FINANCIAMIENTO DE OBRAS

Pese a que tarifa de agua de OSE subió 8,2%, cargo fijo creció 42,8%

Se anunció un alza general de 7,3%, pero a nivel de usuario era mayor.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
OSE invertirá unos US$ 120 millones para mejorar la calidad del agua. Foto: AFP

El Poder Ejecutivo anunció en diciembre que más allá del ajuste de 8,2% en el agua que regiría a partir de enero, OSE aplicaría un incremento adicional complementario de 7,3% sobre el cargo fijo de agua de acuerdo a la capacidad instalada. El número si bien es correcto a nivel general no es el que verán los consumidores en su recibo particular.

El decreto tarifario publicado por el Poder Ejecutivo muestra que para Montevideo e interior, salvo en el caso de las conexiones comerciales, el incremento es de 42,8%.

El cargo fijo en la tarifa residencial con medidor individual en la conexión de diámetro 12,5 mm y 13 mm (la más chica) pasó a ser de $ 174,66 por mes frente a los $ 122,29 del año pasado. En la tarifa residencial colectiva con medidor general, la conexión de diámetro 12,5 mm, 13 mm y 19 mm pasó a $ 167,93 por unidad por mes respecto de los $ 117,58 del año pasado.

El 15 de diciembre cuando el ministro de Economía y Finanzas, Danilo Astori, anunció los ajustes tarifarios dijo que los incrementos en OSE estaban asociados a las inversiones necesarias.

"En el caso de OSE vamos a tener un ajuste tarifario de 8,2% también alineado con la inflación. Lo vamos a hacer en enero contemplando la evolución esperada de los costos. Pero además de este ajuste referido a costos de la empresa vamos a tener un incremento adicional complementario de 7,3% sobre el cargo fijo de agua de acuerdo a la capacidad instalada medida a través del diámetro de conexión de los distintos tipos de clientes", dijo Astori. Y agregó que "esto viene a cubrir lo que en un principio pensábamos iba a ser una tasa medio ambiental que se pensaba poner en práctica a comienzos de este período de gobierno y luego por diversas razones no se puso en práctica".

Explicación.

La subgerenta comercial operativa de OSE, Alicia Rossi, explicó a El País que "lo que se dijo a nivel de Economía fue el 7,3% del incremento total a nivel de cargo fijo, pero nosotros a nivel de los clientes lo vamos bajando".

La funcionaria dijo que para determinar el aumento final lo que se hizo fue "aumentar el cargo fijo un 8,2% sobre los valores del decreto tarifario en 2016, y después se aplicó un 32% (con lo que la suba acumulada llega al 42,8%), para todos menos los comerciales de 12,5 milímetros que ajustaron 16%".

En el caso de la tarifa comercial con medidor individual la conexión de diámetro 12,5 mm y 13 mm pasó a ser de $ 805,69 por mes, esto es un 25,5% más que el año pasado. La tarifa comercial colectiva con medidor general para la conexión de diámetro 12,5 mm y 13 mm con hasta 5 unidades pasó también a ser de $ 805,69, 25,5% más que en 2016.

Sobre cómo se llegó a ese incremento, Rossi dijo que "la justificación es de acuerdo a la capacidad instalada, que es el medidor y todo lo que hace que llegue el agua al domicilio" y la "inversión" que debe hacerse para esto.

"Se hizo un cálculo global que era un 7,3% que tenía que aumentar el cargo fijo y haciendo análisis específicos se determinó que de acuerdo a la capacidad instalada que tienen esos clientes los técnicos definieron que ese tenía que ser el incremento", acotó la funcionaria.

OSE prevé concretar inversiones por más de US$ 120 millones entre las que planifica y las que tiene en marcha para mejorar la calidad del agua del sistema metropolitano, que ha sido marcada como una de las tareas prioritarias por parte del presidente Tabaré Vázquez.

Las obras contemplan saneamiento en varias localidades. Por ejemplo, se prevén inversiones por US$ 12,6 millones en el saneamiento de localidades de la cuenca del Santa Lucía, para minimizar los aportes de nutrientes (como fósforo y otros) que aumentan la contaminación del río. Otros US$ 7,5 millones se destinarán a la ampliación de la capacidad de aducción de agua bruta de la planta de Aguas Corrientes. Habrá una nueva toma y un canal de mezcla nuevo y se adecuarán las instalaciones para dosificar los químicos que se usan. También mejorarán la interconexión con el sistema actual.

A fines de 2016 terminó la construcción del cerco perimetral del embalse de Paso Severino, que costó US$ 1 millón. El alambrado permitió controlar el ingreso de animales de productores de la zona a la fuente de agua contaminándola.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)