Los reclamantes accionaron ante la justicia civil reclamando sus derechos como propietarios de tiempos compartidos del desaparecido Las Dunas.

Damnificada.

La ciudadana argentina Laura Frontera es una de las reclamantes que adquirió hace años una semana de enero en Las Dunas bajo la modalidad de tiempo compartido. Ante la noticia de la venta del complejo, Laura reunió a un grupo de personas que estaban en su misma situación. Algunos de ellos resolvieron contratar a un estudio jurídico a los efectos de hacer valer sus derechos. Así, iniciaron una demanda contra la firma Tanosis SA ante el juzgado civil de 20° turno.

El 4 de marzo de 2014, se dictó una sentencia a favor de los reclamantes, cuyos derechos de uso y goce fueron declarados “intangibles”. Un tribunal de apelaciones confirmó el fallo, dicen los reclamantes.

En 2016, recuerda Frontera, el complejo fue cerrado a tal punto que ni siquiera volvieron a cortar el pasto de sus jardines. Luego fue rematado. “El hotel se vendió en US$ 25.000.000 y no decían quién lo había comprado, pasó el tiempo y se hicieron los reclamos pertinentes. En el ínterin se presentó una abogada en la Intendencia de Maldonado diciendo que representaba a un grupo de inversores, que existía un hotel en Manantiales abandonado y no reclamado y ellos ofrecían una inversión de US$ 40.000.000 para la edificación de cuatro torres con vista al mar”, recuerda. “Nuestros abogados hicieron sus reclamos y aún así se comenzó la demolición de Las Dunas”.

Audiencia.

El 4 de octubre pasado hubo una audiencia de conciliación a la que acudieron numerosos compradores del tiempo compartido, entre ellos muchos argentinos. Sin embargo, no se llegó a un acuerdo.

Desde la firma propietaria del proyecto afirmaron a El País que “la Intendencia de Maldonado brindó todos los permisos necesarios para que se realice el proyecto The Colette, habiendo sido evaluado el reclamo de los accionistas que se presentaron ante el organismo”.

“En el ámbito judicial se está discutiendo entre la sociedad que lleva adelante el proyecto y algunos de los ex tenedores de tiempo compartido del ex Hotel Las Dunas”, afirma la empresa que lleva adelante el proyecto y que está dispuesta “a llegar a una solución negociada de este diferendo”, indicaron.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)