La mudanza de Industria a la Torre de Antel es un “capricho” de Cosse

Oposición critica "lucha de poder" en el FA por el control de Antel

Además de generar malestar en la interna oficialista por el relevo de todos los directores de Industria, la futura ministra Carolina Cosse (MPP) es cuestionada por la oposición por su idea de mudar las oficinas de su cartera a la Torre de Antel, y pretender el control total de esa empresa pública al oponerse a la designación de un hombre de confianza del vicepresidente Danilo Astori como número dos del organismo.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
A un mes de asumir en Industria, Cosse tuvo un choque con Astori. Foto: D.Borrelli.

El hombre en cuestión es el subgerente general de Negocios de Antel, Daniel Fuentes, quien ya fue confirmado en el cargo, dijeron a El País integrantes del gobierno electo. Aunque ya había conseguido que la presidencia de Antel quedara en manos del gerente general, Andrés Tolosa, Cosse manifestó su desacuerdo con la designación de Fuentes.

La disputa por el vice de Antel entre Astori y Cosse fue criticada por la oposición, que habla de "lucha de poder". El presidente del directorio del Partido Nacional, senador Luis Alberto Heber, dijo a El País que lo que hay que preguntarse es si hay distintos proyectos dentro de la coalición para Antel, más allá de la disputa por el control del organismo.

"Indudablemente en Antel hay una lucha de poder. No sabemos si hay una gran diferencia en la impronta que puedan dar los candidatos y los sectores a la marcha de Antel", aseguró Heber.

Agregó que no sabe "cuál es la razón de la disputa entre el astorismo y el MPP en Antel", si ambos sectores pertenecen al Frente Amplio. "A no ser que haya opiniones muy diversas sobre lo que puede ser la proyección que pueda tener Antel", indicó. "Los nombres como partido no nos metemos, pero sí miramos políticamente qué hay atrás de eso y nos preguntamos si es solamente una disputa de nombres de confianza. Si fuera así sería lamentable; ahora si hay proyectos distintos queremos saber cuáles son", dijo Heber.

Por su parte, el senador colorado José Amorín Batlle dijo a El País que "es muy malo para un gobierno que dos actores importantes estén peleados, porque otra vez están enfrentados el mujiquismo por un lado y el resto del Frente Amplio por otro. Cuando eso sucede siempre es negativo".

Amorín se mostró en contra de la idea de Cosse de trasladar las instalaciones del Ministerio de Industria —ubicadas en el edificio de Ancap— a dos pisos de la Torre de Antel. "Me parece un disparate y un absurdo, entiendo que le guste la sede y que haya pasado bien, pero esas cosas no son así, hay que tener sentido republicano. Me parece que comete un error grande si concreta la mudanza y a la población no le va a gustar nada eso", remarcó el senador colorado.

El presidente del Partido Independiente y senador electo, Pablo Mieres, también coincidió en que la puja entre Cosse y Astori "es una prueba, cada vez más clara, de las luchas descarnadas por el poder que existen en el gobierno electo por ganar feudos y que muchas veces tienen poco que ver con los objetivos del país". Además, agregó que sería bueno saber si la diferencia por el vice del ente incluye un proyecto diferente sobre los lineamientos estratégicos.

Sobre el traslado del Ministerio a la Torre de Antel, Mieres dijo que "no tiene mucho sentido". "Es como pretender por parte de la nueva ministra seguir dominando Antel y al mismo tiempo aumentar su territorio como Ministerio. Creo que no se justifica. Una cosa es una discusión general de reubicación de oficinas del Estado y otra es esto que parece un capricho", concluyó.

Malestar y Sorpresa por los relevos en industria

Por decisión de la futura ministra Carolina Cosse, todos los directores del Ministerio de Industria que habían sido designado por Roberto Kreimerman fueron relevados del cargo.

Para reemplazarlos, la nueva ministra eligió a personas de su extrema confianza y no dudó a la hora de desintegrar los equipos técnicos que venían funcionando dentro de la cartera.

Estas decisiones molestaron a los mandos medios del Ministerio de Industria que no ocultaron su "desconcierto" ante los cambios.

Uno de los relevados fue el director de Energía, Ramón Méndez, que será reemplazado por la ingeniera Olga Otegui.

"Me voy muy contento por todo lo que pude hacer, aunque con trago amargo de lo que pensaba hacer y no voy a poder", dijo Méndez al ser entrevistado por radio Uruguay.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)