DE VUELTA AL RUEDO

Tabaré Vázquez llamó a vigilar derechos en su primera aparición tras dejar la Presidencia

El expresidente Vázquez cuestionó a la coalición multicolor por ser una "cantidad de retazos metidos adentro de una bolsa".

Vázquez: a cuatro días de dejar la presidencia, reapareció ayer en el comité de base San Luis. Foto: Francisco Flores
Vázquez: a cuatro días de dejar la presidencia, reapareció ayer en el comité de base San Luis. Foto: Francisco Flores

"Y ya lo ve, y ya lo ve, el presidente es Tabaré", coreaban ayer los frenteamplistas del comité de base de San Luis, que el expresidente Tabaré Vázquez eligió como el primer lugar para retornar a la actividad política a cuatro días de dejar la presidencia.

Le regalaron un ramo de rosas rojas en homenaje a su fallecida esposa María Auxiliadora Delgado y una escultura de hierro con dos jinetes. Había tanta gente que se le hizo difícil pasar hasta una mesa central donde estaban sentados los candidatos a intendente Yamandú Orsi y Carolina Cosse. También lo acompañaron los exministros Víctor Rossi (Transporte), María Julia Muñoz (Educación), Gustavo Leal y el senador comunista Óscar Andrade.

“Los extrañaba enormemente”, con esta frase les habló directamente a los frenteamplistas y explicó que no podía “quedarse callado” en su casa. Indicó que como presidente de la República cumplió con la Constitución al no poder hacer consideraciones político partidarias. Por lo que exclamó: “¡Qué bien nos hacen estos baños de frenteamplismo!”.

La mayor parte de su discurso la dedicó a hablar de la necesidad de fortalecer al Frente Amplio como proyecto político y del rol que debe jugar la oposición, de forma constructiva como sostenía el general Líber Seregni. Hizo hincapié en “hacer al seguimiento y control del nuevo gobierno”. En ese marco, reconoció que “el pueblo uruguayo se expidió y dijo que había que cambiar el signo de gobierno nacional”.

“Más allá de que nos guste o no, que no nos gusta, hay que respetar la voluntad popular. Vamos a volver a hacer lo que sabemos hacer como oposición. Vamos a ser oposición porque el pueblo lo decidió. Voz del pueblo, voz de Dios, a veces se equivoca, pero hay que respetar”, añadió. Lo aplaudieron y enseguida esbozó una sonrisa cómplice con los militantes.

Vázquez también marcó los lineamientos de lo que debe ser el rol del Frente Amplio como oposición. En su opinión, el objetivo pasa por “cuidar los logros y derechos que tiene hoy el pueblo uruguayo”. Por lo que insistió: “En los derechos no se puede dar ni un paso atrás porque contemplaron a los más humildes y postergados. Esos derechos no se tocan”. También pidió apoyar lo que el gobierno logre en favor de “las grandes mayorías” en las que incluyó a los más pobres, a los trabajadores, los jubilados, los productores familiares, las pequeñas empresas y la clase media.

También hubo lugar para las críticas a los partidos políticos que componen la coalición de gobierno, al señalar que el Frente Amplio trabajará nuevamente para alcanzar la Presidencia pero no “para sacar al gobierno”, como hicieron “otros” sin nombrar específicamente a nadie.

A su vez, se refirió al gobierno como “una cantidad de retazos metidos adentro de una bolsa”, en referencia a los cuestionamientos que recibió en el pasado el Frente Amplio cuando se decía que era una “colcha de retazos”.

“Muchas veces se nos ha acusado que somos una colcha de retazos. Pero estamos zurcidos con el hilo más fuerte que nos mantiene hace 50 años, que es la unidad que nos da fortaleza, y la derecha quiere destruir y no puede porque tenemos a las bases que son la garantía. Somos una colcha de retazos sí, pero no una cantidad de retazos metidos adentro de una bolsa”, añadió.

“Nos copiaron”, dijo una señora en relación con la conformación de la coalición multicolor.

A lo que Vázquez respondió en tono jocoso: “Me sacás la letra”, en referencia a lo que tenía preparado como discurso.

El expresidente también se mostró convencido de que en el 2024 vuelve a ganar el Frente Amplio y consideró que en ese camino es fundamental el trabajo “cara a cara con la gente”. “Una elección no se gana solo por redes y comandos. Tampoco por los medios de comunicación”, añadió en relación a las próximas departamentales.

“Y como acá nadie se rinde, vamos a volver a decir festejen uruguayos, festejen”, finalizó repitiendo la frase usada en 2005. 

Pidió ser tolerantes a frentistas

Mientras Tabaré Vázquez daba su discurso ayer en el balneario San Luis, varias personas a los gritos cuestionaban a la prensa. Lo que obligó a que el expresidente hiciera referencia a los medios de comunicación social.

“La prensa la precisamos, la prensa cumple su tarea y nosotros juzgaremos cómo la hace. De repente si no nos gusta cómo un canal funciona no lo miramos”, señaló y fue aplaudido.

En ese marco, llamó a respetar “todas las opiniones” y “formarse una composición de Uruguay”. “Hay libertad de pensamiento y libertad de expresión”, acotó. Al tiempo que llamó a “defender la democracia”.

Asimismo, pidió tener cuidado con la construcción de determinados “relatos históricos” y como ejemplo citó una entrevista que brindó un miembro de una delegación extranjera que visitó Uruguay para el cambio de mando, que aseguró que con la asunción de un nuevo gobierno (y en relación a la nueva postura sobre Venezuela) “se estaba en el camino de la democracia”. Por lo que rechazó tal afirmación y recordó que Uruguay se encuentra entre los países de democracia plena

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados