TOLEDO

Investigan presunto caso de justicia por mano propia: hoy declaran los implicados

Una mujer fue rapiñada y reconoció a uno de los delincuentes. Dos familiares lo fueron a buscar a la casa y lo llevaron a la Policía. Pero hoy deberán declarar por un presunto caso de justicia por mano propia.

Policía de Canelones
Foto: Archivo El País

Desde las 14 horas de hoy, en el juzgado de Toledo (Canelones), declaran tres personas por un presunto caso de justicia por mano propia.

Ayer domingo, sobre las 5 de la madrugada, una mujer fue rapiñada en una parada de ómnibus. Dos hombres que estaban presuntamente esperando el ómnibus, le apuntaron con un arma de fuego y la asaltaron.

La mujer identificó a uno de ellos como alguien de su barrio. El cuñado, un hermano y la víctima fueron a buscarlo a su casa, donde el hombre les confesó haber participado en la rapiña. Los familiares de la mujer detuvieron al hombre lo llevaron a la Seccional 20.

La fiscal del caso Alicia Ghione, dijo a El País que se está “ante una detención ciudadana ilegal". "La gente sale a buscar al rapiñero, lo identifican y en lugar de llamar a la Policía, lo detienen entre tres personas y le dan unos golpes, según la versión del imputado. Después lo llevan a una casa donde está parando el imputado, donde encuentran una mochila. Finalmente, lo llevan a la seccional. La detención es totalmente ilegal. El imputado no estaba ni siquiera en flagrancia. Si tenían identificada a la persona tendrían que haber llamado a la Policía”, expresó.

La fiscal aclaró que las cuatro personas (el rapiñero, la víctima y sus familiares) “están todos citados" a declarar".

"El presunto rapiñero decidió presentarse. Lo tuve que liberar. ¿Cómo hago para dejarlo detenido? Esa fue mi indignación, ellos obstruyeron ala Justicia", se quejó Ghione. "Si ellos lo ven en el barrio y llaman a la seccional, la Policía me pide una orden de detención, yo se la pido de manera urgente al juez y lo traen a (a la Fiscalía) como hay que traerlo”, señaló.

La fiscal dijo que "uno entiende la indignación de los vecinos" por los crecientes casos de inseguridad, y que "Toledo va a ser así, un problema detrás de otro" porque "la gente está organizada y armada y no entienden".

"Hay violencia como en todos lados y creo que la seccional tiene pocos recursos. La función de la gente no es la de ser policías. No puedo dejar que los ciudadanos salgan a hacer de policías”, sentenció.

A principios de agosto, tres vecinos de Casarino, próximo a Toledo, fueron imputados por haber dado una paliza a un rapiñero. Dos de ellos recibieron la imputación de "justicia por mano propia" y un tercero por "lesiones graves".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)