CAMPAÑA ELECTORAL

Sanguinetti apunta a Leal y a la política de seguridad

En Capurro se preguntó quién puede creer en las ideas del FA para frenar el delito tras sus 15 años de gobierno.

Foto: Darwin Borrelli
Sanguinetti: concentrado en la campaña, salió a fustigar las medidas del Frente. Foto: D. Borrelli

Capurro no es uno de los barrios más peligrosos de Montevideo. En las tablas de medición de los delitos de la capital aparece por debajo de la media. Sin embargo, en el año 2018 la seccional policial séptima, responsable de la seguridad barrial, recibió 594 denuncias por rapiña y 1.930 por hurto, según datos oficiales del Ministerio del Interior.

No obstante, los números son escalofriantes para un barrio de poca población: 1,6 rapiñas y 5,2 hurtos por día fueron denunciados en la comisaría barrial.

De todos modos, los vecinos sienten miedo. Los que tienen más años en la zona aseguran que nunca se vivió algo así.

Hasta el barrio Capurro se fue el expresidente Julio María Sanguinetti para hablar sobre la crisis de seguridad y de los responsables de las políticas públicas en la materia.

Se trata de uno de los temas centrales de la campaña electoral como consecuencia de la disparada de los delitos más graves. De hecho, las diferentes encuestadoras han revelado que la seguridad pública es uno de los temas que más preocupan a los votantes uruguayos. Cuando en febrero pasado Sanguinetti comenzó su campaña política afirmó que “el uruguayo siente que debe reconquistar el Uruguay en el que podíamos andar sin la inseguridad constante que hay hoy”.

Pasada la interna y trabajando para el candidato Ernesto Talvi y su lista 2000, el expresidente llegó a Capurro sobre la hora 19:30 del jueves pasado. Un grupo de vecinos lo esperaba en el local partidario de Batllistas ubicado en Uruguayana y 12 de Diciembre. A su lado estaba el candidato a la vicepresidencia por el Partido Colorado, Robert Silva.

Credibilidad.

El exmandatario criticó con dureza la gestión de Eduardo Bonomi y la del sociólogo Gustavo Leal, referente en seguridad del candidato oficialista, Daniel Martínez. Leal fue director de Convivencia y Seguridad del Ministerio del Interior.

“El ingeniero Martínez recorre los barrios con el sociólogo Leal explicándonos cómo es que va a bajar la rapiña. Leal está hace siete años junto a Bonomi y es parte del fracaso y nos viene a explicar que van hacer bien lo que hasta ahora han hecho mal. ¿Quién puede creerles?”, se preguntó Sanguinetti.

Uno de los ejes del discurso del expresidente fue la forma en que el Frente Amplio ha definido los problemas de seguridad en los últimos 15 años.

“El propio Leal dijo el otro día que le costó diez años al Frente entender que el delincuente no es la víctima de la sociedad capitalista y que es el victimario. Cuando uno oye eso, no deja de sorprenderse. Recién ahora empiezan a entender eso, luego que ha ocurrido lo que ha ocurrido, como ha pasado con el narcotráfico”, afirmó.

Para Sanguinetti, lo peor que hace el gobierno es “negar la realidad”. “Los números no son números, son gente asaltada, gente abusada, personas atemorizadas, gente agredida. Son hombres y, sobre todo mujeres, desgraciadamente más vulnerables, más atacadas y eso se niega”, señaló.

Drogas.

Por otro lado, enfocó sus críticas al incremento en el narcotráfico internacional que atraviesa el territorio. “Hace muchos años venimos diciendo lo que estaba pasando en el país y cómo lentamente iba invadiendo el narcotráfico y cómo los famosos ajustes de cuentas de los que hace siete u ocho años empezó a hablar el señor Bonomi”, dijo.
Todo esto “está hablando de una nueva realidad que ya no era ni siquiera el delito tradicional, era otro delito, estaba comenzando el crimen organizado. Ahora es una realidad, 4.500 kilos de cocaína nos enteramos desde Hamburgo, 600 kilos cocaína nos enteramos desde París, ya ni salen en los titulares los 45 kilos de cocaína de un ciudadano español”, apuntó. “Somos hoy un punto negro en el mapa mundial del narcotráfico”, remató.

Libertad y educación en duda para el futuro

En un encendido discurso en Capurro, Sanguinetti reclamó más educación y libertad. “¿Qué libertad podemos tener, cuando no tenemos la garantía de transitar, cuando no tenemos la garantía de vivir el fenómeno de la educación a través de nuestros hijos para una mirada hacia el futuro? eso termina comprometiendo nuestra libertad”, enfatizó el líder de Batllistas. Además, apostó a que se trabaje sobre los valores que se han ido perdiendo en los últimos años.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)