RENUNCIA

El bisnieto de Batlle y Ordónez abandonó el Partido Colorado

“No me voy del Partido Colorado. Es el Partido Colorado que se fue de mí”, dice José Franzini Batlle en su carta.

La Comisión de Ética del partido Colorado se volverá a reunir el lunes 6.
Foto: Archivo

José Franzini Batlle, bisnieto de Batlle y Ordónez, dejó el Partido Colorado: según informa Búsqueda el martes de esta semana presentó una carta con su renuncia.

Franzini Batlle era convencional departamental y suplente en la Convención Nacional, además de estar al frente del sector Asamblea Batllista,.

En la carta de renuncia dejó constancia de su “absoluta desvinculación ideológica y metodológica con la actual conducción partidaria”.

También escribió otra carta, que lleva el título "Se fue de mí": en ella Franzini Batlle dice que “hace ya mucho tiempo” que siente que el Partido Colorado “se traicionó a sí mismo, a su tradición, a su identidad, su razón de existir, a su gente”.

Y agrega que "ni el más imaginativo de los cientistas políticos podría haber concebido a la colectividad nacida en la batalla de Carpintería, defendiendo los intereses de pocos ni bregando por lo más conservador de la sociedad. Ni el más optimista de los opositores podría concebir al Partido Colorado, otrora defensor y propulsor de los derechos populares, convertido en una ameba ideológica dependiente de la convicción del líder de turno, si es que la tiene”.

Sostiene que el partido que hizo de los “colectivos” su “razón de existir”, actualmente asiste a su “final desde pobres impulsos individuales que, aunque honestos en su génesis”, están “vacíos de contenido”.

“El partido que soñó un Uruguay que incorpora las ideas más vanguardistas del mundo dejó paso a una colectividad envejecida de ideas y espíritu, atrapada en la contemplación de un pasado que no entiende por qué ni cómo desapareció, y librada a peleas decadentes por el poco espacio de existencia que va quedando en lo que ya no es más que una caricatura irrelevante de lo que supo ser”, añade.

Franzini Batlle sostiene que el Partido Colorado es actualmente “irrelevante como herramienta de cambio” para Uruguay. “Y en consecuencia ya no tiene un papel constructivo que jugar en nuestra democracia”.

Dice además, que espera que el Partido Colorado encuentre “su final de manera digna, sin someter el recuerdo de su pasado glorioso a una agonía eterna. No pueden permitirse que en el inexorable camino al recuerdo, la indignidad provoque el olvido de aquel partido que llevó al Uruguay a ser pionero en casi toda actividad”.

“No me voy del Partido Colorado. Es el Partido Colorado que se fue de mí”, concluyó.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)