LA RECTA FINAL

Lacalle Pou promete no cambiar reglas de juego

El candidato se expresó sobre el primer debate presidencial y dijo que para el próximo encuentro -tal como establece la nueva ley votada este año- prefiere que se modifique el sistema y poder confrontar más con su competidor.

Luis Lacalle Pou, candidato a la Presidencia por el Partido Nacional. Foto: Fernando Ponzetto
Lacalle Pou quiere que Uruguay sea un faro de estabilidad frente a las turbulencias que vive la región. Foto: Fernando Ponzetto

El candidato del Partido Nacional, Luis Lacalle Pou, transmitió ante un auditorio de empresarios e inversores que pretende conducir el gobierno de un país donde las “reglas de juego” no se van a cambiar, y si se hace no será para “empeorar”.

El candidato blanco asistió a un evento organizado por Zonamerica, donde fue entrevistado por el periodista Alfonso Lessa. En la charla, Lacalle Pou explicó que Uruguay no puede ser visto como un país donde el inversor haga mucha plata de forma rápida.

Sin embargo defendió la plaza para invertir por tener alta seguridad y tranquilidad a diferencia de lo que puede ocurrir en los dos “gigantes” países de la región, Argentina y Brasil.

“En Uruguay si querés hacer mucha plata bien rápido no vengas. Si querés tener un régimen tranquilo donde depositar tu dinero, tu inversión, y generar divisas a lo largo de un tiempo, este es el lugar para llegar”, comentó el candidato blanco.

En esa línea fue que recordó la situación política y económica de la región. “Entre los dos monstruos y los dos gigantes, una vez más, el Uruguay se para como el palenque, como el anclaje, donde uno puede estar seguro y tranquilo. Y donde no va a haber vaivenes de cambios de reglas de juego. Por lo menos para empeorar”, aclaró Lacalle Pou.

Esa situación fue la que desarrolló el jueves en su acto en Colonia, por la implicancia que tiene ese departamento por su cercanía con Buenos Aires. En su discurso hizo énfasis en la situación de Argentina y Brasil. “Nosotros queremos que nuestros vecinos sean socios fuertes, que sigan siendo mercados para exportar nuestros productos y servicios. Que sigan siendo nuestro mayor suministro de turismo, pero nosotros no podemos incidir ni en la política argentina ni en la brasileña”, dijo el líder del Partido Nacional.

“Eso es del pueblo argentino y el brasileño. Sí tenemos que leer lo que está pasando y respetando esos procesos saber que una vez más el Uruguay se trasforma en un lugar donde vivir, en un lugar donde saber qué es lo que va a pasar, donde las instituciones se respetan y la democracia da ciertas garantías”, agregó.

En esa línea opinó que Uruguay necesita un cambio de signo político en el gobierno para garantizar esas fortalezas que se visualizan desde el exterior. Por eso le pidió a la gente el voto de confianza y que salgan a convencer a esos que no han terminado de elegir qué poner en el sobre de votación el domingo 27.

“Tenemos una preciosa oportunidad de recuperar elementos esenciales del ser nacional que nos hicieron ejemplo en el mundo y que a veces a riesgo de no tener inversiones tan fuertes, a Uruguay se le veía como ese plus que genera la seguridad pública, el poder proveer, la educación y el vivir tranquilo. Ese es un gran desafío”, dijo Lacalle Pou en Colonia.

Durante su exposición ayer en Zonamerica opinó que el relacionamiento con Argentina no tiene que ser mirando los signos políticos de quien gobierna. “Mi tema es el país”, dijo y explicó que “gane quien gane” su disposición va a ser la de negociar y hablar con el futuro mandatario.

Hoy todas las encuestas de opinión pública en el vecino país marcan un claro liderazgo de Alberto Fernández, candidato del “Frente de todos”, quien tiene a Cristina Fernández de Kirchner como su candidata a vicepresidenta. En esa línea opinó que prefiere un gobierno liderado por Alberto Fernández y no por la expresidenta: “Ya padecimos a los K”, dijo.

El candidato blanco se expresó sobre el primer debate presidencial que lo tuvo como protagonista con el frenteamplista Daniel Martínez y dijo que para el próximo encuentro -tal como establece la nueva ley votada este año- prefiere que se modifique el sistema y poder confrontar más con su competidor.

“A mí no me gusta esa estructura de debate. Creo que cuando subís al ring, subís al ring”, opinó haciendo una comparación del debate con una pelea de boxeo. “Si la ciudadanía opta porque Daniel Martínez y quien habla vayamos a un balotaje, anticipo que vamos a pedir que el debate sea abierto, abierto. Con un juez ahí, pero abierto", sostuvo Lacalle Pou.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)