PUERTO DE MONTEVIDEO

Partido Colorado está molesto por negociación del gobierno con TCP

El partido socio de la coalición multicolor está molesto con el gobierno de Luis Lacalle Pou por cómo se manejó la negociación con la empresa portuaria Katoen Natie.

Colorados no quieren quedar ajenos a temas portuarios. Foto: Francisco Flores
Colorados no quieren quedar ajenos a temas portuarios. Foto: Francisco Flores

El Partido Colorado está molesto con el gobierno de Luis Lacalle Pou por cómo se manejó la negociación con la empresa portuaria Katoen Natie.

El Ministerio de Transporte fue el que comandó las conversaciones con la firma belga para evitar un juicio millonario contra el Estado por US$ 1.500 millones, y acordó la extensión por 50 años de la concesión de la Terminal Cuenca del Plata (TCP, la única especializada de contenedores en el Puerto de Montevideo). El convenio implica, además, que la empresa portuaria destinará US$ 450 millones en inversiones en cinco años.

El resultado de las extensas negociaciones que se realizaron a lo largo del primer año del mandato de Lacalle fue informado por el presidente en su mensaje a la Asamblea General el 2 de marzo. Allí se enteraron los legisladores y dirigentes colorados de la noticia.

Esto desató un malestar del principal socio político de los blancos en el gobierno, y así se lo transmitieron al jefe de Estado y al entonces ministro de Transporte, Luis Alberto Heber, comentaron a El País fuentes coloradas y jerarcas del Poder Ejecutivo.

Sin embargo, este enojo por no haberlos hecho partícipes de las negociaciones se mantuvo “por debajo del radar” de la opinión pública ya que los colorados han optado por mantener un perfil bajo para no “hacer ruido” en la coalición.

De todos modos, en las últimas semanas una delegación del partido integrada por Tabaré Viera y Ope Pasquet inició negociaciones con Heber, cuando aún estaba en Transporte, ya que entienden que el acuerdo requiere de un proyecto de ley para darle la fortaleza que no tiene un decreto presidencial.

Incluso sostienen que actualmente existen leyes vinculadas a la actividad portuaria, que deberían ser corregidas con un nuevo proyecto que incluya las especificidades del convenio alcanzado a 50 años con la empresa Katoen Natie.

La muerte de Jorge Larrañaga, y la posterior designación de Heber para el Ministerio del interior, estancó las conversaciones que los colorados pretenden retomar con el nuevo ministro José Luis Falero, que los recibirá la semana próxima.

Los colorados no tienen presencia en los cargos de decisión en el Ministerio de Transporte ni en la Administración Nacional de Puertos, donde sí Cabildo Abierto cuenta con un representante. Por eso entienden que al gobierno “le faltó tacto” para incluirlos en las negociaciones o ponerlos “al tanto”, previo al anuncio oficial, dijo una fuente coloradas. “Fuimos ajenos al acuerdo del gobierno siendo parte del gobierno”, expresó.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados