Rampla colaboró con el Tribunal de Penas de la AUF y la Justicia penal

Por primera vez un club entrega a un hincha violento

El sábado 14, Rampla Juniors perdió con Danubio 2 a 1 y parte de la hinchada mostró su enojo arrojando piedras a la cancha del Estadio Olímpico. Incluso el juez del partido terminó golpeado.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Rampla jugó anoche con Atenas en Maldonado. Foto: R. Figueredo

Dos días después, dirigentes de Danubio presentaron en el Tribunal de Penas de la Asociación Uruguaya de Fútbol (AUF) un informe que adjuntaba imágenes de los incidentes que fueron tomadas por parciales y prensa del club.

Allí estaba retratado, en primer plano, un hombre que, con odio, recogía una piedra y la lanzaba al campo de juego.

Ese hombre resultó ser socio de Rampla Juniors y dirigentes del club lo identificaron. Incluso algunos que tenían llegada a él, fueron hasta su domicilio. Le contaron que estaba fotografiado lanzando piedras, que las imágenes estaban en poder de la AUF, que el club sería sancionado por ello y que lo mejor era que se entregara.

"Siempre le dijimos que era una decisión de él pero que lo más beneficioso para todos era que asistiera, acompañado por nosotros, al Tribunal de Penas para pedir disculpas", contó a El País el presidente de Rampla, Lucas Blasina.

El hombre de 40 años pidió 24 horas para pensarlo, tras lo cual aceptó la propuesta de su institución deportiva. Así que el lunes 23 el club picapiedra asistió con el hincha a la audiencia a la que estaba citado en la AUF.

El parcial de Rampla Juniors pidió disculpas por lo ocurrido y se mostró arrepentido por su violenta conducta. "El muchacho tuvo un intercambio con el juez del partido, que también estaba en la audiencia, y le pidió perdón. Reconoció que había cometido un error, mostró arrepentimiento y afirmó que estaba dispuesto a colaborar tanto con la institución como con la Justicia penal", contó a El País un integrante del Tribunal de Penas de la AUF que participó de la audiencia.

A la Justicia.

Mientras el hincha declaraba ante el tribunal, llegaron a la AUF efectivos de la Dirección General de Información e Inteligencia del Ministerio del Interior. Si bien iban a llevarlo detenido, finalmente lo emplazaron para declarar al día siguiente ante la Justicia.

Fuentes del Ministerio del Interior dijeron a El País que efectivamente accedieron al hincha a través de la dirigencia de Rampla y que tenían la denuncia del arbitro del partido, Federico Arman Varela.

El hincha, que tenía un antecedente por un delito de receptación pero que estaba prescrito, terminó finalmente procesado sin prisión por porte de arma impropia en ocasión de una competencia deportiva. Además recibió medidas sustitutivas: tiene prohibido concurrir a eventos deportivos de cualquier índole durante ocho meses y cada vez que juegue Rampla Juniors deberá presentarse en la comisaría dos horas antes del partido y estará allí hasta dos horas después, según el auto de procesamiento.

Rampla, que se transformó en el primer club en entregar a un hincha violento además de colaborar con la investigación policial, evitó que se le quitaran puntos por el accionar de sus hinchas durante el partido frente a Danubio.

"El Tribunal de Penas evaluó, a la hora de determinar la sanción para el club, la actitud de Rambla de denunciar a los responsables", afirmó la fuente del Tribunal de Penas.

En las imágenes que presentó Danubio se ven otros hinchas que también están participando de los incidentes, pero, según la fuente, sus rostros no se ven tan nítidos. "Había más, quizás no los identificaron o no quisieron. Pero eso no nos puede hacer olvidar que por primera vez un club colabora para identificar a los hinchas violentos. Eso hay que reconocerlo", agregó la fuente.

En la AUF la actitud de Rampla fue tomada como una "buena señal" para el resto de los clubes y sostienen que, en breve, iniciará un nuevo capítulo en el combate a la problemática que expulsó a la familia de los estadios.

La sanción de la AUF a Rampla Juniors.


La Comisión Disciplinaria de la Asociación Uruguaya de Fútbol (AUF) determinó la existencia de responsabilidad de Rampla y lo sancionó "con la obligación de jugar por espacio de dos partidos como locatario a puerta cerrada". Luego deberá cumplir dos fechas con cierre de cancha, por lo que no podrá jugar en su estadio.

Sin embargo, Rampla no recibió sanción con quita de puntos como sí sufrió Cerro por los incidentes de la primera fecha ante Peñarol, lo que generó malestar en varios clubes. La diferencia es que justamente Rampla presentó al agresor quien confesó el hecho y fue procesado sin prisión.

Rampla facilitó abogado al hincha; es integrante del Tribunal de AUF.


El abogado que defendió penalmente al hincha violento de Rampla en la Justicia Penal es Ignacio Durán, uno de los integrantes del Tribunal de Pena de la Asociación Uruguaya de Fútbol (AUF). Si bien el profesional no tiene impedimentos normativos para hacerlo, generó desconfianza y malestar entre los restantes integrantes del Tribunal. Fuentes de la AUF reconocieron a El País que varias personas del tribunal, que está integrado por siete dirigentes, se enteraron con el auto de procesamiento del hincha, que fue publicado el pasado miércoles por el Poder Judicial. Aseguraron que el tema será planteado en la próxima reunión. "Si bien el Tribunal no tiene competencia para sancionar a una persona sino a clubes, y no hay nada que le impida a este abogado defender al hincha ante la Justicia penal, lo cierto es que genera un ruido, hay algo que no está bien", reconoció la fuente.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados