SALUD PÚBLICA

Postergan apertura del IMAE en Tacuarembó, una prioridad del presidente Tabaré Vázquez

ASSE postergó la apertura de la extensión del Instituto de Medicina Altamente Especializada en cardiología del Clínicas en Tacuarembó, tras no alcanzar un acuerdo salarial con los hemodinamistas.

El presidente Tabaré Vázquez anunció el mes pasado la concreción del IMAE en Tacuarembó y dijo que será “bien recibido” por Lacalle. Foto: Susana Troude / Presidencia
El presidente Tabaré Vázquez anunció el mes pasado la concreción del IMAE en Tacuarembó y dijo que será “bien recibido” por Lacalle. Foto: Susana Troude / Presidencia

El 13 de enero el presidente Tabaré Vázquez sorprendió al anunciar en la residencia de Suárez y Reyes la concreción de la extensión del Instituto de Medicina Altamente Especializada (IMAE) cardiológico del Hospital de Clínicas en Tacuarembó.

El proyecto que permitiría a cientos de pacientes del norte del país realizarse estudios hemodinámicos, angioplastias y cirugías cardíacas, sin tener que trasladarse a Montevideo, comenzaría a tomar forma luego de más de diez años de espera.

Según informaron fuentes de la salud a El País, el mandatario encomendó al presidente de la Administración de los Servicios de Salud del Estado (ASSE), Marcos Carámbula, “encaminar” la apertura del centro de salud antes del cambio de mando del 1° de marzo.

Y así fue. Las autoridades fijaron la apertura del IMAE cardiológico para el próximo lunes 10 de febrero, sin embargo, nunca imaginaron el final de las negociaciones con los hemodinamistas (un grupo de médicos cardiólogos subespecializados que cumplen un rol protagónico en muchas de las intervenciones cardiológicas, por ejemplo, en los cateterismos).

Según informaron fuentes médicas a El País, los hemodinamistas rechazaron dos propuestas salariales, una presentada por el Hospital de Clínicas y otra por ASSE, en el entendido de que no son para nada “realistas” con lo que perciben los profesionales en otras áreas del sector público y en el privado.

Para que el IMAE comience a funcionar, se requieren diez hemodinamistas. Hoy, solo dos están dispuestos a trasladarse a Tacuarembó. Se calcula que hay entre 20 y 25 de esos especialistas en todo el país.

De acuerdo a lo que informaron algunos de estos profesionales a El País, la propuesta no solo no los conforma en lo económico, sino que también supone “volver a dormir en un hospital, comer la comida del hospital y estar lejos de nuestra familia”, aseguró un médico que pidió no ser identificado.

Si bien en ASSE se negaron a informar sobre la propuesta, fuentes médicas indicaron que la misma implica trabajar tres días por mes durante 24 horas por un salario en el entorno a los $ 40.000 diarios. En promedio, un profesional con esta especialidad y con más de un empleo, percibe un salario de aproximadamente $ 250.000.

En Twitter, el profesor adjunto de Cardiología del Centro Cardiovascular Universitario del Hospital de Clínicas, Rafael Mila, escribió: “Final del capítulo IMAE Tacuarembó. Con excusas absurdas, naufraga proyecto universitario. Un gobierno eficiente para desarrollos de salud privada con fines de lucro (Salto, Maldonado). Cortina de humo en Tacuarembó. Veremos qué pasa con el nuevo gobierno”.

Sin embargo, para el gerente general de ASSE, Alarico Rodríguez, “en las próximas horas se alcanzará un acuerdo que satisfaga a todas las partes”. El jerarca confirmó a El País que en función de las diferencias con los hemodinamistas, “no será posible comenzar -con el IMAE- el lunes” tal como ya estaba previsto. En ASSE esperaban que el IMAE comenzara a funcionar ese día, para lo cual no estaba previsto ningún tipo de “inauguración”. “Es la fecha que nos habíamos marcado para la puesta en funcionamiento y que se posterga”, remató el jerarca.

Por correo electrónico.

En un mail que envió el gerente general de ASSE a los hemodinamistas luego que rechazaran la propuesta y al que accedió El País, Rodríguez señaló que “no encontramos más financiación que la ofrecida” y añadió que “si eso es inaceptable, deberemos dejar la resolución para las nuevas autoridades”. A estas horas representantes del Sindicato Médico del Uruguay (SMU) que ayer prefirieron guardar silencio en torno al tema, trabajan para intentar destrabar este conflicto.

El martes en Twitter, el expresidente del SMU Julio Trostchansky también escribió al respecto: “Llama la atención, rapidez de aprobación y puesta en marcha del IMAE cardiovasculares privados del interior del país en contraposición a la burocracia de ASSE y algún jerarca del Hospital de Clínicas frenando la instalación del IMAE público de Tacuarembó ¿Dónde está la defensa de los vulnerables?”.

El ex dirigente gremial añadió que “el presidente aprobó su creación pero parece que algunos piensan dejarlo mal parado y no avanzar debido a sus convicciones fuera de tiempo y perimidas”. En Uruguay funcionan varios centros cardiológicos de alta complejidad, todos ubicados en Montevideo. En el interior hay en Salto y el MSP ya aprobó otro en Maldonado. El único público es el que funciona en el Hospital de Clínicas.

El norte del país espera por un IMAE hace años

Esta no es la primera vez que Tacuarembó se ilusiona con el emprendimiento. En 2012, cuando el ministro de Salud Pública era Jorge Venegas, había anunciado que el IMAE cardiológico sería instalado en el hospital departamental. El anuncio se repitió una y otra vez sin ningún éxito. Por ejemplo, el expresidente José Mujica firmó en 2014, un decreto que establecía la creación de un instituto bajo la órbita de ASSE. Ya en esta nueva administración, el propio ministro Jorge Basso anunció su instalación para 2018.

Polémica por falta de recursos para instalar centro de salud
ASSE. Foto: archivo El País.

El gerente general de ASSE, Alarico Rodríguez, dijo a El País que en el Hospital de Tacuarembó “tenemos todo pronto” para comenzar a hacer funcionar el IMAE. Rodríguez señaló que ya tienen la “inversión en infraestructura y equipamiento, recursos materiales y humanos”. Sin embargo, fuentes de ASSE indicaron que aún falta la contratación de recursos humanos para el funcionamiento operativo de la Unidad de Cuidados Postoperatorios como para la sala de Hemodinamia cardíaca (técnicos radiólogos y neumocardiólogos, entre otros profesionales).

En total, hoy resta la contratación de unos 40 nuevos funcionarios. El País se comunicó con el director del Hospital de Tacuarembó Ciro Ferreira pero se excusó de dar detalles del proceso de instalación del IMAE dado que el centro de salud no participa estrictamente de las negociaciones que son encaradas por la propia ASSE y el Hospital de Clínicas (Facultad de Medicina).

Ayer, El País intentó sin éxito comunicarse con la directora del hospital universitario, Graciela Ubach. Hoy, el Hospital de Tacuarembó ya cuenta con un centro cardiovascular con cuatro blocks quirúrgicos, un angiógrafo que es utilizado para angiografía encefálica (no es parte del IMAE), tiene una sala para cirugía cardíaca y también cuenta con todos los insumos. En total, se invirtieron US$ 3 millones.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados

/***** Chat Bot ******/