PARLAMENTO

La ley de vivienda popular gana apoyo

Proyecto de Rubio se discutirá en Diputados esta semana; el Frente de cara a un dilema: ¿lo votará?

Subsidio.: la construcción de vivienda popular deberá recibir financiamineto del Estado. Foto: archivo El País
Subsidio.: la construcción de vivienda popular deberá recibir financiamineto del Estado. Foto: archivo El País

El martes 13, el plenario de la Cámara de Representantes analizará el proyecto del diputado Eduardo Rubio (Unidad Popular) por el que se crea un mecanismo de acceso a la vivienda para familias cuyo ingreso global no supere los $ 76.960 (20 Bases de Prestaciones y Contribuciones) mensuales.

Luego de dos años, el proyecto, por el que cada familia deberá destinar no más del 10% de su ingreso global al pago de la vivienda, salió de la comisión aprobado por mayoría. En ella, el diputado frenteamplista Darío Pérez dio el voto decisivo, algo que en el resto del oficialismo no es tan seguro. La bancada oficialista aún no tiene posición tomada.

En la comisión, los dos representantes del Partido Nacional apoyaron la iniciativa de la Unidad Popular, e incluso participaron con aportes que terminaron siendo incluidos en el proyecto.

A Rubio le agradó sobremanera que el líder nacionalista Luis Lacalle Pou haya anunciado públicamente su respaldo a la iniciativa. Lo hizo en ocasión de presentar el viernes 2 de marzo, una serie de propuestas urgentes. "El gobierno no está demostrando ninguna capacidad de respuesta. Los planes quinquenales de vivienda solo ofrecen soluciones muy tímidas, como refinanciaciones o pequeños préstamos", sostuvo Lacalle Pou, tras anunciar el respaldo al proyecto de Rubio.

Respecto a su apoyo, Rubio dijo a El País que Lacalle Pou "es un dirigente con peso en la política nacional y es positivo que pueda ver en un proyecto de otro partido ideológicamente distante los puntos de acuerdo. Para nosotros eso es muy importante".

Sumando apoyos.

Rubio consiguió el visto bueno para su proyecto de seis intendencias: Treinta y Tres, Lavalleja, Flores, Tacuarembó, Colonia y Florida. Además, se está discutiendo en Cerro Largo, en San José y en Río Negro "con serias chances de ser aprobado", remarcó. De todas las intendencias, la única del Frente Amplio es la de Río Negro. "En algunos departamentos se respalda directamente esta ley y en otros se respalda todo proyecto que resuelva el tema de la vivienda incluyendo este", explicó Rubio.

En el marco de sus visitas al interior, además del apoyo de Pérez (Liga Federal), Rubio consiguió el compromiso del diputado Federico Ruiz, frenteamplista por Flores. Se ha reunido en varias ocasiones con diputados del oficialismo y admitió que sabe que "hay un debate importante adentro" de la bancada del Frente Amplio.

"Sé que hay varios legisladores del Frente que reconocen en este proyecto identidades muy fuertes. No sé cuál será el resultado del debate interno, pero sí sé que si el Frente resuelve no votarlo, habrá muchos que lo harán por disciplina partidaria", reflexionó.

Si se pidiera la disciplina partidaria, y en caso de ser transgredida por Pérez, Ruiz y algún otro legislador oficialista, no sería la primera vez que ello ocurre.

En 2015, apenas comenzado el gobierno, Pérez y Sergio Mier —de la Liga Federal— se hicieron conocidos como los diputados "rebeldes" del Frente Amplio al no votar dos artículos del Presupuesto: el pasaje de la Policía Caminera a la Guardia Metropolitana y el no llenado del 50% de las vacantes de soldados en las Fuerzas Armadas. Para el Tribunal de Conducta del Frente Amplio, incurrieron en una "infracción de deberes".

Financiación.

En el Frente Amplio hay dudas con respecto a esta iniciativa. Se objeta la falta de financiamiento de la ley para subsidiar el precio de las viviendas, que según Rubio debe ser costeado con recursos del Ministerio de Vivienda. "Vamos a pelear para que existan más recursos para la vivienda, para este proyecto que es innovador, porque se enfoca en una parte de la población que hoy no está cubierta en la política de vivienda", aseguró.

"Si se aprueba este proyecto y se convierte en ley, va a ser una herramienta más de las políticas de vivienda del gobierno que esté. Todo gobierno tiene un presupuesto para políticas de vivienda. Lo que habrá que hacer es distribuir ese presupuesto entre las distintas vías que conforman la política de vivienda (Ministerio, Agencia Nacional de Vivienda, Banco Hipotecario)", explicó.

Para Rubio "el problema hoy es que el presupuesto para vivienda es magro. Hay que aumentar el presupuesto de vivienda". Recordó que Fucvam, que agrupa a las cooperativas de vivienda por ayuda mutua, presentó la idea de restablecer el Fondo Nacional de Vivienda que estaba fijado por la ley Nacional de Vivienda de 1978.

Para él se pueden obtener recursos de otras vías como una parte del Fondo de Estabilización Energética, o terminar con algunos subsidios que considera "que no son lógicos".

Una decisión arriesgada

La decisión que la semana que comienza tome la bancada de diputados del Frente Amplio no será fácil de digerir. ¿Impone la disciplina partidaria? ¿Deja en libertad de acción a sus diputados? Si hace lo primero bajo el argumento de que el proyecto de Eduardo Rubio no tiene clara una forma de ser financiado, la izquierda se arriesga a quedar mal con los sectores de menos ingresos, que son quienes más sufren la falta de una vivienda. El Frente Amplio está en una encrucijada.

La casa se paga con el 10% del ingreso

La iniciativa del diputado de Unidad Popular (UP) Eduardo Rubio es la primera de trece que ha presentado en distintas comisiones del Parlamento. Y también la primera que está en condiciones de ser aprobada. El proyecto de ley establece que se crea un mecanismo de acceso a la vivienda para familias cuyo ingreso global no supere los $ 76.960 mensuales. De acuerdo con la iniciativa, para acceder a una vivienda no es necesario contar con ahorro previo y se puede estar en el clearing. La cuota por la vivienda se fija en el 10% del ingreso familiar durante 25 años. Para la construcción se plantea utilizar tierras del Estado y expropiar otras abandonadas. El Estado se debe encargar de licitar las obras y priorizar la mano de obra local, en especial de las cooperativas de trabajo. El legislador Rubio explicó que la forma de financiar el proyecto es con inversión pública. En la comisión de Vivienda el diputado nacionalista José Arocena planteó que si en el transcurso de los 25 años de pago de la cuota la familia supera el ingreso global de $ 75.000 mensuales, la cuota pasara del 10% del ingreso al 15%. Rubio tiene una serie de ideas que están reflejadas en el proyecto de ley para su financiación.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)