MEDIO AMBIENTE

¿Qué pasará con los animales que estaban en la mansión de Balcedo en Playa Verde?

El director de la Dirección Nacional de Medio Ambiente dijo que "los animales estaban bien cuidados y bien alimentados", pero investigan su procedencia y ahora piensan en sus posibles destinos.

Uno de los animales incautados en mansión de Balcedo. Twitter:@alejandronario
Uno de los animales incautados en mansión de Balcedo. Twitter:@alejandronario

Alejandro Nario, director de la Dirección Nacional de Medio Ambiente (Dinama), habló esta mañana en el programa Inicio de Jornada de radio Carve sobre los animales encontrados en la mansión de Playa Verde del sindicalista argentino Marcelo Balcedo, que hoy está en la Cárcel Central por ser sospechoso de haber incurrido en el delito de lavado de activos.

Ayer tras un allanamiento de la finca se incautaron especies exóticas como dos guacamayos, un loro hablador, cinco llamas y dos alpacas. Además, también había algunos animales autóctonos: cinco carpinchos y catorce ñandúes.

Nario dijo esta mañana que los animales estaban bien cuidados y bien alimentados: “Desde el punto de vista sanitario no se vieron problemas. Pero de todas maneras sobre todo las especies amazónicas como los guacamayos y el loro hablador están en este momento en cuarentena en el Parque Lecocq, por protocolo sanitario”.

El jerarca dijo que los carpinchos y ñandúes “aparentemente fueron vendidos en una reserva privada cercana. Estamos investigando, pero todo indicaría que las especies nativas serían de esa fuente”.

En cuanto a los guacamayos y el loro hablador, señaló que “son especies protegidas por un convenio internacional que lo que busca es frenar el tráfico internacional de estas especies porque tienen problemas de conservación. Son especies muy bonitas y muy requeridas por coleccionistas privados. Eso ha hecho que haya un incentivo al tráfico internacional y los ha puesto en un riesgo muy fuerte de conservación”.

Nario explicó que por este motivo, en el caso de los guacamayos y el loro hablador, “el incumplimiento ya sería un poco más grave porque hay normas internacionales que combaten en tráfico” de esas especies.

“Estamos investigando cómo fue que los adquirieron y si formaban parte de una red internacional. Pero, en principio todo indicaría que eran para consumo propio y no son parte de una red” de tráfico de animales, agregó.

La presencia de los animales en la mansión “no era algo que pudiera ser evidente para la Dinama”, sostuvo su director, y añadió que “era difícil” saberlo porque tampoco habían recibido ninguna denuncia al respecto.

Al igual que el narcotraficante colombiano Pablo Escobar, Balcedo también armó su propio zoológico con especies en cautiverio.

Nario dijo que en Uruguay “se puede tener un zoológico privado”, pero que “implica una serie de permisos". De todas maneras, "la ley lo permite".

El jerarca explicó que ahora “hay dos líneas de trabajo”: una para tratar el tema de las especies nativas y otra para las exóticas.

Y también, “por otro lado, ver cómo darle el mejor destino a los animales. En el caso de las llamas y las alpacas probablemente queden en zoológicos nacionales”, señaló. “Lo mismo con los guacamayos y el loro hablador”.

“En el caso de las especies nativas, los carpinchos y ñandúes, ya tenemos un protocolo de reinserción con reservas privadas y públicas. Es un proceso de reinserción porque no es simplemente ir y liberarlas”, dijo.

Respecto a los animales exóticos sostuvo: “Iremos evaluando” porque “no siempre el traslado es lo mejor, suele ser bastante estresante para los animales”.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)