JOSÉ AMORÍN

"Si soy candidato colorado el vice va a ser de otro sector"

El senador colorado es uno de los dos dirigentes de esa colectividad política, junto a Fernando Amado, que ya lanzó su precandidatura presidencial.

José Amorín Batlle. Foto: Darwin Borrelli
José Amorín Batlle. Foto: Darwin Borrelli

Su objetivo es abrir las puertas del Batllismo para que todos aquellos que se sintieron batllistas, que en un momento no confiaron en el partido y que se alejaron, puedan volver al partido. Defiende que en la fórmula se encuentre la mayor parte de los sectores y opina que hay que ir a buscar a los mejores hombres y mujeres del partido y asegura que su sector tiene referentes importantes en todo el país.

—El acuerdo político que cerró con Germán Coutinho, ¿qué implica? ¿Van a desaparecer Proba y Vamos Uruguay? ¿Habrá un nuevo sector en el Partido Colorado?

Nace un nuevo sector con gente que viene de todos lados, de distintos sectores del partido. Con Germán tenemos algunos puntos en común como que venimos de la lista 15. Allí empezamos a militar. En estos tres años en el Senado, con Pedro Bordaberry, hemos empezado una amistad y relación de trabajo. Los tres senadores colorados trabajamos juntos en casi todos los temas. Cuando Pedro, que fue el último candidato colorado en las últimas dos elecciones, anuncia que no va a seguir, a mí me pareció que era de responsabilidad tratar de formar un grupo sólido. Teníamos que ir a buscar a los mejores hombres y mujeres del partido. Hoy el grupo tiene referentes importantes en todo el país.

—Llama la atención la sintonía suya con Coutinho, siendo quien lo desplazó —por decisión de Bordaberry— en la anterior fórmula colorada, que fue toda de Vamos Uruguay. ¿Cómo se gestó el acuerdo?

Nunca tuve diferencias personales con Coutinho. No sé de quién fue la decisión, eso ya pasó. Yo pensaba y sigo pensando que es mejor que en la fórmula del partido esté la mayor parte de los sectores. Desde ya digo que si gano la elección interna mi candidato a vicepresidente va a ser de otro sector del partido, seguramente el que entre segundo.

—¿Cómo será la gira que piensan hacer por todo el país?

Se llama Gira 19 Capitales. Será a partir del jueves 5 de abril comenzando por Paysandú. Todas las capitales departamentales entre el 5 y el 21. Vamos a anunciar que estamos en carrera (N. de R: Amorín y Fernando Amado son los únicos colorados proclamados como precandidatos hasta ahora), que hay un grupo batllista que hará un profundo esfuerzo para que se sumen los batllistas colorados y los batllistas que no votaron al partido. Se suma gente que había trabajado en política, pero también se suma gente que hace mucho tiempo que no trabaja en política. Y se empieza a sumar mucha gente que no había votado al Partido Colorado en las últimas elecciones.

—Se piensa en que el Batllismo sea una puerta de entrada, o regreso, al partido. ¿Es la idea?

Tenemos que abrir las puertas del Batllismo para que todos aquellos que se sintieron batllistas, que en un momento no confiaron en el partido y que se alejaron, puedan volver al partido.

—En el marco de la gira nacional van a ir a Florida. Ahí el referente es Juan Justo Amaro, quien tiene pedido de procesamiento por el uso de tarjetas corporativas en Ancap. ¿Amaro va a estar en el acto, en el estrado?

No sé. Nosotros vamos a ir a Florida. Pero en cuanto Amaro se enteró del pedido de procesamiento solicitó que se formara la comisión de ética para que analizara su gestión. E inmediatamente salió a explicar qué es lo que había hecho. Como lo hemos hecho siempre, nosotros vamos a esperar lo que diga la comisión de ética del partido y a lo que dictamine la Justicia. En los dos tenemos absoluta confianza.

—¿Lo ve al economista Ernesto Talvi como precandidato colorado? ¿Cree que Talvi puede traer al partido a la gente de clases trabajadoras?

Me parece bien que Ernesto esté en la cancha. Me parece bien porque quiero que todos compitan. Quiero que salgan a recorrer el país hablando de las ideas, porque eso es el Partido Colorado, eso es el Batllismo. Que salga Talvi, Tabaré Viera, Germán Cardoso, Fernando Amado, todos. Todos tenemos que competir y si lo hacemos bien el partido va a tener un muy fuerte crecimiento. Hacerlo bien implica hablar de futuro. El Partido Colorado tiene cuestiones que son esenciales desde Don Pepe (Batlle y Ordóñez), como la capacidad de ver el futuro, de anticiparse a los temas. Históricamente el Batllismo lo hizo extraordinariamente bien. Y lo otro es animarse a hacer cosas. El país está esperando que nos animemos a hacer cosas. En educación y en inserción internacional algunos sectores del Frente Amplio piensan igual que nosotros. Mujica quería más educación y Vázquez dijo que le quería cambiar el ADN a la educación. Y ninguno hizo nada, sabiendo que estaba mal no supieron enfrentar el tema. Y en inserción tanto el presidente como el canciller dicen que hay que hacer acuerdos con otros países y abrir el país al mundo. Pero los sectores radicales no le permiten cambios. Con Estados Unidos no, pero tampoco con Chile.

—El politólogo Adolfo Garcé dijo en radio Carve que veía a Vázquez, Mujica y Astori "desgastados". ¿Comparte esa visión?

No sé si están desgastados o no. Son grandes, son personas grandes de edad. Los liderazgos del Frente desde hace mucho recaen en personas mayores. Veremos qué hace el Frente. No nos vamos a meter en eso. Vamos a trabajar para que vuelvan al partido cientos de miles de personas que se fueron a votar al Frente y hoy están desencantados.

—¿Piensa que José Mujica puede ser candidato del Frente Amplio?

Yo creo que sí, que si está bien de salud sí. Pero no me meto en la interna del Frente, que debe decidir. Lo único que sé es que dentro del Frente tienen esa máquina de impedir, los sectores enormemente conservadores que no quieren que cambie nada. Se presentan como sectores progresistas y lo que son es sectores enormemente conservadores.

—¿El Partido Colorado tiene que volver al formato de la Concertación en Montevideo?

Eso hay que verlo. En la Concertación anterior el resultado no fue el que esperábamos. Si uno mide los resultados de todos los candidatos de la Concertación fueron menos que la suma de blancos y colorados en la elección de octubre. Yo no me niego a explorarlo, tenemos que conversar y ver si eso es conveniente o no. Hoy no hay conversaciones. La Concertación le permitió a un candidato que nadie veía en el horizonte, como Edgardo Novick, posicionarse incluso obteniendo con la Concertación más votos que Lucía Topolansky en Montevideo.

—¿Cómo lo ve a Novick para el futuro?

Si, votó bien en Montevideo, pero la impresión que tengo es que su mejor momento ya pasó. Pero en política quien decide es la gente.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º