ALUMBRADO PÚBLICO DE MONTEVIDEO

Luminarias: firma ganadora dice se “inflaron” ofertas ante la IMM

Hasta ahora, Prodie S.A., había optado por guardar silencio. Hasta que, al considerar que concluyó el proceso de selección de ofertas, decidió hablar por primera vez.

Juan Bresque. Foto: Francisco Flores.
Juan Bresque. El gerente comercial de la empresa muestra las luminarias que compró la IMM. Foto: Francisco Flores.

El proceso licitatorio para la compra de unas 70.000 luminarias para Montevideo, un negocio de US$ 21,5 millones, estuvo plagado de acusaciones. La intendencia denunció a dos empresas ante la Fiscalía (una de ellas la propia adjudicataria Prodie S.A.), el Tribunal de Cuentas de la República (TCR) hizo varias observaciones, y algunas firmas que quedaron fuera del llamado hablaron irregularidades. A su vez, el tema fue centro de debate en el ámbito departamental (incluyendo un llamado a la Junta al intendente Christian Di Candia) y nacional, con objeciones -entre otros- del senador Jorge Gandini y del diputado Álvaro Viviano, ambos del Partido Nacional.

Hasta ahora, Prodie S.A., había optado por guardar silencio. Hasta que, al considerar que concluyó el proceso de selección de ofertas, decidió hablar por primera vez.

Su gerente comercial, Juan Bresque, dijo a El País que respeta pero no comparte los fallos del TCR, que la empresa competidora y denunciante Habilis S.A. “mintió” públicamente en el manejo de datos sobre la licitación y que otras firmas como Teslights rebajaron varios millones de dólares sus ofertas en la última etapa del proceso (cuando el pliego era el mismo), demostrando que habían presentado anteriormente presupuestos “inflados” a la intendencia.

“Creo que en parte las repercusiones políticas se dieron porque era plena campaña electoral. Nosotros no salimos nunca a hablar sobre este tema con ningún medio, porque somos respetuosos de cualquier proceso licitatorio”, indicó el empresario.

El primer punto sobre el que respondió Bresque fue la existencia de una resolución municipal en la que se señala que la firma que representa, Prodie S.A. presentó documentación “presuntamente falsa” en una de las etapas del llamado.

“Fue en el proceso anterior de la licitación pública. Yo no veo que la intendencia entienda que nosotros hayamos presentado documentos falsos. Sí hubo una denuncia por parte de otro oferente sobre determinados ensayos nuestros, la cual no compartimos. La intendencia lo que hace en el proceso anterior, después de adjudicarnos a nosotros, es abrir una ventana para que todos los oferentes hagan comentarios al respecto. Y hubo comentarios de todo tipo, de todas las empresas. Cuando la intendencia hace el análisis técnico de los comentarios, algunos hace ha lugar. Y entonces decide dar de baja el proceso licitatorio, dejarlo desierto, por temas técnicos, porque en ese momento nadie cumplía 100% con el pliego”, indicó.

“Se escribió en la resolución ‘presuntamente falsos’, yo no tengo problemas en decirlo, porque son hechos. Pero no me queda claro a mí que la intendencia crea que son falsos”, manifestó el director de Prodie, cuya sede se encuentra en el PTI del Cerro.

Ofertas "infladas"

Al igual que Habilis, otra de las competidoras en el proceso, Teslights, salió a cuestionar públicamente la adjudicación a Prodie.

“Por Tesligths salió a hablar el gerente general que está viviendo en Miami y que tiene su fábrica en China. Pero lo que no salió a explicar es por qué bajó US$ 12 millones su oferta en cuestión de meses”, dijo Bresque.

“En la licitación anterior que se dio de baja, nosotros volvimos a quedar primeros con una oferta de US$ 21,5 millones. El que quedó segundo pidió US$ 30 millones, y Teslights, que quedó tercera, ofertó US$ 38 millones. Tengo todos los documentos para probarlo. Luego que se da de baja la licitación se hace una compra directa por excepción, modalidad que exige que no haya ninguna modificación al pliego. En cuestión de meses, Teslights baja de US$ 38 millones a US$ 26 millones. Me gustaría saber por qué. Y la otra empresa que ofertó US$ 30 millones, bajó a US$ 24 millones”, agregó.

Para el gerente comercial de Prodie, esta situación “confirma en primer lugar que son empresas que tenían una marginalidad (ganancia) muy grande”.

“Y en segundo lugar, que el nuestro fue siempre un buen precio, honesto y de mercado”, indicó.

Denuncia en Fiscalía

Consultado sobre qué pasaría en caso que la Justicia se pronuncie en contra de Prodie, Bresque respondió:

“Honestamente no es algo que tenga claro. Lo que sí puedo decir es que nosotros estamos a disposición de la Fiscalía para darle la información que necesite. Hasta ahora no hemos sido citados. Le pedimos una reunión a la fiscal, pero no nos ha vuelto a llamar”.

El empresario dijo que lo que la intendencia elevó a la Fiscalía fue un pedido para que se investiguen las denuncias de Habilis contra Prodie. “Otra denuncia totalmente diferente es que la intendencia descubrió que el otro oferente estaba modificando documentos y exigencias del pliego para cumplir técnicamente. Porque si no modifica esa exigencia, no puede cumplir”, destacó.

“Y esto no solamente se comprobó en esta última licitación que está vigente, también se comprueba que está en la licitación anterior, que es la que la intendencia denuncia, y en la anterior (la primera de 2017)”, agregó.

Consultado sobre por qué la administración municipal llevó a la Justicia a Prodie si después terminó adjudicándole el negocio, Bresque señaló: “Lo que se denuncia son hechos sobre una licitación que ya terminó. A nosotros lo que se nos adjudica es otro proceso, que es la compra directa por excepción. Son procesos totalmente independientes”.

Presente en varios estadios

Prodie S.A. es una empresa familiar que este año cumplió 30 años de trabajo ininterrumpido, haciendo obras, entre otros, para Botnia (actual UPM), Montes del Plata, el Gran Parque Central y el Campeón del Siglo. También está ejecutando la obra de la Unidad Agroalimentaria Metropolitana (UAM) y tuvo participación en la construcción del Antel Arena.

“Somos en total unas 120 personas, aunque hemos tenido picos de hasta 300 dependiendo de las obras”, anota su gerente general, Juan Bresque.

PROCESO

Fallos del TCR y una empresa que “miente”

El gerente comercial de Prodie dice que respeta los fallos del TCR, pero no los comparte: “En primer lugar, porque parecería que está diciendo que lo presentado por esta otra empresa (Habilis) es válido. Y ahí estás atacando uno de los principales derechos: el de que una persona es inocente hasta que se demuestre lo contrario. El Tribunal de Cuentas prácticamente está insinuando que Prodie falsificó esto y que hay que parar la licitación”.

“En segundo lugar, si en cualquier licitación un oferente que pierde inventa o crea una denuncia sobre otra empresa, la administración que hace la compra debería tener la obligación de elevarla a Fiscalía para que se investigue. ¿El Tribunal va a decir lo mismo en todas las licitaciones? Si eso ocurre, el Estado no compra nunca más, tendrían que pararse todos los llamados”, agregó.

“Entre medio de eso, cuando se abre la oferta comercial, el representante de la empresa sale en el diario El País a decir que su precio es igual que el de Prodie, cuando en ese momento nadie tenía el precio de esa empresa porque estaba en un sobre cerrado. Cuando se abre el precio de esta empresa, se descubre que otra vez estaban desinformando, por no decir mintiendo, porque se demuestra que tiene un precio de US$ 3 millones más que nosotros. Ahí te vas dando cuenta del modus operandi de determinadas empresas”, concluyó el gerente comercial de Prodie.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados