CAMPAÑA EN LA CAPITAL

Hay más de 750 proscriptos para la elección departamental en Montevideo

Estas personas esperan que la Corte Electoral se pronuncie a su favor en febrero, reviendo su actual posición en contra.

Urna, voto, elecciones, votar, sufragio. Foto: Leonardo Mainé
Quienes integraron La Concertación y tienen aspiraciones de ser ediles, esperan que la Corte se pronuncie en febrero. Foto: Leonardo Mainé

El hecho de no haber obtenido 500 votos en las elecciones internas de junio dejó al Partido de la Concertación sin posibilidad de competir en la próxima elección departamental, aunque seguramente la oposición conformará una nueva alianza bajo el lema Partido Independiente.

Mientras tanto, las 750 personas que integraron este partido que curiosamente no obtuvo 500 votos (es decir que no lo votaron ni sus propios miembros), están inhibidas de candidatearse a ediles, aspiración que tienen algunos de sus integrantes. Estas personas esperan que la Corte Electoral se pronuncie a su favor en febrero, reviendo su actual posición en contra.

Formalmente el partido no existe más, por lo que no tiene sentido que quienes lo integraron no puedan postularse en la elección departamental”, declaró a El País el diputado electo Juan Rodríguez, funcionario de la Corte Electoral y suplente del ministro del Partido Nacional en ese organismo, Arturo Silvera.

“No es solamente la Concertación. Están en esta misma situación todas las personas que formaron parte de lemas que no llegaron a los 500 votos en la interna”, aclaró Rodríguez.

Además de la Concertación, no lograron alcanzar el número mínimo de votos fijado por la Corte el Partido Orden Republicano, Abriendo Caminos y el Partido Democrático Unido.

“El requisito de los 500 votos no está en la Constitución ni en la ley. Es un requisito reglamentario que en realidad tampoco figura en el reglamento de la elección, de esta interna ni de ninguna otra desde 1999. La Corte interpreta y aplica ése criterio; es un requisito de corte administrativo”, explicó el abogado y diputado electo.

Esta situación no abarca la elección municipal, por lo que los integrantes de la lista de la Concertación -y de otros partidos políticos- pueden postularse a concejales (y por extensión, ser alcaldes).

Posiciones manifiestas.

El tema ya fue puesto a consideración de los ministros de la Corte Electoral. Y por 6 votos contra 3, no prosperó la habilitación a los integrantes de los partidos que no llegaron a los 500 votos en la elección interna. También ameritó el pronunciamiento de conocidos juristas como Martín Risso Ferrand y Renán Rodríguez, este último exvicepresidente de la Corte.

La Constitución establece que a la Corte Electoral la componen nueve titulares y sus suplentes. Cinco deben ser imparciales y cuatro representantes de los partidos, designados proporcionalmente y todos elegidos en la Asamblea General.

Los dos ministros del Partido Nacional (Ana Lía Piñeyrúa y Arturo Silvera) y uno colorado (Juan Máspoli) votaron a favor de que se permita a los integrantes de las listas “proscriptas” participar de la departamental. En contra se manifestaron los cuatro del Frente Amplio (Pablo Klappenbach, Cristina Arena, José Ignacio Korzeniak y Wilfredo Penco), el colorado José Garchitorena y el presidente José Arocena, quien no tiene filiación política.

De todos modos, Rodríguez confía en que frente a las posiciones jurídicas que se han expresado en los últimos tiempos los ministros que votaron en contra puedan rever su posición y habilitar la participación de los “proscriptos” para la contienda departamental.

La situación del Partido de la Concertación se “destapó” el año pasado cuando una de sus integrantes, perteneciente al Partido Colorado, hizo una consulta a la Corte sobre si podía integrar otras listas.

“Los ministros actúan más por posición política que jurídica”

Uno de los integrantes de la lista de la Concertación es Miguel Di Ruocco, exedil y asesor en materia de Vivienda de Luis Lacalle Pou, quien tiene aspiraciones de volver a ocupar una banca en la Junta Departamental.

“Un principio general de la Constitución es que todo ciudadano tiene derecho a elegir y a ser elegido. Una disposición transitoria no puede estar sobre una general. La Concertación, al no llegar a los 500 votos, deja de ser un partido político. Así como el número de lista queda liberado, de la misma forma deberían quedar sus integrantes”, señaló Di Ruocco a El País.

“Los miembros de la Corte Electoral que opinan que los ciudadanos deben quedar proscriptos actúan más por una posición política que por una jurídica”, destacó.

En una carta publicada por Búsqueda, el abogado y exministro de la Corte Electoral Renán Rodríguez sostuvo que “quienes fueron candidatos por el Partido de la Concertación en las elecciones internas pueden ser candidatos por otros partidos políticos en las elecciones nacionales, departamentales y municipales de este período electoral, porque en el caso prima el principio de que todos los ciudadanos son electores y elegibles. No hay otro criterio de razonabilidad admisible”.

“No recurrimos para fundamentar nuestra posición a la Convención Interamericana de DD.HH. (Pacto de San José de Costa Rica), de la cual extraeríamos la misma conclusión”, agregó.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)