AUDICIÓN

Mujica pide "elecciones totales" en Venezuela para silenciar los "tambores de guerra"

El expresidente José Mujica dedicó su audición radial a la situación política que vive Venezuela.

José Mujica: admitió que quizás deba haber demoliciones. Foto: EFE
José Mujica. Foto: EFE

Hoy lunes el expresidente José Mujica dedicó su audición radial de M24 a la situación política que atraviesa Venezuela, donde Nicolás Maduro se niega a realizar nuevas elecciones y donde la semana pasada el opositor Juan Guaidó se autoproclamó presidente encargado de Venezuela.

El gobierno uruguayo emitió un comunicado conjunto con México en el que llama a un diálogo pacífico entre las partes.  

Mujica dijo este mediodía que "hoy están sonando fuerte tambores de guerra en el Caribe" y que hay que recordar que "en las guerras en general mueren los que no tienen responsabilidades. También debemos recordar que con sanciones económicas se castiga a los pueblos (...) hay toda una historia de las consecuencias amargas para los pueblos, de las sanciones económicas".

"Nos parece que discutir la legitimidad de un gobierno u otro en Venezuela en el fondo resulta infantil a diestra y siniestra", señaló el expresidente.

Y agregó que acompañó "desde el primer momento la posición que asumió el gobierno uruguayo" porque "el presidente autoproclamado en Venezuela (Juan Guaidó) o es muy joven o tiene atrás la seguridad que da el Ejército de Estados Unidos".

Sobre Estados Unidos, Mujica dijo: "Para nosotros está muy fresca la afirmación de estos días la afirmación de (Donald) Trump que todas las opciones están sobre la mesa". Y añadió que "ante tanta información absolutamente secundaria" que hay sobre la situación en el país caribeño, "hay que subrayar lo central", que es que "parecería que quieren convencerse y a su vez convencernos a todos, que la ilegitimidad eventual de unos se sustituye con la ilegitimidad de otros".

"Siempre hay una pantalla poco discutible para levantar en el horizonte, pero atrás de la guerra siempre se mueven intereses", sostuvo, señalando que "la verdad dura y descarnada es que lo mas conservador de Estados Unidos no puede aceptar que China termine manejando el destino del petróleo venezolano".

"Esta es la causa profunda de la impaciencia" de Estados Unidos, según Mujica. El presidente relató que "hace algunos años un altísimo integrante del gobierno de (Barack) Obama" le dijo: "Nosotros no precisamos intervenir en Venezuela, se destruyen solos".

Mujica señaló que la devastación que hubo en los últimos años de la cultura creativa del trabajo en Venezuela, sumado a la crisis de conducción del país, como a la caída de los precios internacionales y la guerra económica con sanciones que se desató, fue "acorralando y arrimando por necesidad al régimen venezolano hacia China y Rusia como tabla de salvación".

Y opinó que "es esto lo que no puede soportar hoy Estados Unidos y lo que terminó con la paciencia".

"¿Quién, con sentido común, hoy puede asegurar elecciones libres para todas las tendencias en Venezuela? ¿Quién puede asegurar impunidad hacia atrás y adelante tentando que lo que es confrontación se transforme en oposición?", se preguntó el expresidente.

"Esa magia podría ser solo con una especie de junta ejecutiva donde estuvieran todas las tendencias garantizadas por Naciones Unidas", dijo luego. Y agregó: "No veo otro camino que de garantía. Naciones Unidas con su consejo de seguridad comprometido y con firmeza. Sin embargo nada de esto podrá acontecer porque Europa no está participando en esta región. Da la impresión de lavarse las manos. Falta voluntad política  para construir una alternativa por encima de los interesas inmediatos, y esa falta de voluntad termina acorralando hacia la guerra".

"Porque al régimen venezolano no se le deja otro camino que morir peleando", dijo.

Luego dijo que con la situación que se vive en Venezuela, "por disparatada que parezca la propuesta de elecciones totales hecha por Europa, mal que mal daría una salida, pero debería de sumarse un monitoreo con garantías de las Naciones Unidas. Todo esto se puede criticar por principios. Pero la peor alternativa es la guerra".

"Por eso hemos apoyado la postura del gobierno uruguayo. Para evitar la guerra la herramienta es la política, solo la política puede evitar la guerra. Pero tiene que tener voluntad y compromiso. Hay otros  que levantan una tercer alternativa: un golpe militar que de elecciones libres con garantías, pero estamos en la misma. De todas maneras, lo más fuerte es evitar la guerra, que a esta altura parece muy difícil, y transformar la confrontación en oposición, en lucha republicana", sostuvo.

Cualquier decisión de ese tipo debiera ser acompañada de un socorro, sobre todo en medicina y alimento en el plazo inmediato. Pero los seres humanos hemos demostrado por un lado que podemos ser los animales más inteligentes y por momento mas sublimes, pero también los más estúpidos, los mas idiotas, y los mas egoístas".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)