Pensando en las elecciones

Daniel Martínez, una carrera presidencial con obstáculos

Está enfrentado con Adeom y puede quedar sin apoyo del MPP y astoristas.

Daniel Martínez por Arotxa
Daniel Martínez por Arotxa

Daniel Martínez es el candidato cantado del Frente Amplio para el 2019. Pero la carrera al sillón presidencial tiene obstáculos. La guerra que no parece tener fin con la Asociación de Empleados y Obreros Municipales (Adeom) y un posible acuerdo electoral entre el Movimiento de Participación Popular (MPP) y el astorismo, para impulsar a otro presidenciable, pueden llegar a complicar al intendente de Montevideo.

Ya le pasó una vez. En 2010, la Convención Departamental de Montevideo del Frente Amplio votó como candidata única de la coalición de izquierda a la ex intendente comunista Ana Olivera. Los que inclinaron la balanza fueron Asamblea Uruguay y el MPP. Martínez se quedó con las ganas de ser intendente y la revancha la tuvo en el 2015, cuando triunfó sobre la actual vicepresidente Lucía Topolansky.

Hoy, los dos sectores parecen acercarse cada vez más con el objetivo de presentar una alternativa a Martínez para el 2019. El ministro de Economía Danilo Astori se fue hasta la chacra del expresidente José Mujica, en Rincón del Cerro, en búsqueda de apoyo. Pero el líder del MPP habló de promover a un candidato independiente en entrevista con Caras y Caretas.

Fuentes cercanas al intendente dijeron a El País que ante este escenario "se orejea" si es conveniente que se presente como candidato al 2019 o que repita nuevamente su postulación a la Intendencia de Montevideo. Pero a nivel del Partido Socialista no hay dudas de que Martínez será candidato y hay confianza en que sea quien sea el competidor le pueda ganar la interna. Incluso hay quienes dicen que no es negativo que se presente Mujica, Astori o cualquier otro.

A Martínez le juega a favor su edad. Tiene 61 años, mientras que Mujica tiene 83 y Astori 78. Esto lo posiciona como un candidato de renovación dentro del Frente Amplio. Pero no se trata solo de la edad. Martínez tiene el 31% de simpatía entre los uruguayos, detrás de Mujica (44%) y del presidente Tabaré Vázquez (37%). En tanto, Astori tiene 24% de apoyo, según una encuesta de Equipos de febrero de este año.

La gestión de Martínez es apoyada por el 48% de los montevideanos, mientras que un 26% lo desaprueba y un 25% no aprueba ni desaprueba, según otra encuesta de Equipos de mayo de este año.

En el mediano plazo, Martínez logró mantener evaluaciones positivas por encima de las negativas durante casi todo su período de gobierno. Con excepción de febrero de 2017, luego de anunciar un aumento en el precio del boleto, consignó Equipos Consultores.

Martínez cuenta con el apoyo del Partido Socialista y la simpatía de otros grupos, entre los que están Alianza Progresista y Casa Grande de la senadora Constanza Moreira, confiaron a El País fuentes de la coalición.

Si es candidato llevará como vice a una mujer, dijeron los informantes. Las posibles candidatas a compañeras de fórmula son la ministra de Industria Carolina Cosse (MPP), la senadora Patricia Ayala (MPP), la senadora Constanza Moreira y la diputada Cristina Lustemberg (PAR).

Pero si Martínez quiere ser candidato debe resolver primero la guerra que mantiene con Adeom y que lo hizo explotar esta semana, cuando se realizó la ocupación del segundo piso de la Intendencia de Montevideo en protesta por no haber sido informados de la Rendición de Cuentas. "Me tienen podrido", aseguró.

En una carta enviada días atrás al sindicato, acusó a sus miembros de mentir por "informar cosas carentes de veracidad" que "en nada ayudan a la construcción de un diálogo constructivo".

Fuentes del equipo de Martínez dijeron a El País que la prioridad para el intendente es solucionar el conflicto que mantiene con Adeom, el cual se concentra en el Servicio Fúnebre y de Necrópolis.

El gremio mantiene una posición mucho más dura desde que es secretaria general Valeria Ripoll, quien dejó el Partido Comunista hace dos meses y se integró a la corriente que lidera José Lorenzo López dentro del Pit-Cnt. Ahora, la mayoría de la directiva de Adeom está en manos del Partido de los Trabajadores e independientes. El gremio acusa al intendente de "hacer campaña" y no ocuparse de la Intendencia.

Pese al intercambio entre Ripoll y Martínez, el pasado viernes se retomó el diálogo entre la administración y Adeom. La idea es llegar a un acuerdo y que se levante el conflicto, pero a la vez "actuar con firmeza".

Desde la administración del intendente se quiere dejar en claro que "no hay cogobierno" y "no manda Adeom". En definitiva, la mano firme con uno de los gremios más cuestionados en la opinión pública puede llegar a ser una buena carta de presentación para Martínez.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º