Darío Pérez

La Liga Federal, los orejanos del Frente

"Orejanos" o "artiguistas sin ataduras", así se definen los miembros de la Liga Federal Frenteamplista, grupo que hoy es noticia por negarse a votar el artículo del Presupuesto que suprime vacantes de soldados y el que establece el pasaje de la Policía Caminera a la Guardia Republicana.

La Liga Federal, que encabeza el diputado y excandidato a intendente por Maldonado Darío Pérez, nació como sector en el año 2000 y fue formalmente aceptado como parte de la coalición de izquierda en el 2002. Además, desde el 2012 integra la Mesa Política con voz y voto.

En las últimas elecciones nacionales, la Liga Federal se presentó en alianza con el Partido Socialista, allí obtuvo 60.700 votos. Este resultado le aseguró dos bancas en la Cámara Baja: Darío Pérez y Sergio Mier.

Pese a su peso electoral, el sector no tiene cargos en el gobierno del presidente Tabaré Vázquez y tampoco en la administración del intendente Daniel Martínez. Es más, en 20 años el grupo tuvo un solo cargo que fue el vicepresidente de la Ursea, Fernando Longo, en el anterior gobierno de José Mujica.

En las pasadas elecciones internas del Frente Amplio en 2012, cuando fue electa presidenta de la coalición la senadora Mónica Xavier, el sector solicitó que se habilitara una cuarta candidatura para postular a Mier. Sin embargo, el resto de los grupos del Frente Amplio se negaron a este pedido.

Polémico.

A nivel parlamentario, la Liga Federal funciona como una bancada independiente, aunque tiene una relación muy cercana a Congreso Frenteamplista, de Víctor Semproni.

En la anterior legislatura, Pérez manifestó su desacuerdo con dos leyes polémicas, como la legalización del aborto y de la marihuana. Sin embargo, al final decidió pedir suplente para no dejar al Frente Amplio sin las mayorías en el caso del aborto, y votó la ley de la marihuana.

Cuando se votó la legalización del aborto, Pérez se emocionó hasta las lágrimas. "Voy a retirarme de sala y va a entrar mi compañero. No puedo levantar la mano para votar este proyecto".

"No puedo levantar la mano por Ismael, mi hijo que no nació", aseguró el legislador que tiene otros cuatro hijos, pero perdió uno cuando transcurrían cuatro meses de gestación.

"La marihuana es una bosta con o sin ley, es enemiga del estudiante y del trabajador", dijo Pérez en agosto de 2013 cuando se aprobó la ley. Pese a estar radicalmente en contra, por su condición de médico, Pérez no pasó por alto el mandato del Frente Amplio. Accedió a votar, después que se incorporaran cursos para estudiantes en los liceos y que se instalaran centros de atención para adictos.

Anoche, sin embargo, no votó con su partido.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º