ACUSADO EN ESPAÑA, DICE NO RECORDAR EL CRIMEN

Piden 21 años de cárcel para parricida uruguayo

Degolló a su hijo de 19 meses y acuchilló a otro de 5 años.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Jorge Diego C., el "parricida de Carabanchel" durante el jucio. Foto: EFE.

La Audiencia Provincial de Madrid evalúa aplicar una pena de 21 años y cinco meses de prisión al "parricida de Carabanchel", un uruguayo de 33 años acusado de degollar a su bebé de 19 meses y de herir de gravedad a su otro hijo, de 5 años.

Jorge Diego C. reconoció en el juicio los hechos, pero dijo que no recuerda cómo lo hizo porque sus capacidades estaban "gravemente comprometidas" por el alcohol.

"Mis manos fueron las que cometieron efectivamente esos delitos", declaró el acusado, pero explicó que "en su mente" no recuerda haber matado a su hijo de 19 meses de edad.

El presunto parricida se encuentra en prisión provisional desde el momento de los hechos, ocurridos el día 28 de abril de 2014, y ha sido acusado por la Fiscalía de un delito de homicidio y otro de homicidio en grado de tentativa.

En esa línea, el Ministerio Público pidió al tribunal una condena de 21 años de prisión para el uruguayo, si bien la acusación particular, a cargo de la madre, reclama la pena máxima de 43 años de cárcel, según la legislación española.

Ayer, al salir del tribunal madrileño, Alberto Marcelino Sánchez Sánchez, abogado defensor de Jorge Diego C., afirmó que veinte años de prisión sería una "cantidad razonable" para su cliente.

El caso ha generado gran interés en los medios de comunicación españoles.

Tras los hechos, el procesado dejó una nota en la que justificaba su actuación "por el bien de los niños". Decía que él no quería ser una carga para nadie y expresaba su deseo de dejar sus ahorros a sus padres, por lo que daba a entender que quería suicidarse, lo que llegó a intentar en dos ocasiones durante su reclusión en la comisaría del distrito de Tetuán.

Según las conclusiones provisionales de la Fiscalía, el procesado degolló a su bebé de 19 meses con un cuchillo de cocina y acto seguido, le clavó el cuchillo por la espalda a su otro hijo de 5 años, causándole graves lesiones.

El Ministerio Público de Madrid señala que Jorge Diego C. sufría un trastorno psicótico inducido por la ingesta de alcohol que mermaba gravemente sus facultades.

Tras el trágico suceso, la esposa del detenido y madre de los niños declaró que la maltrataba, pero nunca llegó a denunciar los hechos.

La abogada de la mujer aseguró a medios españoles que se trata de un caso de "violencia de género" porque el imputado era "consciente de lo sucedido y buscaba una venganza contra Verónica (su ex pareja)" de quien se encontraba separado. (En base a Agencia EFE)

Menor declara en sala anexa.

El hijo de Jorge Diego C. y Verónica, ahora tiene 7 años de edad y tendrá que declarar ante el tribunal madrileño. Por decisión expresa de la Audiencia Provincial el menor declarará en una sala anexa al juzgado, junto a su madre, para no encontrarse con el responsable de dar muerte a su pequeño hermano.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados