GOBIERNO CONVENCIDO

Muñoz defendió rumbo y habló de nueva "reforma vareliana"

Bianchi denunció “pacto”del MPP, PCU y PS para controlar enseñanza, seguridad y salud.

Mucho ruido y pocas nueces. Con esta frase se puede resumir la interpelación a la ministra María Julia Muñoz. Desde el oficialismo la justificación de "la herencia maldita" y en la oposición el argumento de "la bonanza desaprovechada". Para el gobierno el cambio de ADN en la educación está en desarrollo, la jerarca incluso dijo que este "tiene el porte de la reforma valeriana". Así que nada va a cambiar. La situación hoy es la misma que ayer.

La primera en tomar la palabra fue la diputada interpelante, la nacionalista y exfrenteamplista —algo que destacó varias veces—, Graciela Bianchi. Habló durante más de tres horas. Hubo críticas, PowerPoint y también chicanas: "Ministra, no se dice hubieron, ese verbo no tiene plural, se dice hubo".

"Hasta ahora lo que las autoridades de la educación pública lograron no fue mover las raíces de los árboles, sino quebrar el tronco que se venía construyendo desde el siglo XIX", precisó, esta vez parafraseando al presidente Tabaré Vázquez.

Bianchi mostró fotografías de Vázquez con el expresidente estadounidense George W. Bush y una del expresidente José Mujica y el ahora ministro de Economía, Danilo Astori, brindando con champagne en el Banco Mundial. Tras esto denunció un "pacto" por el cual "los sectores más radicales" de la coalición de izquierda gobiernan "no solo en la enseñanza, sino también en la seguridad y la salud". Dijo que estos grupos eran el Partido Comunista, parte del Partido Socialista, la lista 711 del vicepresidente Raúl Sendic, y el MPP, al que pertenece el presidente de la Administración Nacional de Educación Pública (ANEP), Wilson Netto.

Mientras Bianchi hablaba, Muñoz mantenía un rostro adusto. Netto no paraba de sacar apuntes y sonreía ante las críticas. Todos prestaron especial atención a un video mostrado por la diputada, en el que la consejera de Secundaria, Isabel Jaureguy, reconocía que daba "vergüenza" la situación edilicia de algunos liceos.

"Acá no estamos por usted (Muñoz), estamos por la educación. Usted es simplemente una funcionaria leal al presidente Vázquez", le espetó Bianchi. "Tampoco estamos aquí por usted, Netto —continuó—, incondicional al expresidente y hoy senador itinerante Mujica, que asegura la patente del MPP". Estas declaraciones molestaron a algunos miembros de la bancada del MPP, que le pidieron respeto; ella redobló la apuesta y cuestionó las capacidades de Netto para el cargo. "Lo conozco desde su gestión en UTU, un desconcentrado que está desfinanciado".

Bianchi cerró su alocución sin preguntas, se limitó a reclamar que un equipo de técnicos de todos los partidos trabaje en una agenda común. Muñoz dijo que esto ya se estaba haciendo en base a trabajos realizados durante el gobierno de Mujica, y además destacó que los programas del FA, el Partido Nacional, el Colorado y el Independiente tenían puntos en común en los que se está avanzando.

Muñoz defendió a Netto mostrando las evaluaciones que éste tenía cuando era profesor del liceo Bauzá, donde daba clases en el turno nocturno cuando Bianchi era directora. La actuación del presidente de la ANEP era valorada por la hoy diputada nacionalista como "buena, muy buena, correcta y normal", según los años. Consultada luego por El País, Bianchi señaló que esto demuestra que "Netto era un mediocre, porque si no le ponía excelente".

Defensa.

Muñoz en un tono bajo, casi sin matices, se dispuso a hacer una defensa de la gestión y de las autoridades, al tiempo que criticó a los anteriores gobiernos. Mientras ella hablaba, Bianchi tomaba apuntes y negaba con la cabeza.

"No es cierto que todo tiempo pasado fue mejor. Desde 1985 a la fecha, nunca hubo como ahora una convergencia ideológica entre políticos y técnicos para sustentar una reforma", destacó la ministra, que pese a lo que varios diputados opositores sospechaban, de que se iba a limitar a darle la palabra al presidente de la ANEP aduciendo que se trata de un ente autónomo, habló largo y tendido.

Reconoció algunos errores. Dijo que es verdad que hay unos centros educativos que dan "vergüenza", como sostuvo Jaureguy, pero manifestó que esta no era la regla cuando se habla de educación, sino más bien una excepción.

"Nosotros no hacemos demagogia con la educación. Recordemos el país que teníamos en 2005 cuando asumió el FA. Con el 30% de los uruguayos pobres y el 20% con desocupación. Recordemos las colas de los merenderos. Encontramos tierra arrasada. El país estaba destruido. Había que tener coraje y compromiso para destinar millones de dólares para soñar con que todos los niños uruguayos tuvieran su computadora, y así darles las mismas armas que cualquier otro en otro lugar del mundo. Y lo hicimos, llegamos a 4,5% del Producto Bruto Interno (PBI) para la educación e hicimos el Plan Ceibal... Que no nos hablen la bonanza…", precisó.

Aunque reconoció que los maestros y profesores deberían recibir mayores salarios, Muñoz destacó una mejora. Dijo que una maestra del mayor escalafón por 40 horas de trabajo semanales ganaba lo equivalente a 29.000 pesos de hoy, cuando ahora llega a 53.000.

Netto defendió su gestión por salario e infraestructura.

El presidente de la ANEP, Wilson Netto, contestó a la diputada Graciela Bianchi con cifras que muestran avances en cobertura, cantidad de centros, salarios y gasto por alumno, mas reconoció que había aún cosas por hacer para mejorar los resultados.

Netto destacó que de 2004 a 2015 se pasó de destinar el 3,15% del PBI para la educación, a 4,57% en 2015.

En referencia a remuneraciones, en el mismo período dijo que se creció un 227%, y en inversiones un 223%.

En lo que respecta al gasto por estudiante, Netto dijo que en el caso de Inicial y Primaria se invertían en 2005, en pesos constantes, 27.618, mientras en 2015 se pasó a 65.679 (el aumento es del 237%). En Secundaria se pasó de 28.900 pesos a 64.336 (222% más).

En cuanto a los vínculos laborales con la ANEP, se pasó de 53.464 a 84.648. El presidente del ente dijo que esto se debe, entre otras cosas, al aumento de la cobertura y a la reducción de la cantidad de estudiantes por grupo.

Sobre la infraestructura, destacó que desde 2005 se hicieron 354 obras nuevas y "grandes ampliaciones". Y sostuvo que para el fin del período se espera contar con 430 edificios nuevos.

Sobre la matrícula, de la cual Bianchi señaló que hubo una disminución, Netto advirtió que esto se debe a una caída de la tasa de natalidad. Y mostró cifras que indican, por ejemplo, que en lo que respecta a los niños de tres años hubo un aumento de 42% al 70%. En 2016 se anotaron 13.523 niños de esta edad.

PELEAS Y ANUNCIOS EN EL PARLAMENTO.

Proyectan una nueva universidad.

Un documento entregado ayer por el personal de comunicación del MEC a El País da cuenta de una serie de medidas que se van a tomar en pos de avanzar en el mentado "cambio de ADN". El primer punto sostiene que la ANEP "está en fase avanzada" en el trabajo para definir un marco curricular común.

También dice que se creará la Universidad de la Educación, pese a que esta había sido descartada por la misma ministra al inicio de su gestión aduciendo razones económicas. La bancada del FA presentará un proyecto en marzo del año que viene.

Otro punto señala que "en pocos días" quedará constituida una Comisión para realizar "el lanzamiento oficial del Tercer Congreso de la Educación", que será en 2017.

Diputada se enojó por tuit del FA.

Al margen de la discusión central de la interpelación, la diputada Graciela Bianchi protagonizó un encontronazo con su colega frenteamplista, José Carlos Mahía. Y todo fue por un tuit.

Bianchi dijo durante su oratoria inicial que el Frente Líber Seregni (FLS) le había ofrecido durante el gobierno de José Mujica, antes de que ella pasara al Partido Nacional, un cargo de confianza dentro en la ANEP.

Tras esto, Mahía escribió en la red social: "Por las dudas aclaro: jamás el FLS propuso a Bianchi para cargo alguno en la educación. Ella lo afirmó, pero es falso".

Bianchi dijo luego, en rueda de prensa, que Danilo Astori, con quien dijo haber tenido "un muy buen diálogo", fue el que se lo ofreció.

Cuestionan cuentas de Brechner.

La diputada Graciela Bianchi fue también contra el presidente del Plan Ceibal, Miguel Brechner. Criticó el programa al tiempo que cuestionó la cantidad de dinero que maneja Brechner.

"Aprenden menos con el Plan Ceibal. Y se gastan 50 millones de dólares por año. Ahora, eso sí, Brechner tiene cuentas en Panamá, no sé cómo hace con el sueldo de empleado público", precisó.

Brechner miró parte de la interpelación en las barras.

Por su parte, la ministra Muñoz hizo una fuerte defensa del Plan Ceibal, tanto por sus capacidades para enseñar matemáticas e inglés de manera remota, como por la posibilidad de que todos los niños puedan tener una computadora.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)