INTEGRACIÓN REGIONAL

El Mercosur se plantó y pasó la pelota a Europa

El Frente criticó con dureza al presidente Mauricio Macri.

La típica foto de los presidente del Mercosur, donde Brasil pasó la presidencia a Paraguay. Foto: Reuters
La típica foto de los presidente del Mercosur, donde Brasil pasó la presidencia a Paraguay. Foto: Reuters

Los presidentes del Mercosur se quedaron con las manos vacías. El acuerdo entre la Unión Europea (UE) y el bloque comercial sudamericano no se concretó como era de esperar en este año. No fue por falta de voluntad del Mercosur. Todo lo contrario. Los países europeos fueron quienes pusieron dudas y poca voluntad sobre la mesa de negociación.

Pero a pesar de esto la cumbre de Jefes de Estado celebrada ayer en Brasil no fue un simple trámite formal para que el país presidido por Michel Temer traspasase la presidencia pro témpore del bloque a Horacio Cartes de Paraguay. El encuentro de los mandatarios sirvió para mostrar que los cuatro países atraviesan su mejor momento de diálogo después de varios años de trancazo, y juntos se unieron para enfrentar a la Unión Europea y marcar que si no hay acuerdo es por falta de voluntad del viejo continente.

"El Mercosur termina el año revitalizado", dijo con tono firme el presidente de Brasil al abrir la cumbre del Mercosur. Temer sostuvo que en 2017 se tomaron medidas "para rescatar la vocación original del bloque para el libre mercado, la democracia y los derechos humanos".

Los presidentes coincidieron en pararse firmes contra el proteccionismo que está liderando Estados Unidos con su presidente Donald Trump, como principal impulsor. El Mercosur optó por posicionarse en la vereda de enfrente: más apertura y salida al mundo. Esa pretende ser la estrategia para el 2018 que liderará Paraguay.

"El aislacionismo va en contra del desarrollo", dijo Temer, quien al igual que Macri defendió el multilateralismo que hoy está siendo muy criticado desde la Casa Blanca estadounidense.

Firmeza.

Pero fue el presidente Tabaré Vázquez quien se plantó más firme para criticar a la Unión Europea por la falta del tan anhelado acuerdo de libre comercio entre ambos bloques.

"Es el turno de la Unión Europea. Que quede claro. Que no se responsabilice a este bloque de poner obstáculos para llegar a ese acuerdo", dijo Vázquez. "No estamos dispuestos a perder el tiempo en negociaciones que conducen a la nada".

El mandatario uruguayo ha tenido contacto directo con su par argentino, Mauricio Macri en los últimos meses donde el Mercosur y la Unión Europea negociaron durante largas jornadas para tratar de alcanzar el acuerdo. Estas negociaciones llevan ya casi 20 años.

"No es posible que lleguemos al acuerdo y llegado al acuerdo se nos establezcan nuevas metas y nuevas intenciones", recriminó Vázquez durante su discurso en la cumbre.

El presidente uruguayo dijo que sería una verdadera frustración si no se alcanza el acuerdo. La próxima instancia está planteada para febrero del año próximo, pero las expectativas del Mercosur ya son menores que las de este 2017.

"Sería una enorme frustración para nuestros pueblos, para las oportunidades que necesitamos para que cada vez nuestros pueblos vivan con una mayor calidad de vida, porque se lo merecen", dijo.

Entre gobierno y partido.

Al mismo tiempo en que Vázquez le estrechaba la mano a Macri, su partido político, el Frente Amplio aprobaba una moción criticando al gobierno del presidente argentino.

"Desde la llegada al gobierno del Presidente Mauricio Macri se ha puesto en ejecución, en la hermana República Argentina, un plan de ajustes que afecta los intereses de trabajadores y trabajadoras como parte de la desregulación del tipo neoliberal impulsada por el gobierno", expresa el comunicado que fue aprobado por consenso.

El Frente Amplio rechazó las decisiones del gobierno argentino de sacar los policías a la calle para "reprimir", dicen.

"Advierte sobre la inestabilidad social que ocasionan las políticas de ajuste neoliberal que derivan en políticas represivas, como única forma de contener las manifestaciones de descontento", señala la declaración de la Mesa Política del Frente Amplio.

Piden a Venezuela por "presos políticos".

En la cumbre de mediados de año en la provincia argentina de Mendoza, el país presidido por Nicolás maduro quedó formalmente fuera del Mercosur. La débil situación política y la falta de garantías democráticas en ese país llevaron a las naciones del bloque sudamericano a expulsar a Venezuela del Mercosur.

Con el ingreso del presidente Mauricio Macri al bloque en diciembre de 2015 se comenzó a hablar de "presos políticos" en Venezuela. Antes la alternativa elegida era hablar de "políticos presos". En Mendoza los jefes de Estado expulsaron a Venezuela y le exigieron retomar el camino democrático, así como también liberar a los "presos políticos".

Este pedido fue reiterado ayer durante la nueva cumbre de jefes de Estado. Los mandatarios exigieron a Caracas respetar la democracia y los derechos humanos.

"No quería dejar de enviar un mensaje de solidaridad y acompañamiento al pueblo venezolano", dijo Macri. "Desde el Mercosur reiteramos nuestro llamado a respetar los derechos humanos, a la libertad de los presos políticos y a la pronta adopción de un calendario electoral capaz de garantizar un proceso abierto y transparente", agregó el presidente argentino durante su discurso.

En Asunción del Paraguay en 2015, que fue la última cubre en aun participó Venezuela, el presidente argentino tuvo un fuerte cruce con la canciller venezolana Delcy Rodríguez.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)