INSEGURIDAD

Por segunda vez en el año roban Jardín de Casavalle

Primaria reforzará la seguridad en el complejo de escuelas.

Primaria no quiere gastar más en seguridad, pero amplió cobertura por vandalismo. Foto: A. Colmegna
Primaria no quiere gastar más en seguridad pero amplió cobertura por vandalismo. Foto: A. Colmegna

Docentes y padres del Jardín 222 del barrio Casavalle, ubicado frente a la plaza, se vieron conmovidos en la mañana de ayer cuando a tempranas horas descubrieron que parte del local había sido otra vez vandalizado durante la noche del domingo. Las ventanas de los salones de nivel 5, ubicados en el patio de la institución, estaban rotas.

"Se llevaron el dinero del paseo para los niños, una colección de audios didácticos y una biblioteca del jardín que la conseguimos por concurso", contó una maestra a Telenoche.

Decenas de cuadernos y libros quedaron desparramados por el piso, empapados con permufol y agua jane. Vecinos dijeron que sintieron sonar la alarma pero solo durante algunos segundos. Se trata del segundo ataque y robo que sufre el jardín en menos de dos semanas. La primera vez los delincuentes se llevaron la notebook de una maestra y materiales de limpieza que se tenían para todo el año escolar.

A pesar del mal trance, la escuela permaneció abierta ayer, como en los momentos de mayor crispación del barrio, durante enfrentamientos entre bandas. Se recibió a las familias en las puertas del jardín para brindar tranquilidad y se brindó como siempre el desayuno y el almuerzo.

El consejero de Primaria Héctor Florit dijo a El País que allí y en todo el complejo de Casavalle se reforzará la seguridad, probablemente reubicando servicios de otras zonas porque no es posible seguir incorporando al presupuesto de la educación costos desmedidos en seguridad.

En cifras.

En términos generales, se gasta 4,5 veces más dinero en vigilancia que en material fungible, didáctico, en útiles escolares, unos 6 millones de dolares al año. Se destina 120 millones de pesos a una empresa de alarmas con respuesta, unos 20 millones al servicio 222 y 34 en el control presencial.

Para este año Primaria decidió comprar mil horas mensuales más de seguridad privada, lo que supone un incremento de cerca de 4 millones de pesos. "La política que mantuvo el Consejo fue no ampliar con nuevas compras los gastos de seguridad; eso en general se mantiene pero se resolvió una ampliación ante ciertos hechos de vandalismo", afirmó Florit.

Ese dinero se distribuye sobre todo en zonas periféricas mientras que se reciben solicitudes frecuentes para ampliar el horario de cobertura o incorporar la vigilancia presencial, cuando la política en la mayoría de los centros es hoy un sistema de alarma, con rondas aleatorias de guadias, en horarios distintos cada día.

Liceo de Durazno se quedó sin cantinero por reiterados robos

Harto por los sucesivos robos que lo han dejado en bancarrota, el cantinero del Liceo 2 de la ciudad de Durazno concurrió a la dirección del centro educativo y entregó las llaves. Puso fin así a más de dos años como concesionario del local para venta de refrescos y comestibles a los estudiantes. Entre 2017 y lo que va de 2018 robaron siete veces la cantina del liceo, que no cuenta con seguridad policial desde 2015.

La Federación de Profesores, en apoyo al trabajador, analiza ocupar el liceo para reclamar medidas urgentes de seguridad. "La situación se tornó insostenible, sobre todo después del último fin de semana cuando entraron a robar el viernes en la noche y también el domingo o el lunes que fue feriado", dijo el cantinero, Javier Lanne. "Es una lástima por la gente que trabaja conmigo, queda gente sin trabajo por culpa de esta situación".

Andrés Cardozo, docente e integrante de la Federación de Profesores de Secundaria dijo que en este fin de semana no solo robaron la cantina sino el propio liceo, ya que faltaron calefactores para los salones, equipos de música y microondas. Cardozo agregó que en diciembre de 2014 la Jefatura local les informó que por recortes en el presupuesto no se podía contar más con el servicio de 222. "Desde 2015 estamos sin guardia entre que cerramos el liceo hasta que se abre en la mañana, y tampoco contamos con el servicio los fines de semana. En abril, el liceo solicitó por medio de oficio a Secundaria que se pudiera contar con servicio de seguridad privado en todo caso", afirmó Cardozo.

Los docentes esperan tener una entrevista en los próximos días con el Jefe de Policía para saber si cambió la situación del 222 y solicitar que por lo menos se destinen recursos para pagar una seguridad privada o enrejar la parte del patio que falta enrejar. "El año pasado se hicieron beneficios para poder comprar los calefactores y ya robaron la mitad de ellos ", sostuvo el docente.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º