MONTEVIDEO

Persecución y tiroteo: así fue como cayó la banda de menores que robaba a autos en la rambla

11, 14, 15 y 16. Esas son las edades de los cuatro delincuentes que los investigadores policiales lograron capturar sobre la madrugada. Un quinto ladrón logró escapar.

La camioneta que habían robado no les arrancó y la prendieron fuego; luego robaron otra. Foto: Subrayado
La camioneta que habían robado no les arrancó y la prendieron fuego; luego robaron otra. Foto: Subrayado

Son todos menores, se hacen llamar con el nombre de una película, usan guantes para no dejar huellas y siempre rapiñan bajo la misma modalidad.

Empiezan a robar en la Ciudad de la Costa y luego recorren toda la rambla hacia el sur. Van a aquellos lugares donde las personas paran con sus autos y permanecen dentro de ellos: la plaza de la Armada, Kibón y detrás del Museo Oceanográfico.

Ayer, el líder de la banda y otros tres integrantes fueron capturados por la Policía. Esto sucedió tras un procedimiento que tuvo intercambio de disparos y una persecución a contra- mano por el barrio Buceo, y terminó con un coche incendiado.

11, 14, 15 y 16. Esas son las edades de los cuatro delincuentes que los investigadores policiales de la Zona Operacional II de la Jefatura de Policía de Montevideo lograron capturar sobre la madrugada. Un quinto ladrón logró escapar.

Las rapiñas.

El primer golpe de la noche lo dieron ayer, sobre la una de la mañana, en la parada 29 de Lagomar. Luego de eso se movieron en un auto robado y siguieron andando hacia el sur por la rambla. Fue en la curva detrás del Museo Oceanográfico donde se detuvieron por primera vez para cometer otras tres rapiñas.

Bajaron de la camioneta blanca en la que estaban, y mostrando sus armas y moviéndose rápido, hicieron los primeros dos asaltos. Luego subieron al vehículo para intentar escapar. Pero como no arrancaba, se bajaron y continuaron con las amenazas. Ahí fue que golpearon con culatazos a dos personas que estaban en una camioneta y se la robaron. Antes de emprender la huida quemaron la otra camioneta en la que habían llegado. Les pareció la mejor opción para evitar que quedaran sus huellas.

Personal de la Dirección de Videovigilancia, Analítica y Relajamiento Urbano (Divaru) pudo observar a través de las cámaras de videovigilancia los movimientos que había hecho el primer vehículo que llevaba a los delincuentes antes que cometieran las tres rapiñas en la zona de Buceo. De esa manera se comunicaron con los efectivos de la Zona Operacional II y, de forma coordinada, se trazó un operativo policial de patrullaje a lo largo de toda la rambla para dar con ellos.

Delincuentes detenidos.

Una vez que los delincuentes robaron la camioneta de las dos personas que estaban estacionadas detrás del museo, arrancaron la marcha rumbo al este.

Pero en el cruce de la rambla y Solano López vieron que, de frente, iban a acorralarlos varios móviles policiales. En ese momento hicieron un movimiento rápido y doblaron hacia la izquierda, subieron a la vereda y comenzaron a escapar, a contramano, por la calle Solano López. Allí empezó la persecución, en la que se produjo un intercambio de disparos entre los móviles y los delincuentes.

Luego de unas 10 cuadras los menores chocaron contra un cartel de ceda el paso ubicado en la equina de Asamblea y Resistencia. En ese momento los efectivos bajaron de los móviles y detuvieron a cuatro de los menores. Un quito logró bajar de la camioneta y comenzó a disparar contra los efectivos mientras escapaba. Al mismo tiempo se iba deshaciendo de los objetos que había logrado rapiñar durante la noche.

Los cuatro menores fueron asistidos en el momento y luego derivados a distintos centros asistenciales. Uno de ellos, el de 16 años, se encuentra ahora internado en estado grave en el Hospital Pereira Rossell por una herida de arma de fuego a la altura del cuello.

Los otros también están internados porque fueron alcanzados por las balas, pero su situación está controlada: uno fue herido en el tórax, otro en un glúteo y el restante en la cadera.

Los menores están ahora a disposición de la fiscal María de los Ángeles Camiño. La Policía, mientras tanto, busca al quinto delincuente que logró escapar.

Según indicaron fuentes policiales a El País, la Policía ya tenía identificada a la banda. De hecho, dos de los menores que ayer fueron detenidos también habían sido capturados por efectivos a mitad de año por delitos similares. El menor de 11 años había sido arrestado cuando estaba dentro de un auto hurtado junto a otro delincuente.

Los delincuentes, agregaron las fuentes, actuaron “en más de una ocasión bajo esa misma modalidad”. Se dirigían a zonas con autos estacionados y con personas dentro de ellos. Aprovechaban los momentos de distracción y las sorprendían de forma violenta para poder rapiñarlos.

Cuando la Policía tomó conocimiento de la primera rapiña en Lagomar supo que era la misma banda y montó el operativo que permitió la captura de los cuatro delincuentes. Queda aquel que logró darse a la fuga.

El líder de la banda tiene 14 años

El operativo montado ayer por la Policía permitió capturar al líder de la banda de menores que rapiñaban a personas dentro de sus autos a lo largo de la rambla. Según indicaron fuentes policiales a El País el delincuente tiene 14 años y un largo prontuario delictivo. Las primeras novedades criminales del menor aparecieron cuando tenía 12 años. Desde ahí fue detenido por denuncias de rapiñas, hurto y desorden público. Además pesaba una orden de detención emitida por Prefectura por delitos similares a los ocurridos en la madrugada de ayer. Días atrás la Policía allanó viviendas ubicadas en la zona de Euskalerría y Boix Marino para detener al menor, pero no fue localizado.

La Policía sospecha que puede haber más integrantes de esta banda de menores que operaba en la zona de Malvín Norte. De ahí salían en auto hacia Canelones y recorrían toda la rambla costera para cometer rapiñas. Ayer, luego del procedimiento que incluyó una persecución de 10 cuadras y un tiroteo, los agentes incautaron municiones y distintos revólveres. En tanto, la camioneta que robaron y chocaron es analizada por la Policía Científica.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error