ATROZ CRIMEN

Fue rociado con nafta y quemado por banda

La muerte de Richard Gastón Correa, de 47 años, quien fue rociado con nafta y prendido fuego el 21 de abril en Paysandú, es investigada por la Policía y la Fiscalía de Turno como un "homicidio".

Pericias: la Policía Científica ha estado muy activa en los últimos meses en medio de una ola de crímenes. Foto: Ariel  Colmegna
Foto: archivo El País

Si bien en principio, cuando acontecieron los hechos, se sospechó que pudiera tratarse de una salvaje agresión, tras las averiguaciones del caso se pudo confirmar la hipótesis.

Correa estuvo internado en el Cenaque y falleció el pasado jueves 3 de mayo.

Tal como informó El Telégrafo el 21 de abril, pasadas las 23:30 de la noche la Policía fue alertada por un hombre que iba corriendo por la vía pública, envuelto en llamas, en la zona de Ledesma y Solís. Los vecinos indicaron haberlo visto correr pidiendo auxilio y se podían apreciar importantes quemaduras en el cuerpo, sobre todo en la zona del tórax y la pelvis.

Debido a las lesiones sufridas, Correa fue trasladado a Montevideo a bordo de un helicóptero de la Fuerza Aérea, y falleció días después.

Extraoficialmente se supo que la investigación apuntaría al menos a un integrante de una peligrosa banda que según vecinos "siembra el terror y nadie se anima a denunciarlos".

A nivel oficial se guarda hermetismo en la investigación del caso, uno de los más atroces que se han registrado en Paysandú en los últimos años.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º