EXMINISTRO DEL INTERIOR

"Difícilmente la responsabilidad de la fuga de un preso sea del ministro", dijo Bonomi

El exministro del Interior dijo también que "presos se han escapado un montón de veces" y que en esos casos "opera la responsabilidad de los mandos medios para abajo”. 

Eduardo Bonomi. Foto: Francisco Flores
Eduardo Bonomi. Foto: Francisco Flores - Archivo El País

El senador y exministro del Interior, Eduardo Bonomi, se manifestó en acuerdo con la interpelación que se realizó al actual ministro Luis Alberto Heber y agregó que la razón “no fue porque se escapó un preso”, sino por el manejo que tuvo de la información y el “no conocimiento de lo que se está haciendo”.

“Estoy de acuerdo con la interpelación, pero no fue porque se escapó un preso”, dijo el senador en diálogo con Quién es Quién (Canal 5). “Presos se han escapado un montón de veces. Y difícilmente la responsabilidad de la fuga de un preso sea del ministro. Opera la responsabilidad de los mandos medios para abajo”, comentó.

Al ser consultado sobre si parte de la Policía podría hacerle la ‘cama’ a cualquier ministro, Bonomi respondió que sí, “puede”. “Puede también que alguien aprovechando la cama”, busque "sacarle la troya al ministro”, dijo. Sin embargo, en el caso de Heber consideró que no creía que hubiese ocurrido eso.

“El ministro es el que informa de la fuga. Primero, informó como una semana después de que se escapó- Cuando informó, informó que se escapó por la puerta. Al tiempo lo agarran y el preso declara que se escapó por un agujero del alambrado. Entonces el ministro dice ‘se escapó por un agujero en el alambrado’ (…) Tuvieron una semana o 10 días para controlar si había algún agujero", agregó.

“El ministro informó tres veces mal y si informa tres veces mal controla mal (…) No es un buen ejercicio de la autoridad y eso es motivo de pedir renuncia”, sostuvo.

Renuncia del fiscal Jorge Díaz

Bonomi también fue consultado sobre la reciente renuncia del exfiscal de Corte Jorge Díaz y la relación que mantuvieron durante su período como ministro. En ese sentido, el senador explicó que durante ese tiempo tuvieron "muchísimas coincidencias".

"En lo que se dice que tuvimos contradicción fue cuando empezó a funcionar el Código del Proceso (Penal), en noviembre del 2017. A juicio nuestro, del Ministerio del Interior, por problemas de aplicación del Código (...) hubo una caída en la cantidad de personas privadas de libertad. Y los dos dijimos determinadas cosas de interpretación que coincidimos”, aseveró.

“El nuevo CPP, el actual, se oponía al anterior en el sentido de que cuando se encontraba que se iniciaba el proceso, el indagado tenía que esperar en libertad hasta que terminara esa etapa y se lo condenara. Eso era así porque nosotros teníamos una experiencia de que el 60%, el 70% de los presos habían sido procesados, pero no condenados”.

En ese sentido Bonomi explicó que “los jueces dejaban a los delincuentes esperando en libertad. Y los delincuentes (…) si iban a ser condenados después, muchas veces aumentaban la actividad delictiva”. 

“Aumentaban los delitos por gente que había quedado libre cuando tenía que haber estado detenida. En junio de 2018, el Parlamento le hizo determinadas modificaciones al CPP, y esta que estoy diciendo es una”, agregó.

Por otra parte, el exministro del Interior señaló que “Díaz estuvo muy comprometido con el impulso del código”. Y afirmó que “fue un buen fiscal de Corte”. 

Además, Bonomi opinó acerca de las penas que se les dan a los presos de hoy. Comentó que existe un problema "que no es el CPP", sino que lo es "el Código Penal". En ese sentido, el exministro sostuvo que “hay que ver las penas” y lzx que tienen que ver con penas por “delitos graves” y otras, “como dicen los jueces”, con “delitos de bagatela”.

“Hoy se está condenando con cuatro años de cárcel a mujeres que pasaron 40 gramos de droga, creo hay que buscar, no que se la deje de indagar, condenar (…) sino que tienen que haber penas alternativas”, explicó.

Y comparó esa situación con la de la pena impuesta para el narcotraficante que vivía en La Tahona, que fue dos años de prisión luego de que se incautara droga en su casa. En ese sentido, Bonomi dijo que si a un narcotraficante se le dan “dos años” y a la “señora, jefa de hogar, que pasa cuarenta gramos le dan cuatro. Algo está mal”. “Nosotros tratamos de ser justos”, agregó.

“La ley lleva, sobre todo lo que se aprobó en la LUC, lleva a que se cree esa situación explosiva” que “no solo es una injustica, sino que crea una situación explosiva y perjudicial para el país”.

De igual manera, el exministro remarcó que no quiere bajar o subir las penas, sino que lo que sí quiere es “bajar la delincuencia” en el país. “No quiero ni bajar ni subir en general, yo quiero estudiar todas las penas. Hay penas que quizá hay que subirlas”, reflexionó. 

“No puede ser, como a veces pasa, que hay delincuentes que tienen una serie de homicidios y tienen varias entradas y salidas ¿Cómo es eso? Entonces eso lo estudiaría. Pero hay otras que es al revés”

“Hay gente que hay que medirla por la evolución que tiene”, concluyó. 

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados