Siniestralidad vial

Accidentes: 2018 terminará con más de 500 muertos

Los médicos reclaman mejorar la atención en el lugar de los hechos.

La cifra fue presentada ayer por la Unidad Nacional de Seguridad Vial. Foto: R.Figueredo
La cifra fue presentada ayer por la Unidad Nacional de Seguridad Vial. Foto: R.Figueredo

Más de una persona murió por día en Uruguay por siniestros de tránsito este año, según un preocupante informe preliminar difundido ayer por la Unidad Nacional de Seguridad Vial (Unasev). Esto representó un aumento del 13,9% respecto a 2017.

El informe, que contabiliza datos entre el 1º de enero y el 9 de diciembre, muestra que fueron 483 los fallecidos. No obstante, el director de Unasev, Fernando Longo, dijo que las cifras cerradas ayer muestran que fueron 496. Hacia fin de año proyectan que el número podría ascender a 514.

Esta suba exhibe que Uruguay se está alejando de las cifras del "objetivo del decenio" que se comprometió con la Organización Mundial de la Salud (OMS). Es que para este año se pretendía que no superaran las 335 muertes por esta causa.

La mayoría de estos episodios ocurrieron en ciudades y caminos departamentales (52%); el resto (48%) sucedieron en rutas nacionales. El año pasado, la mayoría se dieron en las carreteras del país.

Los que más murieron por siniestros viales fueron hombres (80%) y los más afectados fueron los mayores de 70 años y los jóvenes de entre 15 y 24. Este patrón es una constante en los últimos años.

Cuando llegan los fines de semana crecen las distracciones al volante. Al menos en 2018, el sábado fue el día en el que hubo más fallecidos (109), seguido por el domingo (97) y el viernes (64).

Los motociclistas representan el grupo de mayor riesgo: el 45% de las víctimas fatales circulaba en un birrodado.

Esta población murió más en ciudades y caminos departamentales. Junto a los peatones y los ciclistas formaron parte de un grupo vulnerable en las calles, ya que el porcentaje alcanzó el 86%. En rutas cambia el escenario: la mayor parte de los muertos fueron ocupantes de autos y camionetas: el 53% del total.

Este año, se realizaron 11.211 controles de espirometrías a participantes de siniestros de tránsito: en el 93% arrojaron resultado negativo. Este dato implica que al 7% de los conductores que participaron en accidentes se les detectó presencia de alcohol en sangre. Fueron 810 personas.

El 23% de los que viajaban en moto y participaron en estos siniestros no utilizaban casco. Hubo una leve mejoría, ya que el año pasado fue el 25%. "Es algo en lo que tenemos que trabajar en conjunto", dijo Longo.

Seis de cada 10 fallecidos mueren en la escena donde ocurrió el episodio. "Este es un problema que tenemos en el país que se viene acarreando desde hace muchos años", agregó el jerarca.

Lo que sí descendió fue la cantidad de lesionados: hubo 25.843 en 2018, un 7% menos que el año pasado. De ese total, un 2% murió, un 12% resultó con heridas graves y un 86% quedó con dolencias "leves". A su vez, hubo 2.500 siniestros menos que el año pasado.

Causas.

Longo aseguró que hay muchas causas que provocan esta cantidad de siniestros de tránsito. "Van desde el no respeto a las señales de tránsito hasta la distracción por el uso de los celulares", comentó.

Consultado sobre cuánto influye el estado de las calles a este aumento de fallecidos, dijo que es "relativo".

"Ha mejorado mucho la infraestructura en las rutas. Mucha gente dirá: No, no puede ser. Pero ha mejorado y eso genera que los conductores aceleren un poco más. Por ahí hay que tener cuidado", comentó.

Sobre este tema, un estudio elaborado por la Policía Nacional de Tránsito detectó 61 puntos de rutas del país que tienen problemas viales. De ese total, 29 ya se solucionaron. Esos arreglos fueron ensanches de puentes, construcción de rotondas, mejor señalización e iluminación.

"Hasta hace cierto tiempo, nuestra Policía era vista como cazadora. Solo éramos una policía reactiva. Ahora trabajamos en la prevención", afirmó Paulo Costa, director de Policía Nacional de Tránsito.

Otro de los problemas que pueden justificar las causas de este aumento es el mal estado de muchos vehículos. Longo explicó que la mayoría de los gobiernos departamentales no disponen de institutos técnicos vehiculares que analicen si están en condiciones o no de circular. "Hay autos que no deberían estar (…) En el país solo hay institutos en Montevideo, Salto y Maldonado", anotó.

Reclamos.

El presidente del Sindicato Médico del Uruguay, Gustavo Grecco, estuvo presente en la conferencia en la que se dieron a conocer los números de siniestralidad y manifestó su preocupación a las autoridades: "Un punto clave es la asistencia en el momento del siniestro. Que el 60% de los fallecidos muera en el lugar de la escena muestra que el país no tiene una respuesta adecuada, organizada ni sistematizada", sentenció.

Grecco aseguró que no existe una organización que permita "que en la primera hora llegue alguien" al lugar donde ocurrió el hecho. Porque "si tiene alguna posibilidad de sobrevivir", es en esa hora.

Uno de los puntos en los que Uruguay se comprometió con la OMS es en la mejora de la asistencia luego de los siniestros. "Nuestro país no lo ha mejorado", comentó. Longo admitió que la atención es "ineficaz" y que se "debe" trabajar en este tema.

Sobre este punto, el sindicato recordó un proyecto de ley que se presentó junto a la antigua directiva de Unasev "que está encajonado" y preveía la creación de un sistema que provea este tipo de atención de manera sistematizada.

"Uruguay no tiene problemas geográficos importantes, las distancias son cortas, hay centros asistenciales, se puede perfectamente, con bajo costo, realizar un sistema nacional de asistencia para evitar esa cantidad de muertos (...) La prevención no alcanza. Nuestro rol es lo asistencial y esto requiere una mejor asistencia, que hoy no tenemos", indicó.

Longo respondió que reflotarán esta iniciativa y que buscarán mejorar esta cifra.

Incorporan radares móviles de velocidad

La Policía Nacional de Tránsito y la Unidad de Seguridad Vial pondrán en funcionamiento un radar móvil los primeros días de enero para fiscalizar la velocidad de los vehículos en rutas nacionales. Paulo Costa, director nacional de Tránsito, dijo ayer que ya lo adquirieron a una empresa que se presentó a una licitación y que esta semana lo probaron en la ruta 102. "Es muy preocupante la velocidad en la que se circula", dijo. También recomendó a Maldonado poner nuevos controladores para atacar este problema.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)