Realidad laboral

Hay más adolescentes que trabajan

En 2018, el INAU otorgó permisos para empleo a 2.700 menores de edad en todo el país.

En 2018 aumentaron los adolescentes que tramitaron los permisos para trabajar. Foto: archivo
En 2018 aumentó el número de los que tramitaron los permisos para trabajar. Foto: archivo

Este contenido es exclusivo para nuestros suscriptores.

El año pasado el Instituto del Niño y del Adolescente del Uruguay (INAU) expidió 2.700 carné de trabajo a adolescentes, 81 permisos más que en 2017, según informó a El País el coordinador del Área Programas y Proyectos de la sub dirección de gestión territorial de la institución, Jorge Cohen.

Es que si bien la legislación nacional permite trabajar desde los 15 años, es el INAU quien debe autorizar o no los permisos. Cohen señaló que “en los empleos que sí está permitido el trabajo adolescente, para que sea legal, debe gestionarse un carné habilitante”. El jerarca apuntó que no se trata de una autorización para facilitar el ingreso a cualquier trabajo, sino que el adolescente lo debe tramitar específicamente para cada empleo.

En este sentido, en 2017 se tramitaron 2.619 permisos de los cuales 1.351 fueron para hombres y 1.268 para mujeres. Del total, el 43% fueron expedidos en Montevideo y el 57% en el interior del país. Para Cohen, el año pasado hubo un incremento en la cifra de autorizaciones laborales porque “se facilitaron los permisos y porque ahora alcanza la habilitación médica de un carné de salud y no se necesita la revisión de un médico del INAU”.

En el interior del país las principales actividades para las que se solicitaron permiso de trabajo fueron para empleos rurales, mientras que en Montevideo continúan predominando las solicitudes para actividades de comercio y servicios, destacándose el sector gastronómico y dentro de este el sub-grupo comidas rápidas, en tareas de atención al público y las de cadetería, limpieza y ayudante de cocina. Los 2.619 permisos de trabajo a adolescentes otorgados en 2017, ya representaban un 3% de aumento con respecto al año anterior.

dato

Línea azul: una vía de denuncia

 El INAU tiene habilitada una línea telefónica denominada “Línea azul” 0800 5050 en la que recibe denuncias de cualquier tipo de maltrato (físico, psicológico, abuso sexual) o cualquier forma de vulneración de derechos hacia niños y adolescentes. Las denuncias pueden ser anónimas si el denunciado lo solicita, informaron a El País en la institución.

Denuncias.

Según los datos del INAU a los que accedió El País, en 2017 disminuyeron las denuncias por trabajo irregular de menores de edad con respecto a 2016. En 2017 hubo 32 denuncias mientras que el año anterior se registraron unas 55. Por otro lado, en 2018, 10 denuncias estuvieron referidas a situaciones de trabajo infantil, en los rubros de barométrica, comercio y pirotecnia, entre otras actividades. Unas 22 estuvieron referidas a adolescentes trabajando, en los rubros de hotelería, comercio y vertederos, entre otras.

El propio INAU indicó que el 100% de las situaciones denunciadas fueron abordadas por la unidad que se encarga de realizar un seguimiento de los casos. En el caso de las empresas infractoras a las que se volvió a controlar, a diferencia de lo ocurrido en 2016, las mismas regularizaron sus situaciones y no reincidieron.

Requisitos.

Para poder ingresar al mercado laboral adolescente es necesario tener 15 años o más cumplidos al momento de iniciar los trámites, que el trabajo sea permitido para un adolescente, tramitar el Carné de Trabajo del Adolescente, completar el Formulario del Empleador (con los datos de la empresa, los datos del adolescente y el detalle de la tarea a realizar con los horarios, los descansos y el monto del salario).

Además se solicita tener el Carné de Salud del Adolescente (con las vacunas al día, constancia de estudios, una cédula de identidad y una foto carné). El trámite en Montevideo se realiza en el Departamento de Inspección Nacional del Trabajo Infantil y Adolescente y en el interior del país se puede hacer en las direcciones departamentales del INAU, informó la institución.

Prevención laboral

¿Qué es el trabajo peligroso?

Si bien en Uruguay un adolescente puede trabajar desde los 15 años, hay determinadas áreas en las que no está permitido emplear a los menores de edad. Se le denomina trabajo peligroso a toda actividad que puede ser perjudicial para el adecuado desarrollo físico, psicológico, moral y social del adolescente.

Tampoco pueden trabajar en empleo que pueden interferir con su escolarización porque “privan de la posibilidad de asistir a clases” u “obligan a abandonar los espacios formativos formales de forma prematura” o “les exige combinar el estudio con un trabajo pesado y que insume mucho tiempo”. No pueden trabajar en establecimientos de venta de armas, gestión de objetos explosivos y de pirotecnia. Tampoco pueden emplearse en actividades forestales, acuáticas o aquellas que impliquen la inmersión. No podrán trabajar en pesca industrial, semi-industrial y artesanal.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)