Tomaron a un hombre como escudo humano en un super

Policía tras una banda que ya dio tres golpes

La Policía está tras los pasos de una banda que el domingo consumó su tercer asalto en pocos días. Esta banda, según los investigadores, estaría integrada al menos por un efectivo policial.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Mayoría de uruguayos consultados manifestó estar satisfecho. Foto: Archivo.

Los investigadores dijeron a El País que la banda estaría vinculada con al menos otros dos robos cometidos en las últimas semanas. Uno contra un supermercado de la zona del Cordón a mediados de diciembre y el otro al peaje de Pando, en los primeros días de enero.

Para quienes están a cargo de la investigación, las similitudes entre los tres asaltos indican que se trata de la misma banda, la que sería integrada por al menos un policía.

“La forma de hablar y la forma de tomar el arma por parte de uno de los delincuentes, nos hace pensar que se trata de un policía”, dijo una de las fuentes de la investigación consultadas por El País.

“Los ladrones entraron con mucho sigilo. Cuando se dieron cuenta que los iban a robar, los tenían arriba”, señaló a El País uno de los testigos del asalto del domingo en un supermercado de la zona del Prado.

“El sigilo con el que actuaron también demuestra experiencia en el tema”, indicaron desde la propia Policía, que en la pasada jornada realizó algunos operativos en busca de los delincuentes. No obstante, no hubo resultados positivos tras los operativos.

Supermercado.

El asalto del domingo al supermercado del Prado, según indicaron fuentes policiales y testigos directos, no fue violento, a pesar de que los cinco delincuentes que ingresaron al local estaban fuertemente armados, con metralletas y armas largas. “Los tipos te hablaban bien. No eran planchas, ni chorros comunes. Estos muchachos eran bien educados”, señaló uno de los testigos directos del hecho que pidió mantenerse en el anonimato.

“Todo el tiempo estaban apuntándote con el arma. Por ese lado sí hubo violencia, pero nunca nos amenazaron con matarnos ni nada. Nos pedían que nos quedáramos quietos”, contó.

Los delincuentes llegaron en un automóvil y tomaron como escudo humano a un hombre que esperaba a su esposa y a su hija frente al supermercado, mientras escuchaba música en su vehículo.

El primero en ingresar fue el hombre que había tomado al rehén. Atrás ingresaron los otros cuatro.

“Había un guardia de seguridad en la puerta, pero no podía hacer nada, porque si se mandaba un acto de heroísmo, terminábamos todos muertos”, dijo uno de los testigos del hecho.

Ni bien los delincuentes atravesaron la puerta del comercio, le sacaron el arma y el chaleco antibalas al guardia.

“Después se vio la estampida de las cajeras hacia el fondo del comercio a los gritos”, relató el testigo.

Según la Policía, los asaltantes no se pudieron hacer con mucho dinero, ya que dos de las cajas estaban cerradas, se habían realizado los arqueos correspondientes y el dinero estaba en una caja de seguridad, en los fondos del comercio. Habían otras tres cajas abiertas, pero dos de ellas no tenían efectivo porque se maneja solo con débitos automáticos. Solo pudieron llevarse el dinero de una caja que todavía estaba abierta porque había clientes en el comercio.

El dinero que se llevaron no excedía los $ 10.000. La Policía indicó además que no hubo heridos y que los delincuentes apuntaron solamente a robar el negocio, no así a los empleados o clientes.

La profesionalidad con que actuaron los delincuentes -en poco menos de cinco minutos cometieron el atraco sin disparar-, hace pensar a los investigadores que se trata de la misma banda que el 2 de enero asaltó el peaje de Pando, de donde se llevaron $ 2 millones, y a otro supermercado en diciembre.

La preocupación principal de los investigadores del caso es que los delincuentes se están haciendo con “un pequeño arsenal”.

Según una de las fuentes policiales, los delincuentes ya tienen dos armas del anterior asalto a un supermercado, ocurrido a mediados del mes de diciembre, y una 9 milímetros de un efectivo policial en el peaje de Pando así como su chaleco. El mismo botín se llevaron del guardia del supermercado que atracaron domingo en el Prado.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)