FOGÓN ARTIGUISTA

Lorenzo faltó a cita con enojados del Frente Amplio

En una asamblea criticaron a Sendic y a la estructura del FA.

En Luis Batlle Berres y Camino Tomkinson, donde comenzó el Éxodo del Pueblo Oriental, se convocó ayer el "Fogón Artiguista" que reunió a un grupo de enojados con el Frente Amplio. Estaba prevista la presencia del exministro de Economía, Fernando Lorenzo, que al final no pudo concurrir porque estaba regresando de un viaje, informaron los organizadores. "Nos autoconvocamos porque no nos sentimos representados por la estructura del Frente. No era yo el que iba a comenzar, era Lorenzo que no pudo venir", señaló un frenteamplista que se identificó como Carlos Soria. Además dijo no compartir el hecho de que el vicepresidente Raúl Sendic "haya mentido sobre el título de licenciado" y "que el Plenario sea el que otorgue títulos".

"Escracharon a Fernando Lorenzo y el Frente Amplio no abrió ni la boca. El expresidente de la República (José Mujica) dijo yo me hago responsable y cuando le piden declaraciones por escrito mutis por el foro", afirmó el hombre ante unas veinte personas que lo escuchaban atentamente.

El segundo en hablar fue el organizador del evento, Federico Arregui, un abogado de Mercedes, hijo del ex diputado socialista Roque Arregui. En un breve discurso subrayó que "no se puede avalar con el silencio las cosas malas y horrorosas que están pasando". Criticó el hecho de que "esposas" de gobernantes estén en cargos y denunció que recibió una llamada de un integrante del gobierno municipal de Montevideo por salir públicamente a manifestar su enojo con la coalición.

"Después de que estuve en En Perspectiva, recibí un mensaje de un gobernante donde me decía que si me hubieran dado un cargo estaría con la boca callada. Lo digo porque soy abogado y tengo el mensaje guardado (...) Esto me repugna", reconoció Arregui. En tanto, otro de los presentes se identificó como Alfredo Correa, un empresario que denunció sobreprecios en la construcción de la planta de etanol de Ancap en Paysandú. Los participantes reafirmaron que no son "de derecha", sino "frenteamplistas que no quieren que se les robe la bandera". Hablaron contra los acomodos en el Estado y fustigaron la gestión que viene realizando la ministra de Educación María Julia Muñoz.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados