TRABAJADORES PREOCUPADOS

Advierten que un pedido de Dinama amenaza empleos

Portuarios de Fray Bentos cuestionan el plazo dado a terminal granelera para tomar medidas ambientales.

Los trabajadores creen que la concesionaria no hará la inversión que se le pide. Foto: Daniel Rojas
Trabajadores creen que la concesionaria no hará la inversión que se le pide. Foto: D. Rojas

Sesenta familias que viven de la operativa portuaria en Fray Bentos, pueden perder su empleo si prospera una exigencia de la Dirección Nacional de Medio Ambiente (Dinama) ante la empresa que opera con granos en la planta de silos del ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca.

La Dinama notificó a Terminales Graneleras Uruguayas (TGU) que tiene un plazo de 10 días para instrumentar un proyecto de infraestructura para mitigar el polvillo que se genera en momentos en que se procede a la descarga y acopio de semillas. Como la planta de silos propiedad del Estado uruguayo se licitará en pocos meses más, la empresa le comunicó a sus operarios que es inviable realizar una inversión en este momento y que de no revisarse la decisión de Dinama, "pondrá un candado y un sereno, cerrará y seguirá funcionando solo en Nueva Palmira".

Fabián Florenciano, trabajador de TGU, indicó a El País que la empresa recibió una notificación de Dinama "por el polvillo y una denuncia de vecinos por ruidos molestos".

"Nuestra preocupación está fundada en que la empresa no está dispuesta a invertir, siendo que en 2 o 3 meses se lanzará un pliego de licitación por la única planta de silos que tiene el puerto. No parece lógico que una empresa que se está por ir, sea obligada a una inversión de dimensiones y a dar una respuesta en un plazo de 10 días con la semana de turismo en el medio" consideró el trabajador.

El sindicato de la empresa inició contactos con el intendente, Óscar Terzaghi, y los diputados departamentales que se han encolumnado detrás del planteo para que Dinama prorrogue la intimación y que ese tipo de exigencias se incorporen al pliego del nuevo llamado para que sea asumido por la empresa a la que se le adjudique la explotación de las instalaciones estatales.

La operativa de granos representa más del 60% de los jornales generados por los trabajadores que desempeñan tareas en la terminal fraybentina, a la que, además, le ha costado enormemente iniciar el camino de la reactivación.

Después del dragado a 25 pies del puerto, las cargas comenzaron a llegar de a poco, fundamentalmente granos y madera de pino con destino al mercado chino provenientes del norte del país. "Venimos de un golpe muy grande por la pérdida de un compañero (por un accidente en la cinta transportadora) y ahora nos encontramos ante la inminente pérdida de nuestros puestos de trabajo", advirtió Sergio Sanguinetti, vocero del sindicato portuario.

Aclaró que este puerto "ha sido golpeado durante años con la falta de operativa y una vez que algo se está moviendo, nos pasa esto".

"La carga de granos genera 30 puestos directos, más otros tantos indirectos. Si TGU cierra ahora, deberíamos esperar no menos de un año, entre que se hace el llamado a licitación y se adjudica a la nueva empresa. Todo ese tiempo de nuevo sin trabajo", se lamentó el trabajador que el lunes próximo irá con la directiva nacional del sindicato portuario a un encuentro con las autoridades de la Dinama.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)