Sindicato contra la exministra

Cosse en el medio de denuncias de acomodo

Sindicato dice que su gestión “fue peor” que la de Sendic.

Sindicato califica la gestión de Cosse de "oscurantista" y "monárquica". Foto: Fernando Ponzetto
Sindicato califica la gestión de Cosse de "oscurantista" y "monárquica". Foto: Fernando Ponzetto

Este contenido es exclusivo para nuestros suscriptores.

Que es una “monarca” y que su gestión fue “oscurantista”, “sin diálogo” y con poca “transparencia”. Así definió el sindicato de trabajadores del Ministerio de Industria, Energía y Minería (MIEM) la gestión de Carolina Cosse. Incluso más: el gremio dijo que su gestión fue peor que la de Raúl Sendic en cuanto al relacionamiento con los trabajadores.

La ingeniera dejó el gobierno de Tabaré Vázquez para dedicarse enteramente a la campaña, tal como se lo pidió el jefe de Estado. Sin embargo antes de terminar 2018 firmó una serie de resoluciones por las que otorgó partidas salariales extras para un grupo de trabajadores seleccionados.

El sindicato sostiene que la decisión es totalmente “irregular” y los beneficiarios fueron seleccionados “a dedo” por la ministra tiempo antes de dejar la cartera para hacer campaña electoral.

Según el sindicato “soberbia, despotismo, abuso de poder, autoritarismo, arrogancia, discriminación y secretismo son constantes en el MIEM” y “este patrón de conducta adoptado por las autoridades es repetido en todas las unidades ejecutoras y las compensaciones son la forma de comprar la complicidad, el servilismo y el silencio”. Así, sostienen que se “ha creado un sistema de castas con características de absolutismo monárquico, siendo el amiguismo y la sumisión los méritos que se premian en el MIEM”.

Las nuevas autoridades del MIEM emitieron un comunicado donde sostienen que la gestión de Cosse ha sido transparente y la asignación de partidas salariales especiales se ajusta a la normativa vigente.

“El espíritu del MIEM, como lo ha mostrado en múltiples ámbitos, ha sido siempre el de transparentar toda la información que maneja, respetando la normativa vigente. Toda la información referida a compensaciones que se considere pública, de acuerdo a la sugerencia de la Unidad de Acceso a la Información Pública, se entregará inmediatamente”, puntualiza el comunicado.

Sin embargo esto no es lo que ha ocurrido hasta el momento. El presidente del sindicato de funcionarios del MIEM, Carlos González, dijo a El País que ante la negativa de informar en detalle y transparentar las partidas de los funcionarios públicos, decidió hacer de forma personal un pedido de acceso a la información pública.

El trámite fue formulado el 12 de diciembre y no ha recibido contestación aún. El dirigente sindical explicó que la práctica es con el fin de “acomodar gente” y compensarla salarialmente “a como se le antoje a la ministra”, remarcó.

El gremio espera que se reabra la discusión y se transparente la situación. Sin embargo el nuevo ministro que sustituyó a Cosse, Guillermo Moncecchi, ya dijo semanas atrás a El País que no hay nada para nego- ciar porque se trata de decisiones tomadas y ajustadas a la legislación.

El sindicalista dijo que la exministra se ha manejado con “autoritarismo”. “Con Roberto Kreimerman tuvimos una excelente relación. Con Daniel Martínez también fue muy bueno. Incluso con Raúl Sendic, que tuvimos poco relacionamiento, y era de los más distantes, también teníamos buen diálogo. A Sendic se le pedía algo y contestaba. Con Cosse no existió nunca el contacto. Siempre se dialogaba por un negociador que ella mandaba”.

Según el comunicado emitido por el sindicato “el MIEM ha sido dirigido con el mayor oscurantismo de los 15 últimos años”.

Ministerio de Vivienda abre negociación con trabajadores
Los trabajadores del Ministerio de Vivienda se declararon en conflicto. Foto: Inés Guimaraens

La segunda planta de UPM en el centro de Uruguay es prioridad, es el punto más importante para el gobierno de Tabaré Vázquez en su último año en la Presidencia de la República. Por eso en el gobierno del Frente Amplio no quieren que un conflicto sindical entorpezca la megainversión extranjera.

Así es que el secretario general del Ministerio de Vivienda, Homero Guerrero, se comunicó ayer en la tarde con el gremio de funcionarios para informarles que les concederá una reunión a las 16 horas y abrir así una mesa de negociación. El sindicato había amenazado no firmar ninguna autorización ambiental si no se instalaba una mesa de diálogo. Entre ellas la más importante es la del informe sobre el ferrocarril que utilizara UPM; sin eso es imposible que se haga la inversión.

Como gesto a la apertura al diálogo, los trabajadores organizados decidieron poner en suspenso las medidas de lucha. Los trabajadores recibieron un comunicado a mitad de enero por el que se les suspendió todas las licencias para que lograsen aprobar “cuanto antes” las autorizaciones ambientales para UPM.

La presidenta del sindicato Rossana Berrini dijo a El País que la relación con la ministra de Vivienda, Eneida De León, es mala. “No hay un canal de diálogo. El relacionamiento es malo”, explicó. El objetivo de los trabajadores es tratar una serie de puntos y reinstalar la negociación salarial.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)