Tráfico de armas

De florista en New Jersey a ser traficante de municiones

Imputaron al dueño del contenedor con contrabando hallado en el Puerto.

Hallazgo: pólvora, miras telescópicas, puntas de balas y herramientas para cargar balas y cartuchos. Foto: Ministerio del Interior
Hallazgo: pólvora, miras telescópicas, puntas de balas y herramientas para cargar balas y cartuchos. Foto: Ministerio del Interior

Durante la crisis del año 2002 se fue a vivir a New Jersey. Trabajó como florista. Viajó unas 30 veces entre Estados Unidos y Uruguay en los últimos cinco años. Ayer marcharon a prisión imputados por tráfico internacional de armas, municiones y explosivos y contrabando.

Todo comenzó con una denuncia anónima ante la Dirección de Inteligencia Policial.

La primera versión indicaba que el hombre, L.E.M.L. se dedicaba al tráfico de municiones, explosivos y miras telescópicas y otros materiales cuya comercialización está prohibida a los civiles en Uruguay.

La fiscal Mónica Ferrero, especializada en estupefacientes, se hizo cargo de la investigación y la Policía la denominó Operación Mónaco. En las primeras actuaciones se supo que el hombre tiene permiso como coleccionista de armas y no posee porte. Tampoco tiene permiso para comercializar armas.

De inmediato se sometió al imputado a una serie de escuchas y seguimientos. Se supo que estaba vinculado a grupos de caza y pesca y que ofrecía distintos artículos a la venta en páginas especializadas.

El 27 de agosto, el hombre recibió un mensaje de texto de una empresa internacional con la palabra "stock" y un número de ocho cifras. Se hizo un rastreo informático y se confirmó que se trataba de un contenedor que sería retirado el día 28.

La Fiscalía ordenó bloquear la carga y el día 30 se realiza la inspección del contenedor. Allí se descubren varias cajas.

Además, había dos lavarropas y dos hornos industriales que en su interior contenían 66 miras telescópicas de diferente capacidad y prestaciones, un cargador para cartuchos .223 Rem., un cargador para cartuchos .308 Win., para rifle marca Remington 7400 7600, un cañón para rifle .308 Win., un chasis o armazón para fusil Ar15 ó M4, marca Archangel, calibre 5,56 mm, una prensa de recarga mono estación, marca RCBS, 80 cartuchos calibre .243 Win., marcas Browning, punta 97 grains, 80 cartuchos calibre .243 Win., marcas Federal, punta 95 grains, 40 cartuchos calibre .243 Win., marcas Federal Fusion, punta 95 grains, dos cargadores para cartuchos .300 Win. Mag., y un cargador para cartuchos .308 Win. A esto se suman bolsas con pólvora, puntas de balas .30 y fulminantes.

Algo que llamó la atención de los investigadores es la presencia de proyectiles deformantes, especialmente prohibidos en el ámbito civil, según la legislación nacional en materia de armas de fuego.

Método.

El ahora imputado admitió que trajo el contenendor ofreciéndole un dinero a una residente en Estados Unidos, M.B.A.I., a cambio de que hiciera los trámites de retorno ante la Cancillería. De esa forma se le permitiría traer un contenedor con una presunta mudanza. La mujer ocupó una vivienda propiedad del imputado y espero la llegada del contenedor, cuyo destino era la finca en que estaba viviendo.

En la investigación quedó demostrado que un primo del imputado, residente en Estados Unidos, se dedica a ofrecer a los uruguayos sus servicios para la coordinación de encomiendas hacia familiares que se encuentren en Montevideo y otras ciudades de Uruguay. También se confirmó que el imputado conseguía "clientes" que desean adquirir pólvora, municiones y otros elementos. También se pudo establecer que pagó mil dólares a un uruguayo en Estados Unidos a cambio de hacerse pasar por un retornado.

La fiscal Ferrero formalizó al hombre por contrabando y tráfico de armas en calidad de autor y pidió 120 días de prisión preventiva. En tanto, pidió 90 días de preventiva para la mujer cómplice. La juez María Helena Mainard aceptó lo solicitado.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)