Declaran tres personas, fueron citadas como testigos; no hay detenidos

Jueza de Rocha retoma las audiencias por el caso Lola

Hoy martes la jueza penal de Rocha, Silvia Urioste, retomará las audiencias por el homicidio de la joven Lola Chomnalez. Junto a la fiscal Gabriela Sierra interrogarán a tres personas, aunque ninguna irá en calidad de indagada sino como testigos.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
La sede penal de Rocha centró toda la atención durante enero. Foto: R. Figueredo

La investigación en torno al homicidio de Lola (15), ocurrido el 28 de diciembre en una zona de dunas entre los balnearios de Valizas y Aguas Dulces, está oficialmente empantanado, luego que la semana pasada se conociera que las pericias de Policía Científica sobre las muestras de ADN de diez indagados en la causa habían dado negativo. Las pruebas de esas personas fueron cruzadas con el ADN que Policía Científica encontró en una toalla que perteneció a Lola; la muestra es de un hombre cuya identidad se desconoce hasta el momento.

"Hasta ahora no hay nada", dijo el viernes la fiscal Gabriela Sierra a El País, cuando se retiraba junto a la jueza Silvia Urioste y otros funcionarios de la sede penal de Rocha.

Según fuentes judiciales, el martes 20 ingresaron ocho muestras de ADN a Policía Científica pertenecientes a personas indagadas por Urioste y Sierra.

Se trataba de muestras extraídas al pescador que encontró el cuerpo de Lola Chomnalez en un lugar de difícil acceso con vegetación y dunas bajas en la playa de Valizas; dos detenidos radicados en el balneario Aguas Dulces e integrantes del entorno de la víctima, y otras personas que declararon anteriormente en la causa.

Ese martes 20 también testificaron varios menores oriundos de Valizas. Para extraerles pruebas de ADN se necesita su consentimiento, así como el de sus padres y de la jueza actuante. Los adolescentes se negaron a las pericias, señalaron las fuentes.

El miércoles 21 ingresaron otros dos patrones de ADN a la sede de Policía Científica, con lo cual las pericias totalizaron una decena.

Los resultados de esas pericias fueron entregados el viernes 23 en la sede penal de Rocha. Todos dieron negativo. Es decir, la mancha de sangre encontrada en la toalla de Lola no pertenecía a ninguno de los indagados por la jueza Urioste y la fiscal Sierra. Por ese método, quedaron descartados integrantes del entorno de Lola Chomnalez y los sospechosos que residen en Rocha.

Según fuentes judiciales, técnicos de Policía Científica realizaron el viernes otra ronda de pericias con las muestras de los indagados y los resultados también fueron negativos.

Otras fuentes de la investigación señalaron que solo hay una muestra masculina de ADN pero ningún sospechoso.

Punto cero.

Hasta el momento se cayeron todas las líneas de investigación seguidas por la Justicia y una unidad especial enviada a Rocha el viernes 2 de enero por el Ministerio del Interior con el objetivo de esclarecer el caso.

Uno de los que irá a declarar hoy es un ex preso del Comcar conocido como "Huguito". El viernes 2, la unidad especial del Ministerio del Interior comenzó la búsqueda de "Huguito", un individuo que trabajó en Valizas en los días en que ocurrió el crimen. Un ex preso señaló a la Policía que ese sujeto sabría quién había sido el autor del homicidio de Lola Chomnalez ocurrido en la tarde del domingo 28 de diciembre. "Huguito", que vive en Montevideo, declarará hoy martes a la hora 9. Otras dos personas fueron citadas para ese día.

Hasta el momento la Justicia y la Policía han venido descartando varias líneas de investigación, que en las últimas semanas hicieron que una decena de detenidos hayan ido a declarar al Juzgado de Rocha.

La jueza Urioste y la fiscal Sierra tienen en su poder perfiles del homicida y de Lola. La joven argentina era una persona de complexión alta y flaca y acostumbrada a hacer gimnasia. Practicaba deportes en tela y, por lo tanto, capaz de defenderse con fuerza.

Los investigadores policiales estiman que Lola fue llevada por la fuerza a unos 150 metros del agua y a un lugar muy escondido. En el brazo derecho tenía varios puntazos de un cuchillo. Es posible que, al llegar a ese lugar, su homicida la haya sorprendido por detrás y golpeado la cabeza con un palo. En un principio, el forense que estudió el cuerpo de Lola estimó que la joven pudo haber recibido un puñetazo en la cabeza que le provocó un traumatismo de cráneo.

Posteriormente, policías encontraron cerca de donde apareció el cuerpo, el martes 30 de diciembre, un palo con restos de cabellos. Aún no se sabe si pertenecen o no a Lola Chomnalez.

Seguimiento oficial y reunión con la familia


El homicidio de la joven Lola Chomnalez no solo se convirtió en un caso mediático en Argentina y Uruguay, sino que además llamó la atención de los gobiernos de ambos países. La cancillería argentina publicó hace unas semanas un comunicado expresando que esperaba una pronta resolución de la Justicia uruguaya.

Por su parte, el subsecretario del Interior, Jorge Vázquez, anunció a mediados de enero que se reunió con integrantes de la familia de Lola. "Nos reunimos personalmente con la familia de Lola, mostraron su conformidad con la investigación", dijo el subsecretario.

Un caso complejo con muchas preguntas


Lola Chomnalez llegó a Rocha en la tarde del sábado 27 de diciembre y falleció entre las 13 y las 16 horas del domingo.

El cuerpo de Lola fue encontrado el martes 30 por un pescador y su hijo en una zona de difícil acceso entre Valizas y Aguas Dulces. Apenas se veía un trozo muy pequeño del short de la joven. Los restos estaban enterrados debajo de un montículo de arena. La Policía no encontró señales de arrastre del cuerpo. En las vías aéreas y bronquios los médicos forenses encontraron una gran cantidad de arena. Lola murió sofocada. .

Además de puntazos en el brazo derecho, la joven sufrió un traumatismo de cráneo supuestamente por un puñetazo. El o la homicida intentó degollarla con un cuchillo y no pudo hacerlo. Apenas le lastimó la piel.

Pese a los rastrillajes de la Policía, en un principio no apareció la mochila de Lola —supuestamente contenía $ 2.500 y un libro del escritor argentino Julio Cortázar. El miércoles 14 de enero funcionarios policiales encontraron la mochila.

El caso tuvo tres jueces, nueve indagados y, por lo menos, cuatro líneas de investigación.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)