Entrevista

Nicolás Rivadavia: “Falta una ley sobre derechos formativos de los jugadores”

El abogado deportólogo advirtió que las barrabarravas son un negocio ilícito rentable en Uruguay, están enquistadas en varios clubes y su accionar “corrió” a las familias de las canchas.

Nicolás Rivadavia. Foto: Leonardo Mainé
Nicolás Rivadavia. Foto: Leonardo Mainé

No obstante, reconoció que el Estado y la Asociación Uruguaya de Fútbol han “tomado cartas en el asunto” para que las familias vuelvan a los estadios. Para Rivadavia, el Parlamento debe legislar sobre los derechos formativos de clubes pequeños. “Si hay un pase de un jugador dentro del país, éste no genera derechos para el club que invirtió en ese futbolista”, dijo.

- Los dirigentes de fútbol señalan que los barrabravas han corrido a los aficionados de los estadios. ¿Qué magnitud tiene ese problema?

-La violencia en sí es un problema social que, por ende, se ha trasladado al fútbol en los últimos 20 años. El fútbol en sí es víctima de la violencia. No es que el fútbol es violento. Las barrabravas y la violencia en el fútbol han alejado a la gente de bien y a la familia de las canchas. En los últimos años, con la utilización de las listas de admisión, se ha recompuesto un poco la situación. Se tomaron cartas en el asunto y creo que son buenos indicios para que vuelva la familia al fútbol. Y que se pueda desarrollar un espectáculo deportivo de manera normal.

-Hace 30 años, los barrabrava eran cuatro o cinco con bombos y vino. Ahora son una organización enquistada en los clubes. ¿Coincide con ese diagnóstico?

-Coincido completamente. Lo que empezó como algo de tres o cuatro personas, después se fue transformando e institucionalizando y hoy en día son verdaderos grupos que tienen ingresos, que reciben compensaciones. Poseen estacionamientos de determinados escenarios. Eso fue traído de la Argentina.

-Acá se copió el modelo de la barra argentina.

-Exacto. Argentina influye mucho en nuestro país. Y eso es una de las cosas que ha influido. Son cosas negativas. Se han visto en Argentina y se ha asimilado también en Uruguay. Si bien nosotros somos un país más chico, creo que lo padecemos hoy en día. La violencia existe.

-¿Eso significa que hoy la barrabrava es un negocio rentable?

-Estoy de acuerdo con esa información. Hay varias instituciones deportivas que tienen barras conformadas hoy en día. En su momento quedó probado ante la Justicia que recibían entradas gratuitas para los partidos de fútbol. Atrás de las barrabravas hay un negocio de ventas de drogas.

-También trascendió que pretendían cobrar un porcentaje de pases de jugadores.

-No tengo la certeza de que fue así. En clubes argentinos está confirmado que existen ese tipo de negocios y que la barrabrava cobra un porcentaje de la transferencia.

-¿Qué opina sobre el pago de los derechos formativos de jugadores menores de edad?

-En Argentina se vive un momento particular en lo que se refiere a los derechos de formación y solidaridad de jugadores menores de edad. En 2015 se aprobó una ley nacional que regula la compensación por derechos de formación de los clubes argentinos. Esa ley recién este año tuvo repercusiones dado que varios clubes pequeños del interior de Argentina presentaron reclamos fundados en esa norma pretendiendo compensaciones por derechos de formación. En estos casos se vieron implicados Estudiantes de La Plata y River Plate que tuvieron sentencia de primera instancia en contra. Se los condenó a pagar por concepto de derechos de formación de jugadores. A raíz de esta ley y la aplicación de dicha norma este año, se presentaron varios reclamos más en ese país. Hoy en día esos reclamos están en procesos judiciales. A raíz de eso, la Asociación de Fútbol Argentina (AFA) aprobó un reglamento donde se establece una compensación por derechos de formación y mecanismo de solidaridad de equipos que forman jugadores para evitar esos procesos judiciales. Y que equipos del interior y cuadros chicos puedan tener un mecanismo ante la AFA por el cual reclamar esos derechos de formación de futbolistas.

-¿Cuál es la situación en Uruguay?

-No tenemos una regulación interna respecto a los derechos de formaciones de jugadores y mecanismo de solidaridad. Simplemente se aplica la normativa FIFA que rige a nivel internacional. La FIFA señala que solamente se paga derechos de formación y de solidaridad en caso de transferencias internacionales. Si hay una transferencia de un club a otro club a nivel nacional, ésta no genera derechos de formación.

-¿La falta de esa ley perjudica a clubes pequeños o formadores de jugadores?

-Sin duda que los equipos del interior del país que invierten dinero en formar jugadores. Y, de repente, esos futbolistas a los 18 años vienen a jugar a equipos de la capital y después a futuro hay una transferencia interna y sí pueden verse perjudicados. Lo mismo que clubes formadores a los que muchas veces se les van sus jugadores a equipos grandes por cifras significativas y no reciben una compensación por tratarse de una transferencia dentro del país.

-¿Qué habría que hacer al respecto?

Un mecanismo podría ser una ley nacional que regule el tema y que se compense efectivamente a esos clubes formadores. Otro mecanismo efectivo podría ser que la Asociación Uruguaya de Fútbol (AUF) aprueba una reglamentación que regule este tema.

-¿Hay un vacío legal sobre este tema en Uruguay?

-Hay un vacío legal sobre los derechos formativos de un jugador. En Argentina se reguló esto porque se perjudicaba mucho a clubes formadores. En Uruguay hubo proyectos de ley. Fueron tratados pero ninguno se transformó en ley.

Perfil

Experto en derecho laboral

Nicolás Rivadavia egresó la Universidad de Montevideo en 2012. Integra el staff del estudio Hughes & Hughes desde 2014. Se desempeña en el Departamento de Derecho Laboral de dicho estudio. Es responsable del área de Derecho del Deporte. La historia de Hughes & Hughes tiene más de 100 años de ejercicio profesional.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)