COMUNA CANARIA TRAMITA EXPROPIACIÓN

Los muertos de Migues no descansan en paz

Más de una década de entierros en predio que era privado.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
De un lado del camino es propiedad de la Intendencia, del otro de un privado. Foto: archivo El País

Tras la confirmación oficial de que se estaban sepultando cuerpos de forma irregular en el cementerio de Migues, desde hace al menos doce años, la Comuna Canaria resolvió iniciar un relevamiento de todas sus propiedades para verificar si es correcta su situación documental, anunció el director general de Administración de la Intendencia de Canelones, Javier Rodríguez, en la sesión de la Junta Departamental de Canelones a la que fue convocado.

El jerarca comunal fue citado al legislativo departamental por el edil nacionalista Joselo Hernández, para explicar la situación irregular que se estaba verificando en un predio anexo a la necrópolis de la citada ciudad. Hernández había denunciado que desde el año 2004 la comuna venía realizando inhumaciones en el predio privado de un particular, y que ya existen en ese terreno "unos 50 cuerpos sepultados en tierra y más de 200 urnas".

Javier Rodríguez, quien acudió a la Junta acompañado por la subdirectora de la repartición, Alexandra Leites, y por la directora de Necrópolis, Alba Alicia Garreta, admitió que "fue una sorpresa para nosotros" enterarse de que la Intendencia no tenía "ninguna vinculación" con el padrón donde se estaban produciendo las inhumaciones, y que se daba por descontado que era un bien municipal.

En ese terreno amurallado, que el mes pasado se confirmó que pertenece a una sucesión familiar, se había hecho incluso un llamado a licitación (que está en fase de adjudicación) para instalar 120 nuevos nichos. Rodríguez informó que "momentáneamente hemos dejado sin efecto la licitación".

El jerarca municipal dijo que se ha iniciado una "investigación administrativa" para deslindar responsabilidades sobre este "incidente" —como calificó a las inhumaciones irregulares que se han venido haciendo.

Para prevenir que esta situación se pueda dar en algún otro de los 17 cementerios municipales con que cuenta Canelones, se decidió hacer un relevamiento de la situación de todas las necrópolis canarias, para descartar que la Intendencia esté utilizando algún otro inmueble o predio que no le corresponda.

Rodríguez dijo que la comuna continuará con su plan para la construcción de nichos en Migues. "Si opinábamos que era una prioridad para el año 2016, seguimos opinando lo mismo, motivo por el cual iniciamos rápidamente los trámites para poder expropiar ese padrón"; aunque el procedimiento podría demorar cierto tiempo.

"En tierra".

Ante una pregunta concreta del edil Hernández, el jerarca de Canelones dijo que no disponía de registros de cuándo se sepultó el primer cuerpo en ese lugar o de la primera urna que se colocó ahí. Tampoco tenía los datos exactos de cuántos cuerpos hay sepultados en tierra.

La directora de Necrópolis, por su parte, informó que, al conocerse esta situación irregular, "nosotros fuimos al Municipio de Migues con la esperanza de buscar en el registro mortuorio por fecha, que es como se tiene que llevar. Cuando llegamos allá nos encontramos con que lo que hacen es registrar y poner simplemente "tierra". Entonces, tierra puede ser ese sector o el otro sector que está dentro del cementerio".

El edil nacionalista preguntó entonces: "¿Cómo hacían para saber quién era quién? Si no existía registro, ¿cómo hacían para saber a quién pertenecía un cuerpo? Porque lo que figuraba era que se había inhumado en tierra, pero no se identificaba el lugar".

Alba Alicia Garreta respondió: "No se trata de que no hubiera registro. En el registro dice "tierra", pero existe un número de chapa y a través de eso se podía identificar al extinto. Lo que no sabemos es en qué lugar exacto fue enterrado un cuerpo. Al decir "tierra", puede estar en un sector o en otro. No sé si le ha quedado claro. El número de chapa es lo que identifica al extinto".

"¿Dónde se coloca la chapa?", preguntó Hernández.

"La chapa va con el cuerpo. El tema es que cuando se reduce queda dentro de la urna…", explicó Garreta.

El director convocado dijo que como el cementerio es chico, "identificar tierra en Migues es sencillo: si no está acá, está allí". Y agregó que "en un pueblo chico, los funcionarios dedicados a esa tarea, en el 99% de los casos van a ir directamente a donde está el cuerpo".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)