ATAQUE EN UNA BARRACA

Despiden los restos del guardia asesinado

Familia y amigos de César Washington Rocha Martínez, el guardia que custodiaba la barraca de hierros San Martín, despidieron sus restos ayer.

El hombre de 57 años estuvo varias horas con muerte cerebral luego de las heridas de arma de fuego que recibió en la cabeza cuando se enfrentó con cinco delincuentes que lo atacaron tras hacerse con el dinero de la recaudación. En el momento del asalto, había 20 personas en la barraca.

Tras un tiroteo, los delincuentes fugaron dejando atrás una pistola automática y una máscara que quedaron tiradas en la calle, y una metralleta que fue arrojada al jardín de una casa ubicada a pocos metros del comercio.

El funcionario había comentado a algunos compañeros suyos días atrás de este episodio que veía movimientos sospechosos en la zona y avisó que "se la iban a dar" al comercio, y que él actuaría con su arma.

Rocha, un policía retirado, se había desempeñado como instructor en la Escuela Nacional de Policía donde formó a varias generaciones.

El guardia de seguridad recibió el homenaje y recuerdo en las redes sociales por parte de distintos oficiales de la Policía que han pasado a retiro. Uno de ellos definió al ex oficial como un efectivo "aguerrido y muy trabajador".

Fue de la misma generación que el actual jefe de Policía de Cerro Largo, Wilfredo Rodríguez, quien estuvo ayer en el funeral, según informó Subrayado.

Por este homicidio, los guardias de seguridad privada realizaron una huelga de 24 horas que culminó ayer a las 22:00 horas. La medida fue informada por el Sindicato Único de Trabajadores de Securitas (Sutrase).

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)