REESTRUCTURA DE LA BANCA ESTATAL

Moderados de AEBU buscan parar el conflicto del BROU

Las listas 98 y 17 ven una motivación política tras medidas de los radicales.

Los moderados de AEBU cree que radicales quieren "lograr prensa". Foto: A. Colmegna
Los moderados de AEBU cree que radicales quieren "lograr prensa". Foto: A. Colmegna

En mayo de este año el sector banca oficial de la Asociación de Empleados Bancarios (AEBU) tuvo un sacudón cuando una alianza de listas radicales logró desplazar de la conducción del gremio a la moderada agrupación 98 (compuesta históricamente por socialistas y demócrata-cristianos). Para conducir el consejo fue designado el joven funcionario del Banco República, Matías Arbizu, que integra el Partido de los Trabajadores (un grupo marxista no frenteamplista). Desde el primer momento Arbizu dejó claro que quería cambiar el estilo de conducción del gremio y resistir una transformación del banco estatal que consideraba muy negativa.

Arbizu adelantó entonces a El País que "vamos a tener que conversar mucho (con las otras agrupaciones). Van a ser dos años distintos. Puede llegar a ser complicado en la medida en que no logremos un entendimiento mínimo. Hay diferencias políticas que no vamos a poder saldar. Esto nos va a obligar a tener que discutir con todas las agrupaciones para llegar a determinados acuerdos".

Desde mayo, la "minoría mayor" que se hizo con la conducción del Consejo Banca Oficial, ha impulsado un duro conflicto que ha incluido ocupaciones de locales en cerrada oposición al cierre de sucursales del banco estatal que el Directorio justifica por la poca operativa de las mismas y la creciente digitalización de la operativa bancaria. En cierta medida, el pronóstico de Arbizu se cumplió y no ha sido fácil la relación entre las distintas listas porque las agrupaciones 98 y 17 entienden que hay que buscar una salida al prolongado conflicto y cuestionan su conducción con dureza.

"Objetivos políticos".

Un documento que la lista 17 colocó en su Facebook el pasado 30 de noviembre es bastante explícito. "En los últimos días es fácilmente constatable entre todos nosotros el desconcierto general frente a definiciones tomadas por cuatro de los once consejeros de la banca oficial, es decir por parte de la minoría mayor que incluye al presidente. Definiciones no legitimadas, que son tomadas de forma repentina y sin el análisis correspondiente. Intento desesperado de mantener la atención del público en un conflicto que cada vez hace más evidente sus objetivos reales, que distan mucho de lograr incidir positivamente en las transformaciones que se están llevando adelante en el BROU. Para esto basta solo ver cómo una y otra vez se rechazan ámbitos de negociación con total intransigencia, dejando cada vez más claro que el objeto es lograr prensa sin medir los costos que recaen sobre los compañeros. Esto cada día más evidencia ser un conflicto con objetivos políticos extrasindicales, que está desgastando nuestro sindicato", decía el documento. La 17, de todas formas, también atribuye responsabilidad al Directorio del BROU. "Tampoco podemos olvidar el origen de este diferendo con el Directorio y la administración, el cual radica en haber iniciado el proceso de transformaciones de forma unilateral, sin el intercambio necesario según lo establecido en nuestro convenio colectivo. Esta unilateralidad se ha reflejado en una política compulsiva de los cambios, sin contemplar la gradualidad necesaria y las características socioeconómicas de los diferentes segmentos de nuestra población", agregaba el documento.

La 98, con el apoyo de la 17, pidió el miércoles pasado un cuarto intermedio en el Consejo Banca Oficial lo que obligó a que la negociación prevista con el Ministerio de Trabajo se postergase para el próximo martes. Las dos agrupaciones están intentando calmar las aguas y tratando de diseñar una propuesta que pueda ser llevada a una Asamblea General porque, entienden, las medidas adoptadas hasta ahora no han tenido un respaldo masivo. Las dos listas han resuelto bajar el tono. Leonardo Batalla, consejero por la 17, le explicó a El País que "nosotros vemos con preocupación el tema, creemos también que en este proceso complejo lo más importante es tratar de dar las discusiones orgánicas y tratar de bajar un poco las aguas". "Nosotros podríamos echar nafta al fuego pero no es la idea. Queremos construir una salida que permita que el sindicato pueda presentar a una asamblea del gremio para resolver. Tenemos un estancamiento en el proceso que trataremos de superar lo antes posible. No concebimos el conflicto como un fin en sí mismo", señaló.

La agrupación 98 no quiere un simple rechazo a la propuesta que el BROU presentó en la semana. Pero quiere agregarle otros elementos. Según supo El País, tras consultas con militantes de base, este grupo propondrá que en la agencia Mercado Modelo se adopte una solución similar a la que se tomó en Sayago: pide que se instale allí una dependencia totalmente automatizada y que los funcionarios atiendan público previa cita agendada. Para las agencias que cerrarían parcialmente a partir del 1 de enero en el interior propone la instalación de dos cajeros automáticos, especificar con más precisión los objetivos de las tercerizaciones, volver a realizar concursos internos, el ingreso de 250 nuevos trabajadores y establecer que deba haber al menos tres empleados por sucursal. La 98 coordinará la propuesta con la lista 17.

Pero Coordinación para el Cambio (que agrupa a los sectores radicales) sigue con una postura intransigente. Ya propuso en un documento interno rechazar por "insuficiente" la contrapropuesta del BROU.

También quiere la apertura de la Agencia Mercado Modelo durante la operativa de Crédito Social a jubilados en forma presencial (del 11 al 29 de este mes) mientras se negocia sobre la base del mantenimiento de los servicios en la zona del Mercado Modelo; la suspensión de los cierres parciales de cinco sucursales prevista para el 1 de enero; la determinación de un plazo para que termine la negociación, y que se proporcione al Consejo Banca Oficial toda la información relativa a la operativa y el negocio de todas las dependencias de la institución "para instalar de forma inmediata una comisión tripartita para negociar los parámetros de medición del negocio y sus consecuencias". Solo así se levantaría la ocupación de la Agencia Mercado Modelo (que comenzó el 27 de octubre) y se convocaría a una asamblea para el próximo 16.

Arbizu no quiso adelantar un pronóstico sobre lo que pueda ocurrir. El sindicalista dijo a El País que se accedió al pedido de cuarto intermedio que hicieron los grupos moderados porque es de estilo, y consideró que será un insumo esencial para la discusión la comparecencia del ministro de Economía, Danilo Astori, y del presidente del BROU el próximo lunes en la Cámara de Diputados en régimen de comisión general. Los ministros concurrirán convocados por el diputado del Partido Independiente, Iván Posada. Política, Matías Arbizu, Banco República

Intentan involucrar al Pit-Cnt en conflicto

Esta semana Arbizu envió una carta al presidente de AEBU, Pedro Steffano, en el que le señaló que el Secretariado Ejecutivo del Pit-Cnt (que recibió esta semana al gremio) respalda las reivindicaciones del mismo y le solicitó que reclame a la central una declaración explícita en ese sentido.

Del lado del gobierno las señales son de que no habrá marcha atrás en la reestructura del BROU. Así lo dejaron claro el propio Astori y el presidente Tabaré Vázquez. El transcurrir de los días dejará claro si un cambio en la correlación de fuerzas en el sector banca pública de AEBU lleva a que el conflicto, que lleva meses, se termine o se radicalice.

El BROU ofrece no profundizar cambios

El Banco República (BROU) tiene 133 sucursales y el anunciado cierre parcial de algunas de ellas en el interior ha generado resistencias sociales y críticas de la oposición. Esta semana el directorio ofreció que, mientras dure su gestión, no dará ningún paso adicional para cerrar parcialmente o fusionar sucursales (como se ha hecho en Montevideo).

También propuso crear "un amplio y permanente ámbito bipartito de debate e intercambio acerca de todas las tareas que el BROU desarrolla con personal no propio ("tercerizaciones") y un monitoreo de las sucursales.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)